25 de septiembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Arranca con pinchazo en Cádiz su precampaña, mientras en Málaga también hubo problemas con un youtuber condenado por impedir votar a uno de Podemos

Macarena Olona, los secretos de la candidata de VOX en Andalucía: Padre vinculado a Jordi Pujol y líos laborales

El Cierre Digital en
/ Macarena Olona
Vox se estrelló este pasado domingo en Cádiz con una manifestación a la que apenas acudieron 200 personas. Este acto suponía la presentación pública de Macarena Olona como candidata a las elecciones andaluzas. Olona es una de las parlamentarias más populares y polémicas del partido que lidera Santiago Abascal. Una mujer a la que las encuestas que manejan en su formación sonríen, y que tiene una trayectoria unida a escándalos y polémicas en su carrera como funcionaria.

Vox quería romper la hegemonía de la izquierda política y sindical en el Primero de Mayo y convocó una manifestación en Cádiz que se suponía multitudinaria porque el partido había fletado autobuses desde Madrid y varias provincias andaluzas. 

La elección para el acto de la 'Tacita de plata' era llamativo porque Vox no se había solidarizado con los trabajadores del Astillero cuando estos convocaron huelga. El acto suponía la presentación oficial de la polémica Macarena Olona como candidata andaluza del partido. 

Sin embargo, su debut no pudo ir peor ya que a la concentración apenas acudieron 200 personas. Según el alcalde de la ciudad, José María Rodríguez 'Kichi', había menos gente "que en una mudanza"

El pinchazo de Vox en Cádiz contrasta con las soberbias encuestas que maneja el partido en Andalucía, que podría convertirse en tercera fuerza y ser imprescindible para que el 'popular' Juanma Moreno se mantenga al frente de la Junta. 

Vox en Cádiz. 

Olona se mostró emocionada: "Hoy es mi primera intervención tras honrarme Santiago y Vox con la candidatura a la presidencia de la Junta de Andalucía, y no os quepa la menor duda de que tomar por primera vez la palabra el 1 de mayo, día de los trabajadores, es una declaración de intenciones. Soy la candidata del pueblo, soy la candidata de Andalucía y para todos los andaluces. Las élites hoy no están aquí, soy una de los vuestros. Si yo llego, si Vox llega, llegaremos todos". Este debut agridulce de Olona ha venido de la mano de una constante en la vida de la diputada, la polémica. 

Con un 'youtuber' condenado por impedir votar

No es la primera controversia de Olona desde que se ha sabido que es la apuesta de Vox para las autonómicas andaluzas. En Málaga realizó hace unos días un acto con el polémico youtuber David Santos, condenado a un año de cárcel porque cuando fue presidente de mesa en las elecciones generales de noviembre de 2019 impidió a un simpatizante de Unidas Podemos ejercer su derecho al voto por tener el DNI caducado. 

No contento con su 'hazaña', Santos hizo una foto al ciudadano al que le impidió su derecho constitucional y la subió a las redes junto al siguiente mensaje: "Ser presidente de una mesa electoral y no permitir votar a un apoderado de Podemos por tener el DNI caducado, no tiene precio". Este tuit acabó en manos de la Policía Nacional, que se puso en contacto con la Junta Electoral de Zona para iniciar acciones legales. 

El polémico youtuber David Santos. 

Santos, según la sentencia, tiene "una animadversión ideológica con Unidas Podemos por sus publicaciones sociales, entre las que destaca su protesta en la casa de Pablo Iglesias o la invitación a realizar una barbacoa en su domicilio" y es un "influencer político de la formación política Vox".

'La influencer de ultraderecha'

Casi de influencer podía calificarse a Macarena Olona. Su papel en la Cámara Baja se asemeja más a la de una youtuber, como si se tratara de su seguidor David Santos, que a una política al uso. De verbo lacerante, Olona no se para ante nada. 

Su discurso negacionista sobre la violencia de género, sus críticas a la Guardia Civil por utilizar en su perfil de Twitter la bandera del Orgullo LGTBI o sus cruces de acusaciones con la exvicepresidenta del Gobierno Carmen Calvo hacen que esté siempre en el foco de todas las polémicas. A ella, esto parece no molestarle aunque en ocasiones tenga consecuencias, como el anuncio de demanda del PSOE ante el Tribunal Supremo por “calumnias graves” contra el entonces Ministro de Sanidad Salvador Illa al que ha acusado de “ocultar muertos”. Pero, ¿quién es realmente Macarena Olona?

Un padre incómodo

Macarena Olona Choclán nació en Alicante el 14 de mayo de 1979. Sobre su infancia, igual que de otros aspectos de su vida, hay muy poca información. Siempre ha hablado de su madre, María Antonia ‘Toñi’ Choclán como de una superviviente que se encargó de sacar adelante tanto a ella como a su hermana Lucía, como madre soltera que era. El padre de la hoy diputada de Vox, era Pablo Olona, fallecido el pasado mes de marzo, conocido por ser uno de los empresarios vinculados al entramado societario familiar de Jordi Pujol.

Pablo Olona estuvo vinculado a dos figuras fundamentales en Cataluña en los últimos años: el empresario Javier de la Rosa y el expresidente Jordi Pujol. Con el primero llegó a estar implicado en el conocido como ‘Caso KIO’. Su vínculo con Pujol procede del polémico abogado Joan Piqué Vidal. Olona fue fundamental para la Justicia en el seguimiento del rastro del dinero de los Pujol-Ferrusola en Panamá.

Pablo Olona, a la izquierda. 

Finalmente, el empresario leridano fue condenado por un caso de corrupción y en diciembre de 2015 aprovechó un permiso penitenciario para fugarse. En marzo de 2016 fue detenido en Andorra y un mes más tarde fue extraditado.

Entre las empresas de Pablo Olona destaca Torre Garrofer S.L., constituida en 1992 en Madrid y trasladada a Alicante en 1999. En esta empresa también aparecía el nombre de Toñi Choclán, madre de Macarena, con lo que la relación con su padre, al contrario de lo que ha dicho, sí que se mantuvo hasta finales de los 90. Al menos en el terreno empresarial. La empresa fue liquidada por la madre de Macarena en 2007.

Un currículum puesto en duda

Licenciada en Derecho en 2003 por la Universidad de Alicante, seis años después, en 2009, ingresó por oposición en el Cuerpo de Abogados del Estado. Cuando Vox contactó con ella en 2019, tanto Iván Espinosa de los Monteros como Santiago Abascal tenían claro que su pasado profesional le ayudaba y citaban en su lista de éxitos los siguientes: Conseguir la absolución de policías por su papel en las manifestaciones del barrio burgalés del Gamonal, consiguió la primera multa contra un alcalde por incumplir la ley de 1981 que obliga a hacer ondear la bandera de España en los edificios públicos, obtuvo la exculpación de cuatro guardias civiles que habían sido acusados de torturas y recuperó a través de la vía concursal casi 100 millones de euros para el Estado de una trama de empresas creadas en el País Vasco para recibir subvenciones. 

Sin embargo, este currículum ha sido puesto en duda por el periodista de la Cadena SER  Miguel Ángel Campos, que aseguró que Olona “solo llevó un caso de corrupción en toda su carrera como abogada del Estado y lo acabó perdiendo”. En concreto, “las supuestas irregularidades cometidas durante las obras de la nueva lonja pesquera del puerto de Pasajes en Guipúzcoa, que fueron archivadas en 2018 por un juzgado de San Sebastián”.

Lo cierto es que Macarena Olona fue Jefa Abogada del Estado en Euskadi entre 2013 y 2017. Sin embargo, su presencia en esta Comunidad Autónoma generó muchos problemas entre el Gobierno central y el vasco. El PNV no estaba conforme con muchas de las actividades que llevaba a cabo Olona y exigió su cabeza al entonces presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, cuando el PP necesitó de los nacionalistas vascos para poder aprobar presupuestos.

Acto de Vox en Cádiz. 

Olona pasó entonces a la presidencia de Mercasa. Al frente de esta empresa pública también hubo polémica por el conocido como ‘Casa Mercasa’. Olona tuvo que acudir a declarar al Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional ante José de la Mata por unos supuestos sobornos en Defex, otra empresa pública dedicada a Defensa. Olona siempre ha destacado que su papel fue determinante para descubrir las corruptelas en esta empresa pública y que por ese motivo fue cesada por el Gobierno de Pedro Sánchez en octubre de 2018.

Un año después Santiago Abascal y Espinosa de los Monteros le invitaron a unirse a su partido y desde mayo de 2019 es diputada por la provincia de Granada. Además, hasta ahora es la Secretaria General de la formación en la Cámara Baja. Para algunos ha sido una parlamentaria revelación, para otros alguien que ha rebajado el nivel del Congreso.

Entre las preguntas realizadas al Gobierno por la diputada Olona durante los dos últimos meses, hay algunas como "¿Es cierto que España tiene tantos muertos por Covid porque en España está Madrid?" o "¿Va a desistir de imponer en España el modelo chavista venezolano?"

Su punto culminante como congresista lo alcanzó en octubre de 2019 cuando la presidenta de la Cámara Baja, Meritxel Batet, tercera autoridad del Estado, la expulsó del hemiciclo. Sucedió en el inicio del debate de la Diputación Permanente, cuando algunos diputados de Vox decidieron ocupar los asientos asignados a los parlamentarios de Ciudadanos.

En cuanto a su vida personal sólo se sabe que en diciembre tuvo un hijo al que puso el nombre de Diego. La prensa del corazón aún no la tiene en su punto de mira, aunque su nombre apareció injustamente vinculado con el conocido Merlosplace, cuando se hicieron públicas unas imágenes de Alfonso Merlos besándose con una mujer en un restaurante a la que las redes identificaron erróneamente con Olona.

Hoy, sobre su vida sentimental no hay información y ella no suelta prenda, lo mismo que sobre su padre, Pablo Olona.

COMPARTIR: