27 de mayo de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

ERA LA SEGUNDA VEZ QUE LA MENOR DESAPARECÍA EN MENOS DE UN AÑOS, DESPUÉS DE QUE EL PASADO 2 DE NOVIEMBRE DE 2022 SE ESCAPASE DE CASA

Aparece con vida Paula Alicia Prego, la menor desaparecida el pasado 16 de abril en el Álamo, Madrid

El Cierre Digital en Paula Alicia Prego Zarraga
Paula Alicia Prego Zarraga
El 2 de noviembre de 2022 Paula Alicia Prego Zarraga desapareció por primera vez en Móstoles tras escaparse de casa con una amiga, aunque esa vez fue encontrada a los dos días en Valencia, cuando iba dirección Marruecos. Ahora, Paula lleva desaparecida diez días y la familia empieza a estar muy preocupada. Según narra su padre la menor apareció el pasado sábado 29 de abril después de casi dos semanas desaparecida, aunque la familia estaba muy preocupada porque desconocían el paradero de su hija.

Paula Alicia Prego Zarraga desapareció el domingo 16 de abril en El Álamo, Madrid, lugar donde reside con su familia. La menor, de 15 años, estaba castigada porque el día anterior había intentado escaparse, pero su padre la encontró a las 02.30 de la madrugada. Paula también desapareció en noviembre de 2022, en Móstoles, tras escaparse de su casa con una amiga, aunque esa vez fue encontrada a los dos días. Según narra su padre Paula apareció el pasado 29 de abril tras casi dos semanas desaparecida.

En 2022 Paula se fue con su amiga a Valencia con la intención de proseguir camino a Marruecos, donde querían vivir. Entonces, Paula tenía 14 años. "Cuando se fue esa vez iba diciendo que estaba embarazada y que yo la maltrataba", cuenta su padre. Además de su escapada a Valencia, Paula encadenó tres expulsiones del instituto y, según indica su padre, “desde hace tiempo tiene muchos problemas”.

Ficha de la desaparición de Paula Alicia Prego Zarraga.

Elcierredigital.com ha contactado con Manuel Prego, padre de la joven, que cuenta que “ese domingo se zafó de mi mujer, saltó la valla de nuestra casa y desde entonces no hemos vuelto a saber nada. Se fue en chanclas, en pijama y con una sudadera. Lo único que sabemos es que nos enteramos a través del Instagram de sus amigos que el domingo en que desapareció había estado con la misma niña con la que se escapó el año pasado. En un primer momento hablamos con esta niña y nos dijo que no sabía nada”. 

“Nosotros no nos creímos lo que nos dijo esa niña y ese jueves nos comentan que las habían visto juntas. Entonces nos pusimos en contacto con su madre, que por suerte la sonsacó que sí que estuvieron juntas y que fueron hasta Móstoles, donde estuvieron con un chico y otra chica. La madre de esta joven nos comentó que su hija volvió a casa, pero que mi hija se quedó en el Pradillo en Móstoles con esos dos chicos. Ese mismo día le comenté esto a la Guardia Civil y les pasé los contactos de la chica y el chico que también estuvieron con ella”, señala Manuel Prego. 

El padre de la menor explica que “el lunes 24 me acerqué a la Guardia Civil y no habían llamado a ninguno de estos contactos. Entonces decidí llamar al chico con el que estuvo en el Pradillo, que me dio varios datos a partir de los cuales comencé a buscar, pero no encontré nada. Nos encontramos indefensos y desprotegidos”. 

La relación con sus padres pasa por un momento complicado


Según comenta Manuel, la relación con su hija es problemática, que lleva desde los 12 años yendo al psicólogo y al psiquiatra. Además, desde que se fue de casa en 2022 está siendo atendida por un educador social. “El problema es que estos trabajadores sociales toman una deriva buenista de libertinaje y concesiones que nuestra hija ha usado de mala manera”, indica el padre de la menor desaparecida. 

Manuel argumenta que “nos ha estado engañando porque pensábamos que era una consumidora esporádica de porros, pero por lo que se ve es bastante habitual en su día a día consumir este tipo de droga. Nosotros no queremos que fume porros porque tiene solo quince años y está en pleno crecimiento. El problema es que es una niña que nos miente tanto a nosotros como a sus amistades. Ya no sabemos qué creernos de ella, ya que siempre nos está engañando. Es una niña con una autoestima muy baja y su manera de hacerse valer es ser la más mala y la más problemática, se ha estado juntado con lo peor de lo peor, por mucho que nosotros le hayamos avisado de que esas personas le hacían mal. Nos hemos dado cuenta de que ni nosotros ni nadie la conoce realmente”.

El Álamo en imágenes – Ayuntamiento de El Álamo

Ayuntamiento de El Álamo

“El problema es que esta vez no tenemos ni idea de qué es lo que quiere hacer, sí que sé que a mi mujer le dijo que quería su libertad por medio de la emancipación. Pero cómo vamos a permitir que una niña de quince años se emancipe si realmente no sabe ni lo que quiere. No sabemos qué le ha podido pasar, pero si estuviese con un conocido, esa persona nos hubiese dicho algo, además, dudo mucho que esté escondida porque es una niña que necesita la calle. Estamos muy mal y preocupados, nos hemos llegado a plantear lo peor. No sabemos si nos quiere como padres pero nosotros siempre la vamos a querer y vamos a tratar de ayudarla”, arguye el padre de Paula.

Paula mide 1,63 metros, tiene complexión delgada, pelo castaño, ojos marrones y llevaba puesto un pantalón de pijama beige con unas chanclas amarillas y una chaqueta de chándal blanca. Cualquier persona que tenga información que pueda ayudar a dar con su paradero se puede poner en contacto con SOSDesaparecidos a través de los teléfonos +34 642 650 775 / +34 649 952 957 o bien a través del email info@sosdesaparecidos.es.

COMPARTIR: