02 de junio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Muchos militantes le acusaban de ser causante de la debacle electoral de la formación naranja por su elección personal de algunos cabezas de lista

El 'Señor Lobo' se va: Así controló Ciudadanos su exsecretario de Organización Fran Hervías

Fran Hervías durante su época como parlamentario.
Fran Hervías durante su época como parlamentario.
Señor Lobo ha dejado de arañar y ha decidido irse. Fran Hervías, secretario de Organización de Ciudadanos ha presentado su dimisión en una carta pública que ha difundido a través de su perfil de Twitter. Hervías a puesto su cargo a disposición del partido y de los militantes después de 16 días del desastre electoral y de que los militantes de base pidiesen su dimisión.

El secretario de Organización de Ciudadanos, Fran Hervías, anunció el martes que se suma al goteo de altos cargos del partido naranja  que han presentado su dimisión después de la catástrofe electoral, aunque Albert Rivera, expresidente del partido, lo hizo el 12 de noviembre y Hervías ha dejado pasar 16 días desde la debacle electoral. Además, lo ha hecho cuatro días antes de que se elija a la gestora encargada de los destinos del partido hasta marzo, cuando se celebren elecciones para la nueva Junta Directiva.

La continuidad de Hervías había sido cuestionada tras la dimisión de Albert Rivera por miembros de su propio partido, que veían en su mano parte de la gran pérdida de votos. Tras Rivera también dimitieron Fernando de Páramo y Juan Carlos Girauta entre otros.

Señor Lobo

Pero ¿quién es Señor Lobo de Ciudadanos? Francisco Javier Hervías Chirosa, más conocido como Fran Hervías, nació en la localidad gerundense de Tossa de Mar hace 35 años. En Ciudadanos le conocen como "Señor Lobo", apelativo que le puso Juan Carlos Girauta, diputado de Ciudadanos al Congreso y fundador de la formación naranja y con el que Hervías parecía encontrarse cómodo.

Quienes le conocen dicen que a Fran Hervías no le molesta que le llamen así, pero hay dos versiones sobre el origen del mote, la primera de ellas dice que lo apodaron así porque era, ya no, el encargado de hacer "limpieza" en las filas de Ciudadanos, tanto entre militantes como entre cargos sospechosos de corrupción. La segunda versión es menos dulce y hace referencia a que sería el encargado por el presidente de la formación de "hacer desaparecer los cadáveres políticos, en el sentido más figurado de la palabra", según cuenta un veterano militante.

A la izquierda, Fran Hervías. Enfrente de él, con jersey arremangado, Rubén Gómez, candidato de C´s en Santander.

En una entrevista para el diario El Mundo en 2016 Hervías decía: "Soy experto en solucionar problemas como decía el señor Lobo en la película. Por eso me pusieron ese apodo en el partido. Mi papel es ser el malo de la película, acabar con las ovejas negras".

Tras su nombramiento en 2014 como Secretario de Organización, con 30 años, expulsó a 57 personas de Ciudadanos en los ocho primeros meses, entre ellas la concejala del ayuntamiento de Castillejo de la Cuesta, Sevilla, Carmen López, que en venganza se desnudó en la portada de Interviú un par de semanas más tarde. López pretendía que el municipio le pagase los aviones de ida y vuelta a Chicago, donde residía. Entre los afiliados más antiguos de Ciudadanos hay quienes comparan su papel con el de Alfonso Guerra en la etapa dura del felipismo.

Fran Hervías / Foto: Ciudadanos.

Hervías es hijo de un guardia civil de Granada destinado en Cataluña y se crió en cuarteles de Gerona durante los años duros de ETA. Se licenció en Geografía por la Universidad de Gerona y posee un máster en Climatología Aplicada por la Universidad de Barcelona. Además, hizo un curso de especialización en SIG en Estadística Espacial, Gestión Ambiental y Ciencias de la Salud por la Fundación Universidad de Gerona. Obtuvo el CAP de profesor en Ciencias Sociales por el Instituto de Ciencias de la Educación Josep Pallach.

Hervías usó sus orígenes granadinos para colocarse como cabeza de lista al Congreso de los Diputados por Ciudadano, anunciando su candidatura el 25 de febrero de 2019. Hervías sustituyó a Luis Salvador, que encabezó la lista al Congreso en los comicios de 2016, pero se quedó sin escaño en las últimas elecciones generales.

En noviembre de 2006 Hervías se afilió a Ciudadanos y desde junio de 2009 era miembro de su Comité Ejecutivo. En 2014 fue nombrado Secretario de Organización, diputado en Cortes Generales por Madrid entre enero de 2016 y julio del mismo año, que no pudo renovar, y diputado al Parlamento de Cataluña por Barcelona entre octubre de 2015 y enero de 2016.

Afiliado a Ciudadanos desde prácticamente los inicios del partido, Hervías compaginó durante algún tiempo su actividad política con la beca estudiantil conseguida en el Servicio Meteorológico de Cataluña. Una vez en el partido, Hervías fue el encargado por José Manuel Villegas de dirigir la expansión del partido desde Cataluña al resto de España. En el Congreso fue el portavoz adjunto de la comisión de Interior y de Defensa y miembro suplente de la Delegación española en la Asamblea Parlamentaria de la OTAN.

Fran Hervías se afilió en 2006 tras asistir a una conferencia del columnista Arcadi Espada en Gerona. Los comienzos los pasó en su coche, repartiendo propaganda de Rivera, que lo fichó cuando trabajaba de recepcionista en un hotel de Tossa de Mar. 

"La gente se piensa que en mi carrera solo te enseñan a ubicar ríos y países, pero aprendí a ordenar territorios, algo clave en la expansión de Ciudadanos", explicaba al diario El Mundo. Además, su trabajo consistía en saber todo lo posible de los candidatos que se acercaban a la incipiente formación. Un despacho de consultores elaboraba informes que acababan en su despacho de la madrileña calle Alcalá.

Primeras desavenencias

Tras las primeras elecciones municipales surgieron las primeras desavenencias, en concreto en la comunidad valenciana, cuando los concejales de Santa Pola, Alcora, Torreblanca, Turis, Font de la Figuera y Vilamarxant decidieron pactar con la formación Compromís sin permiso de la dirección nacional. Hervías hizo dimitir a 13 concejales y a otros 46 los expulsó.

Sus primeras víctimas fueron, además de Carmen López, un concejal que reconoció haber enchufado a un familiar en el ayuntamiento, una edil que traspasó 18.000 euros del partido a su cuenta. Pero no todos en Ciudadanos acogieron de buen agrado las decisiones de Fran Hervías, como ocurrió con César Zafra, que lo denunció ante el Comité de Garantías de la formación y que ahora continúa siendo uno de los hombres fuertes del partido en la Asamblea de Madrid. 

Fue el primer encontronazo importante de Fran Hervías, pero no el último, ya que en 2016 con la celebración de Primarias en Sevilla tuvo el segundo importante, cuando Jaime Barrena, uno de los candidatos denunció que el aparato del partido le obligaba a no presentarse para dejar vía libre a Virginia Millán Salmerón, que ganó aquellas elecciones y resultó ser diputada al Congreso por Sevilla. Millán acabaría casándose con el Señor Lobo.

Fran Hervías y su esposa Victoria Millán, el día de su boda.

Victoria o Vicky, como la llaman sus allegados, había conocido a Fran durante la Feria de abril y nadie sospechaba entonces que se hicieron novios. En 2018 se casaron. Barrera insistió que Hervías le había propuesto que dejara la candidatura a cambio de otro puesto, a lo que se negó. Jaime Barrera y Lorenzo Arístides, el otro candidato, acabaron pidiendo la baja en Ciudadanos. Quizás no sean los últimos que salen junto a Fran Hervías, cuyo destino es ahora un misterio dentro de la formación.

COMPARTIR: