21 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

ESTA INSTITUCIÓN que COMENZARÁ SU ANDADURA EL próximo uno DE JUNIO también trabajará para acabar con la impunidad de las élites

La nueva Fiscalía Europea luchará en la erradicación de la corrupción judicial en los países de la Unión Europea

Ursula Von der Leyen, en el último acto del Consejo Europeo
Ursula Von der Leyen, en el último acto del Consejo Europeo
La mayoría del congreso de los diputados demostró el pasado jueves su respaldo a la creación de la Fiscalía Europea. Esta Fiscalía tendrá como principal función la instrucción de los delitos contra el derecho de la Unión Europea y también la protección de los denunciantes. La puesta en marcha de esta institución traerá serias modificaciones en el panorama judicial.

El primer día del mes de junio la noticia estará en el inicio de la actividad de la Fiscalía Europea. A esta institución se le dio luz verde a través de un reglamento de 2017 de la Unión Europea y por fin este año verá la luz. Sin embargo, desde la firma del tratado de Lisboa en el año 2000, ya se pretendía la redacción de una ley de procedimiento único tanto civil como penal para la unión de los 28.

Esta Fiscalía supone una verdadera revolución para la justicia. Su cometido es la instrucción de aquellas infracciones del derecho de la Unión, así como de los intereses económicos. Este segundo apartado tiene su sentido debido a la distribución de las ayudas por parte de la Unión Europea para combatir la crisis económica derivada del Covid-19. La institución se encargará de llevar a cabo investiaciones y enjuiciamientos penales por delitos contra el presupuesto de la UE. También será perseguido por esta nueva fiscalía, por su consideración como infracción del derecho de la Unión, el delito contra el medio ambiente.

Pedro Sánchez en el Consejo Europeo

Dos de las acometidas principales de este nuevo organismo es la erradicación de la corrupción judicial en los países de la Unión, así como la finalización de la impunidad de las elites. Además, estas dos cuestiones se podrán atajar por la inclusión de una nueva herramienta, el derecho de avocación. La Fiscalía Europea tendrá la posibilidad de detener la instrucción de una causa judicial en un estado, para llevarla a otro y continuarla allí. Esa es la manera con la que se buscará asegurar la inexistencia de corrupción judicial, ni de un trato favorable a algunos poderosos.

La Fiscalía será la encargada de las investigaciones y tendrá que orientar y garantizar la coherencia de las mismas. Además, se lo otorga la jerarquía suficiente como para dar órdenes directas a la policía y a la fiscalía de cada estado miembro. Estos estados deberán cumplir todas las directrices de la Fiscalía Europea.

Josep Jover, especialista en derecho europeo, explicó en un congreso online realizado por ACODAP que los magistrados de cada estado pasan a estar a disposición del fiscal por medio de esta nueva estructura. Dejó claro que a partir de ahora cualquier juez que entienda un incumplimiento del derecho de la Unión en su caso, debe llamar a la UE para comunicarlo. Vuelve a recalcar que la policía y los jueces de los países están a disposición del fiscal europeo.

La tribuna del congreso

El debate sobre la enmienda presentada por el Partido Popular al Proyecto de Ley de aplicación del Reglamento europeo, en el cual se establecía la creación de la Fiscalía Europea, se convirtió en un debate repleto de discusiones.

Los reproches comenzaron con la intervención del diputado del Partido Popular Luis Santamaría, quien criticó al gobierno por la contradicción jurídica que supone el apoyo de la Fiscalía europea independiente y la elección de Dolores Delgado como la Fiscal general del Estado. El diputado de Ciudadanos, Edmundo Bal, se mostró de acuerdo con la crítica del PP y celebró la independencia de la nueva Fiscalía.

Junts per Catalunya y Unidas Podemos afirmaron su posición favorable a la creación de un nuevo instrumento jurídico independiente. El segundo de estos resaltó la cuestión de los delitos fiscales en torno al Rey emérito, ya que esta institución pretende acabar con los privilegios judiciales existentes.

El Ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, interviene en el pleno del Congreso

No solo estos dos, sino la mayoría de portavoces dieron el visto bueno a la Fiscalía europea. Sin embargo, dejaron claro que tenían propuestas para mejorar el proyecto de ley y que las prisas del Gobierno no eran buenas.

A pesar de todo, este proyecto de Ley Orgánica ha sido respaldado por la mayoría de la cámara. Campo ha querido destacar este hecho como un logro en el proceso de integración y en la lucha contra el fraude a gran escala. Destaca la creciente importancia de esta institución por el contexto de pandemia y la llegada de fondos europeos a los países miembros. En definitiva, la inauguración de la Fiscalía europea es apoyada casi completamente por el panorama político nacional.  

COMPARTIR: