28 de marzo de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Según la denuncia del sindicato AUGC, Félix Vicente Azón no ha dado aún explicaciones de por qué se ha tomado esta decisión

El Director General de la Guardia Civil deniega los permisos navideños por los "servicios especiales" que los agentes tendrán que prestar en Cataluña

Félix Vicente Azón, Director General de la Guardia Civil
Félix Vicente Azón, Director General de la Guardia Civil / Efe
El Gobierno de Pedro Sánchez y la Guardia Civil tienen un nuevo motivo de fricción: los permisos con motivo de las vacaciones de Navidad. La Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC) ha realizado una queja ante el Director General de la Benemérita Félix Vicente Azón Vilas con motivo de los “servicios especiales” en Cataluña en esas fechas y que impedirían a muchos agentes disfrutar de los días de permiso.

Los "servicios especiales" decididos por por el nuevo director general de la Guardia Civil, Félix Vicente Azón, están creando discrepancias dentro del Cuerpo. Estos servicios se desarrollarán entre el 16 de diciembre al 20 de enero de 2019, es decir, coincidiendo en su gran parte con las fechas navideñas, y la AUGC se ha decidido a protestar ante la Dirección General de la Guardia Civil por no poder disfrutar de permisos navideños debido a que son requeridos para esos "servicios especiales" en Cataluña

En su escrito a la Dirección General de la Guardia Civil, el sindicato recuerda que las normas especifican “la necesidad de compensar a aquellos compañeros que no puedan disfrutar los turnos de Navidad por encontrarse trabajando fuera de su Unidad”. Aclarando también que “para garantizar la operatividad de las unidades, se establecerán turnos para su disfrute. Siempre que sea posible, los permisos se concederán de acuerdo con las preferencias manifestadas por el personal”.

Según la AUGC en la orden de sus superiores no hay nada que justifique la necesidad de estos servicios especiales en Cataluña, y explican en su queja que “en todo el documento no se habla ni una sola vez de una situación extraordinaria, imprevista o de tal importancia que impida que los guardias civiles puedan disfrutar dicho permiso”. “La situación ha sido generada intencionadamente por la cadena de mando pues, lo lógico sería nombrar las comisiones de servicio para repartir las navidades, de tal modo que todo el personal estuviese comisionado en parte de las fechas y pudiese disfrutar su permiso en otras” puntualizan.

Tras la queja de la AUGC, la Dirección General de la Benemérita deberá responder dando las explicaciones que estas asociaciones de agentes solicitan. Esta fricción entre uno de los Cuerpos de Seguridad del Estado y sus responsables políticos desde la llegada al Ministerio del Interior de Fernando Grande-Marlaska, tras sus quejas por la falta de material y de medios.

COMPARTIR: