30 de julio de 2021
|
Buscar
EDICIÓN VERANO

El jefe de la oposición ni siquiera contempla 'sacrificar', como le piden los críticos, a su Secretario General Teodoro García Egea

Pablo Casado, el líder del PP, pasa al Plan 'B': Cambio de sede, presión contra Podemos y acercamiento a Isabel Díaz Ayuso

/ Pablo Casado. Foto: Flickr.
La debacle del Partido Popular en las elecciones autonómicas catalanas ha sido sofocada a nivel interno por Pablo Casado, que anunció en pleno Comité Ejecutivo que la formación de centro-derecha abandonaba Génova 13. El líder de la oposición, además, ha intensificado su presión para echar a Pablo Iglesias del Gobierno.

La sorprendente debacle en las elecciones autonómicas catalanas del Partido Popular, que no fue capaz siquiera de retener su resultado de 2017 a pesar del desplome de Ciudadanos, pretende ser sofocado de forma rápida y eficaz por Pablo Casado, temeroso de que el sorpasso de Vox se convierta en dinámica a nivel estatal.

El líder de la oposición ha apostado por un cambio estético, el PP dejará Génova 13 y este hecho ayudará a aliviar las maltrechas cuentas del partido, ha intensificado su cercanía al PSOE para distanciarse de Vox y ha regalado 'palos' a Unidas Podemos para que Santiago Abascal no parezca el único líder conservador del Congreso de los Diputados.

Casado también ha mostrado su cercanía con Isabel Díaz Ayuso, que fue la única baronesa a la que comunicó el cambio de sede antes de anunciarlo en el Comité Ejeucutivo del PP. Los presidentes autonómicos Juanma Moreno, Alberto Núñez-Feijóo y Alfonso Fernández Mañueco, y también el alcalde José Luis Martínez Almeida, han confirmado que Casado no consultó con ellos.

Presión contra Iglesias

El líder del PP ha abierto la puerta a negociar la renovación del Consejo General del Poder Judicial o del Consejo de Administración de RTVE con el PSOE. Pedro Sánchez, con su relación en horas bajas con Unidas Podemos, ha querido dar 'celos' a Pablo Iglesias llamando a Casado.

Y Casado ha intensificado sus ataques contra Unidas Podemos, al que quiere fuera del Gobierno. Es decir, la prioridad del Partido Popular ya no parece ser 'tumbar' al Ejecutivo, que aprobó presupuestos a finales de 2020 y se garantizó una legislatura larga, sino echar a Iglesias del Consejo de Ministros.

Casado afirmó esta semana en el Congreso que "Pablo Iglesias miente más que habla, amenaza el estado del bienestar, nos lleva al populismo de la Venezuela de Chávez, solo le importa el control de jueces y espías. Critica al jefe del Estado, dice que ETA tenía motivaciones políticas, lanza una web para señalar a periodistas críticos… hasta que ayer han imputado al fundador de su partido. ¿Cuándo va a cesar a su vicepresidente?", preguntó a Sánchez.

El presidente del Gobierno tiró de ironía: "Hombre, con la que está cayendo en el PP hablarme usted de ceses... me parece irónico. Usted tiene que elegir entre el camino de la moderación o el camino de la perdición de la ultraderecha... Arrime el hombro".

Escasas críticas internas

El revés catalán no ha provocado demasiado runrún interno contra Casado a pesar de que algunos dirigentes populares consultados por Elcierredigital.com culpan a Teodoro García Egea de muchos de los males actuales del PP.

Teodoro García Egea, número dos del PP. Foto: Flickr. 

La que sí que abrió la boca contra el líder del partido es la diputada Cayetana Álvarez de Toledo, que dijo que "nadie que sea jefe de la oposición y aspire a quitarle el puesto al presidente del Gobierno puede sacar en Cataluña el peor resultado de la historia de su partido".

En 'El Mundo', Cayetana intentó echar por tierra el argumentario del PP sobre la última cita electoral: "Ni el PSC ni Vox tienen problemas de movilización. Ciudadanos ha perdido 20 puntos, 10 al PSC y siete u ocho a Vox. El PP ha bajado un punto. Es decir, de esa debacle no sólo no hemos sacado nada, sino que hemos perdido. Si el PP no es capaz de sacar votos en sus fronteras izquierda y derecha ¿qué capacidad tiene de ganar?".

"En mi opinión no ha fallado el candidato, ha fallado la estrategia errática, profundamente equivocada, de la dirección nacional, que ha dejado huérfanos a muchos votantes desorientados, huérfanos y sin razón suficiente para votarnos", añadió en El Mundo.

Casado y Cataluña

También ha criticado la actitud de Casado de pedir "perdón por hablar demasiado del proceso separatista, cuando hablar del proceso es hablar de la democracia y la libertad de los ciudadanos. Hemos creído que el desafío separatista se resuelve con promesas de financiación o más dinero. Lo más insólito: hemos insinuado que las fuerzas de seguridad se habían excedido el 1 de octubre".

Cayetana Álvarez de Toledo, diputada del PP. Foto: RTVE. 

Según la exportavoz parlamentaria del PP, "ha quedado acreditada la incapacidad de Pablo Casado para reconstruir el constitucionalismo, que es el principal desafío español. Casado se ha dejado jirones de credibilidad como líder del constitucionalismo. El liderazgo es de Pablo Casado y suya ha sido la presencia constante en la campaña".

Maldita hemeroteca

Muchos de los compañeros de Casado no daban crédito por sus declaraciones en plena campaña electoral sobre el 1-O en la emisora catalana de corte nacionalista RAC1: "Yo, el 1 de octubre era el portavoz del partido. Pero yo ese día no comparecí en rueda de prensa. Decidí no salir a explicar lo que estaba pasando porque ni estaba de acuerdo con los que estaban diciendo que se estaba votando en unas elecciones homologables, porque eso no eran unas elecciones homologables, ni estaba de acuerdo con los que decían que ahí no se estaba votando. Porque lo que se estaba viendo en la televisión era algo que en mi opinión se tenía que haber evitado".

Pero, tal y como recuerdan varios medios, el 3 de octubre de 2016 Casado aseguraba que los españoles estaban "en buenas manos, el Gobierno sabe lo que tiene que hacer". Aquel día no mostró ni un ápice de solidaridad con los agredidos por votar y culpó a los Mossos d'Esquadra: "Espero que paguen por ello los que pusieron en riesgo a la Policía y Guardias Civiles por su inacción".

COMPARTIR: