15 de enero de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El político critica a su propio partido durante la sesión plenaria: “Creía que lo que se premiaba en Vox era la meritocracia, no la mediocridad"

Más renuncias en Vox: Antonio Corrales, concejal en Valdemoro, deja voluntariamente su acta

Pleno Ordinario en Valdemoro, donde Antonio Corrales anunció su cese.
Pleno Ordinario en Valdemoro, donde Antonio Corrales anunció su cese.
Antonio Corrales, el que era concejal y portavoz de Vox Valdemoro, ha renunciado a su acta de concejal en el municipio. Durante la última sesión plenaria, el político ha declarado su abandono de forma voluntaria y ha criticado duramente a Vox, partido que considera que ha cambiado con los años y ya no se asemeja al de sus inicios. La situación en el Partido ultraderechista se complica y las disputas internas y el cese y las dimisiones van en aumento.

Antonio Corrales, concejal y portavoz de Vox Valdemoro, ha renunciado a su acta de concejal  en el municipio perteneciente a la Comunidad de Madrid. El mes pasado, concretamente durante el Pleno del 28 de octubre, Corrales ya había sido cesado de su cargo como portavoz a causa de diversas disputas con su propio partido.

El último pleno realizado el pasado jueves, llevado a cabo de forma telemática durante cerca de 5 horas y media, se gestó con la confirmación de que Corrales abandonaba deliberadamente: “Me voy de forma voluntaria y soy una baja irreversible de este partido que para nada se asemeja a aquellos inicios”. Hace pocas semanas, El Español había adelantado que Vox planeaba destituirle y que se encontraba bajo presiones para su renuncia.

Antonio Corrales y Santiago Abascal.

“Para hacer un Valdemoro mejor, me quedo con las innumerables muestras de apoyo, reconocimiento y cariño de amigos, familiares y empleados municipales”, matizaba no sin antes enfrentarse a su propio partido por no haberle felicitado por su labor: “Mínimo las gracias hacia voluntarios como yo, que de su bolsillo y quitándole tiempo a su familia, a través del trabajo, compromiso, lealtad y franqueza con la que hemos trabajado muchos de nosotros, mínimo las gracias”.

“Creía que lo que se premiaba en Vox era la meritocracia, la lealtad y para nada la mediocridad”, afirmó. En la reunión también aseguró que su trabajo fue en base a su “amor a España y a Valdemoro”. Sus palabras llegan en una época en la que Vox ve como muchos de sus militantes abandonan el barco en regiones de todo el país.

La polémica no quedó ahí. Corrales afirmó que desde Vox Madrid le dijeron “claramente y sin filtros que o estas de parte del Comité Ejecutivo y acatas lo que se te diga o estás fuera”. Posteriormente, mantuvo que “no todos en Vox tienen el autoritarismo y el totalitarismo de Vox Madrid, que se allana el camino para otras consecuciones y que extiende a otros compañeros la misma falta de estima que al resto de España”.

“Todos mis respetos a mi amigo Santiago Abascal y Javier Ortega Smith por mantener esos valores y principios íntimos, pero yo no soy corderito de nadie”, continuó. Acabó destacando lo mucho que ha cambiado su partido, que ya no se asemeja al Vox de 2015 en el que “creía ciegamente”.

“Llegué aquí para servir y no para servirme. Podría quedarme cobrando y sin hacer nada, pero yo vine para otra cosa. Yo no vine para vivir de la política”. Así, Antonio Corrales ha acabado despidiéndose de sus compañeros de la corporación y otros municipales anunciando que estará “a las órdenes de mis vecinos en nuevos proyectos”.

Inés Martín, la actual portavoz de Vox Valdemoro, ha finalizado su intervención deseándole lo mejor y agradeciéndole todo el esfuerzo invertido en sus años de trabajo: “Le deseo la mayor de las suertes”.

Sangría de militantes

Badajoz, Valencia, Palencia o Valdemoro son algunos territorios en los que han dimitido concejales de Vox. Una situación que se ha unido a los múltiples controles desde Madrid y a las manipulaciones y purgas internas que recorren sus filas desde dentro.

Vox se enfrenta a una alta disidencia y a causas judiciales. / Facebook de Vox España

Elcierredigital.com publicó hace unas semanas cómo algunos de sus miembros entre los que se encuentran Sayde Chaling Chong, de la formación en BarcelonaAlfonso Galdón, y Julio Bueno, de Vox MurciaIgnacio Pozo García, de Vox GranadaMaría Isabel Moreno Carvajal, de Vox ToledoManuel Pérez Paniagua, de Vox Sevilla; Pascual Mónica Pruneda, de Vox Alicante y Juan García Santandreu, de Vox Valencia, han presentado un documento para denunciar una serie de presuntas irregularidades en aquellas provincias en las que se ha abierto un proceso de selección de candidatos. 

El cese y las dimisiones se han convertido en una constante, prueba de una inestabilidad que aumenta cada día en Vox. El rotundo fracaso en la moción de censura contra el Gobierno, que dejó a la formación aislada en el Congreso de los Diputados, ha sido el revés más mediático para el partido de ultraderecha, pero los problemas no dejan de acumularse por toda su estructura territorial.

En otras provincias, numerosos cargos de Vox han decidido dejar el partido ante el desacuerdo con las decisiones provenientes de Madrid. Lo hizo Alba Peña, de la gestora del partido en Murcia. También el coordinador del partido en Fuerteventura, Álvaro Sanz del Campo, denunciando el desprecio a la militancia. En Sevilla dimitió la presidenta, María José Piñero, lamentando, como otros dimisionarios, la actitud de Vox a nivel estatal.

Son solo algunos nombres que se suman a numerosas dimisiones que protagonizaron importantes cargos de la formación el año pasado, como la de los presidentes provinciales de Zamora y Albacete.

COMPARTIR: