18 de octubre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El verdadero culpable del asesinato de Kevin Smith fue Larry Davis, quien falleció en el año 2005

Clarence Shipley Jr., un inocente que pasó 27 años de su vida entre rejas en Baltimore por un asesinato no cometido

Clarence Shipley Jr. estuvo 27 años en la cárcel por un crimen que no cometió
Clarence Shipley Jr. estuvo 27 años en la cárcel por un crimen que no cometió
Fue acusado de matar a un hombre llamado Kevin Smith durante un atraco producido en Cherry Hill, en el estado de Baltimore, en octubre del año 1991. Pese a manifestar siempre su inocencia, en 1992 fue condenado por asesinato en primer grado y en diciembre de 2018 fue exonerado y puesto en libertad.

Clarence Shipley Jr. salió de prisión el 18 de diciembre de 2018 tras pasar 27 años en prisión, más de la mitad de su vida, por un crimen que nunca cometió. Pudo volver a pasar las navidades con su familia después de que fuera exonerado de todos los cargos que pesaban en su contra dejando el tribunal de la ciudad de Baltimore como un hombre libre.

Frente a una sala repleta, el juez del circuito Jeffrey Geller otorgó una petición conjunta de orden de inocencia presentada por la Clínica “Proyecto Inocencia” de la Universidad de Baltimore (UBIPC) y el Fiscal del Estado de la ciudad de Baltimore. Después de esperar ansiosamente durante más de una hora en la parte de atrás de la sala del tribunal, los miembros de la familia de Shipley lloraron de alegría al ver que era declarado inocente.

Shipley, ahora de 47 años, fue condenado por asesinato en primer grado en 1992, basado en el testimonio de un testigo ocular que eligió su foto de una serie de imágenes con diferentes sospechosos mostradas por la policía. Había sido falsamente implicado en un asesinato debido a que un informante de una cárcel proporcionó a los agentes una supuesta información cuando este había sido arrestado por una serie de robos de automóviles en la ciudad de Baltimore y el condado de Baltimore. 

Clarence_Shipley_3

Clarence Shipley Jr. besa a su madre tras salir del juzgado

La víctima, Kevin Smith, había recibido un disparo en el transcurso de un robo en el barrio de Cherry Hill. Varios miembros de la comunidad proporcionaron información a la policía sobre la identidad del asesino, un tal Larry Davis, en los días posteriores al asesinato, pero la policía nunca dio con este individuo.

Shipley siempre se declaró inocente

Shipley fue detenido, pero siempre declaró su inocencia desde el principio, diciendo que estuvo en otro lugar durante el tiroteo. La policía no investigó su coartada, ni dio importancia a los testimonios declarados por varias personas asegurando que Larry Davis era el tirador. Por ello, Clarence Shipley Jr. fue condenado pese a tener una coartada y la prueba de un testigo que aseguraba que el tirador era diestro, no como Shipley, que es zurdo.

El ya exconvicto cuestionó su condena en repetidas ocasiones a lo largo de los años, pero se le negó un nuevo juicio. En 2014, su familia contrató a un investigador de homicidios retirado del Departamento de Policía de Baltimore para revisar el caso. El investigador encontró nuevas pruebas y llegó a afirmar que Shipley era inocente.

El caso fue presentado a la profesora Michele Nethercott, de la UBIPC, un proyecto conjunto de la Facultad de Derecho de la Universidad de Baltimore y la Oficina del Defensor Público (OPD), y un afiliado del Proyecto Inocencia del Atlántico Medio (MAIP).

Clarence_Shipley_2

Clarence Shipley Jr. habla para los medios después de salir del juzgado

La profesora Nethercott, La abogada del personal de la UBIPC, Brianna Ford, y un investigador de MAIP trabajaron mucho en el caso, encontrando nuevas pruebas importantes que señalaban la inocencia de Clarence, aunque todavía les faltaban pruebas necesarias para demostrarla en los tribunales.

Se demuestra que Shipley no fue el culpable

La profesora Nethercott presentó el caso a la Unidad de Integridad de Convicciones en la Oficina del Fiscal del Estado de la Ciudad de Baltimore, que es parte de una asociación financiada por el gobierno federal con MAIP y UBIPC para investigar en colaboración posibles casos de condena injusta. La nueva investigación se desarrolló con varios testigos que demostraron la inocencia de Clarence Shipley y la culpa de Larry Davis, aunque este ya había fallecido en el año 2005.

“Las condenas por negligencia no son poco frecuentes, ya que pocos fiscales en Maryland están dispuestos a trabajar de manera proactiva para corregir estos errores”, decía en diciembre de 2018 el profesor Nethercott. “Aplaudo a la fiscal estatal Marilyn Mosby por reconocer que se producen condenas injustas y que los fiscales tienen la obligación de exonerar a los inocentes, así como de condenar a los culpables”, afirmaba. La ciudad de Baltimore es la única Oficina de Abogados del Estado en Maryland con una unidad dedicada a identificar e investigar condenas por negligencia. 

Clarence_Shipley_4

En el medio Clarence Shipley Jr.

En 2008, LA OPD y la Facultad de Derecho de la Universidad de Baltimore establecieron la Clínica “Proyecto Inocencia” para identificar a personas como el Clarence Shipley que han sido condenados en los tribunales estatales de Maryland por delitos que no cometieron, y para ayudar en la investigación y representación de sus reclamos. La Clínica del Proyecto Inocencia también está afiliada a MAIP, que brindó apoyo en la investigación en el caso del Shipley.

COMPARTIR: