18 de noviembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Cuatro de los acusados han salido elegidos como diputados y uno como senador en los pasados comicios del 28 de abril

El juez Manuel Marchena podría suspender el juicio al procès como consecuencia de los resultados de las elecciones generales

Manuel Marchena, presidente del Tribunal que juzga el procés.
Manuel Marchena, presidente del Tribunal que juzga el procés.
Manuel Marchena, presidente del Tribunal Supremo, que está celebrando el juicio al procés, podría verse obligado a suspender las sesiones, al menos de manera temporal porque cinco de los acusados han salido elegidos parlamentarios. Así, el 21 de mayo los nuevos cargos tendrán que acudir a la cámara baja y alta para tomar posesión de sus actas, tal y como obliga la Ley.

No existen antecedentes. Es muy posible que los nuevos diputados electos –Oriol Junqueras, por ERC, y Jordi Sànchez, Jordi Turull y Josep Rull, por Junts per Catalunya– y el senador –Raúl Romeva, igualmente por ERC– podrían obligar al juez Marchena a suspender el juicio al procés de manera temporal el 21 de mayo.

Todo ello ocurrirá porque las cámaras, Congreso y Senado, tendrán que decidir si los presos juran y recogen sus actas como diputados y senador, respectivamente. Cuatro de los cinco políticos catalanes serán conducidos ese día a la Carrera de San Jerónimo, sede de la Cámara Baja; el quinto será trasladado a la Plaza de la Marina Española, sede de la Cámara Alta, un proceso necesario ya que los cargos electos deben recoger su acta en persona.

Algunos de los acusados del procés elegidos diputados y senador.

En sesiones paralelas, el Congreso y el Senado comenzarán a andar, mediante las consiguientes sesiones constitutivas, presididas por el diputado y senador de más edad, asistido por dos secretarios, los más jóvenes.

Después de ello, cada nuevo presidente de las Cámaras jurará o prometerá acatar la Constitución. A continuación, estos llamaran, por orden alfabético, a cada diputado y senador, para que hagan lo mismo. Después levantaran la sesión.

Según publicó Confilegal,  es previsible que de forma paralela los abogados de los nuevos diputados –y senador– procesados, o los propios miembros electos, soliciten a la Mesa su puesta en libertad ya que, al haber adquirido esa condición –desde su punto de vista– no se les puede seguir enjuiciando estando presos. Para ello, previsiblemente argumentarán, será preceptivo la solicitud del suplicatorio, tal como establece el artículo 21 del Reglamento del Congreso de los Diputados.

COMPARTIR: