21 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La ahora presidenta de Asval fue secretaria de Estado de Vivienda en Fomento con Ábalos, entonces reacio a intervenir el mercado de casas y pisos

El lobby de propietarios de vivienda incorpora a excolaboradores de Ábalos para frenar la regulación de los pisos turísticos

El Cierre Digital en Montaje sobre Helena Beunza, José Luis Ábalos y la ciudad de Benidorm.
Montaje sobre Helena Beunza, José Luis Ábalos y la ciudad de Benidorm.
Poderosísimos fondos de inversión, que son grandes tenedores de vivienda en España, han conformado un lobby de propietarios, la Asociación de Propietarios de Vivienda en Alquiler (Asval). Esta Asociación, que presidió el exalcalde socialista de Barcelona y exministro Joan Clos, ahora es liderada por una excolaboradora de José Luis Ábalos en el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Helena Beunza.

"La vivienda es un derecho social y también un bien de mercado", decía José Luis Ábalos en febrero de 2021 para justificar el retraso de la aprobación de la Ley de Vivienda que Podemos exigía impulsar para controlar los alquileres en España.

La ley salió adelante casi dos años después, sin la ambición exigida por los morados (que también querían regular los pisos turísticos), y para entonces Ábalos había caído a 'diputado raso' tras casi tres años al frente del Ministerio de Transportes, que rige Vivienda.

Ábalos se apoyaba para estas labores en su secretaria de Estado de Vivienda, Helena Beunza, recién fichada por el lobby impulsado y financiado por los grandes tenedores de vivienda, Asociación de Propietarios de Vivienda en Alquiler (Asval), alimentada por poderosísimos fondos de inversión. 

Asval y el gusto por políticos socialistas

Los propietarios de vivienda han contado con el hacer de los magazines televisivos matinales, generadores de la 'okupamanía', para evitar regulaciones. Pero en 2019 gigantes como Ares, Blackstone o Cerberus, ahora acompañados por miles de asociados, pusieron en marcha un lobby de propietarios, la Asociación de Propietarios de Vivienda en Alquiler (Asval). 

Este proyecto surgió para hacer frente al Gobierno, que decía tener la vivienda como una de sus principales preocupaciones. Y lo hicieron fichando como presidente a un emblemático socialista, Joan Clos, exalcalde de Barcelona y exministro de Industria con José Luis Rodríguez Zapatero como presidente.

Clos tuvo que 'cortejar' a Ábalos y a Raquel Sánchez para limar las ambiciones progresistas en tarea de vivienda. El exedil recibió severas críticas desde su partido, conscientes del enorme sueldo que recibía a cambio de hacer lobby. "Algunos de Podemos ven al propietario no como colaborador necesario sino como enemigo social", llegó a decir sobre los socios de su partido en el Gobierno. 

José Luis Ábalos. 

Clos se marchó de forma voluntaria tras recibir críticas por liderar un lobby que presentó 2.000 reclamaciones patrimoniales al Estado por los límites al alquiler y, a la vez, integrar el Consell Assessor del líder del PSC, Salvador Illa. "Los fondos de inversión no tienen la culpa de que los alquileres suban en Barcelona", llegó a decir. 

El exalcalde de la Ciudad Condal iba a ser sustituido por otra política que había trabajado junto a Ábalos, Isabel Pardo de Vera. Sin embargo, la que fuera secretaria de Estado de Transportes hasta el escándalo de los trenes que no cabían por los túneles de Cantabria y Asturias "finalmente renunció al puesto tras ser informada por La Moncloa del desagrado del Gobierno ante esta 'puerta giratoria' de manual", afirman fuentes del sector a elcierredigital.com

"No consideraría siquiera acceder a ese cargo sin contar con el aval de la oficina de incompatibilidades y el beneplácito del Gobierno", señaló Pardo de Vera ante la tormenta que podría haberse desatado con el bloqueo. 

"La renuncia de Pardo de Vera al ser advertida de que su fichaje iba a ser bloqueado por la Oficina de Conflicto de Intereses [dependiente del Ministerio de Hacienda] ha desembocado en el fichaje de Beunza, que será la encargada de 'torear' a la mano derecha de Isabel Rodríguez [la nueva Ministra de Vivienda], el secretario de Estado de Vivienda y Agenda Urbana, David Lucas", afirman estas mismas fuentes a este diario. 

"La Junta Rectora de la Asociación de Propietarios de Vivienda en Alquiler (Asval) ha designado a Helena Beunza como nueva presidenta en sustitución de Joan Clos, que culminó en diciembre su mandato tras liderar la asociación desde 2020. La decisión será ratificada en las próximas semanas por la Asamblea General de la asociación", señalaron desde la misma. 

Beunza fue directora general de la Entitat Valenciana d'Habitatge i Sòl (EVha), el organismo de la Generalitat Valenciana encargado de las políticas de vivienda social, y ahora trabajará junto a Laura Fernández, nueva directora general de Asval tras sustituir a María Andreu. 

El nuevo equipo de Asval tendrá que intentar que se aplace sine die la regulación de los pisos turísticos, en parte porque formaciones como el PNV no parecen proclives a hacerlo. 

David Lucas, el hombre fuerte de Vivienda en La Moncloa

La Ley de Vivienda aprobada el pasado año es atribuida desde La Moncloa al hasta ahora número dos de Transportes y nuevo secretario de Estado de Vivienda y Agenda Urbana, David Lucas, que mantiene tareas tras desgajarse Vivienda como ministerio del de Transportes. 

Fuentes gubernamentales señalan que Lucas "quería una ley más laxa", pero el empuje de Unidas Podemos acabó doblando el brazo del PSOE, que sin embargo sí que se abre a regular los pisos turísticos pese a que la nueva ministra del ramo, la 'defenestrada' Isabel Rodríguez, transmitió en su toma de posesión "un mensaje de tranquilidad y de esperanza, de sensibilidad, con los pequeños propietarios". 

En estos últimos cuatro años, Lucas programó el actual Plan de Vivienda para el Alquiler Asequible (PVAA) y, gracias a su impulso, durante su etapa en el anterior Ministerio se aprobó el actual Plan Estatal de Vivienda 2022-25 y el Bono de Alquiler Joven. Además, negoció e impulsó, entre otros desarrollos, la Operación Campamento, tal y como explica La Moncloa. 

Cabe recordar que Lucas fichó como subsecretaria de Vivienda a Llanos Castellanos, portavoz adjunta de Juan Lobato en el Grupo Parlamentario Socialista en la Asamblea de Madrid y bien considerada por el 'sanchismo' como miembro de la Ejecutiva Federal del PSOE.

Lucas, más de tres décadas de trayectoria política

Pocas personas del caótico socialismo madrileño coleccionan tres décadas de servicio público sin estar lastrados por escándalos, polémicas o patinazos. Una de ellas es, sin duda, David Lucas, que arrancó su carrera en 1993 como jefe del Gabinete del histórico alcalde de Getafe, Pedro Castro. El delfín de Castro consiguió acta de concejal en 1999 y en 2003 fue aupado a la primera tenencia de alcalde de la ciudad. 

Pero en 2007 lo reclamaron para reforzar a Miguel Sebastián en la capital y la renuncia del economista tras su debacle electoral forzó a Lucas a asumir la portavocía en la capital del PSOE, convirtiéndose en látigo del equipo 'popular' que lideraba Alberto Ruiz-Gallardón. 

En 2011 la FSM tenía un nuevo encargo para Lucas, que se convertía por sorpresa en candidato en Móstoles. Los socialistas estaban divididos y en manos de una gestora en la segunda ciudad más habitada de la Comunidad de Madrid con alrededor de 200.000 habitantes. 

Lucas no obtuvo la alcaldía, pero en 2012 se hizo con el poder en la agrupación tras vencer en las primarias... a la polémica exalcaldesa Noelia Posse. En 2015 el edil logró la alcaldía, con Posse como concejala, pero la cercanía de ésta con la entonces líder de los socialistas madrileños, Sara Hernández, acabaron forzando su salida en 2018. 

Cuando todo el mundo en la FSM daba por muerto políticamente a Lucas, en 2020, José Luis Ábalos lo reclutó como secretario general de Agenda Urbana y Vivienda, adscrito al Ministerio de Transportes, y en los últimos tiempos su nombre sonó incluso para encabezar al PSOE en las municipales de Madrid del pasado año. 

COMPARTIR: