25 de mayo de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Después de 6 años no ha ejecutado todavía la sentencia del Tribunal de Cuentas que condenó en 2013 a los hijos de Jesús Gil al pago de 108 millones

Mientras a la familia Gil la dejan libre, el Ayuntamiento de Marbella sí ha cobrado 40 millones de euros de los bienes de Juan Antonio Roca por la operación Malaya

Juan Antonio Roca, el exasesor de Marbella.
Juan Antonio Roca, el exasesor de Marbella.
El Ayuntamiento de Marbella ya ha recibido 40 millones de euros de los bienes incautados y subastados a Juan Antonio Roca por la operación Malaya, tasados de inicio en 75 millones de euros. Ese dinero ha revertido en el municipio gracias a la administración judicial que subastó gran parte de los objetos y edificios que poseía Roca. Sin embargo, el Ayuntamiento no ha ejecutado todavía la sentencia por la que podría cobrar 108 millones de euros de las 150 propiedades embargadas a la familia Gil.

Los marbellíes han recuperado ya parte del dinero público malversado por los condenados por el "caso Malaya", una operación contra la corrupción urbanística cuyas primeras investigaciones empezaron en 2005, o los casos "Saqueo I y II", que investigó la gestión de los concejales de Marbella entre 1991 y 1999.

El mayor desembolso recibido hasta ahora, una vez conocido que todavía no se han ejecutado los bienes de Jesús Gil desde 2013 por valor de 108 millones de euros, llegó el pasado año de las propiedades y objetos subastados de Juan Antonio Roca, el que fuera asesor de Urbanismo del ayuntamiento marbellí, detenido en marzo de 2006 y que salió en libertad, con el tercer grado, doce años después, en marzo de 2018.

La administración judicial incluso sacó una página web donde habilitó la posibilidad de ver todos los bienes incautados al exasesor de Marbella. Fuentes municipales explicaron que "el Ayuntamiento de Marbella desconoce la cantidad exacta recaudada en las subastas por los bienes de Roca, pues es una cuestión que compete a la administración judicial. Lo que ha logrado el actual Gobierno municipal en 2018 son cerca de 40 millones de euros, entre dinero y bienes, procedentes de los procedimientos judiciales por corrupción con sentencia firme (Malaya, Saqueo I y II, Tribunal de Cuentas...) El Consistorio ha podido recuperar este dinero gracias a una disposición incluida en la Ley de Presupuestos Generales del Estado de 2018 que da al Consistorio la posibilidad de destinar el dinero conseguido de estas causas a proyectos de interés público y los bienes a equipamiento para la ciudad".

Edificio Poseidón de Marbella.

Con ese dinero los vecinos de Marbella eligieron hacer una residencia pública de mayores con parte del dinero recuperado tras subastar los bienes de Juan Antonio Roca, principal implicado en la llamada operación Malaya. La creación de una residencia pública para mayores ha sido la principal prioridad para destinar los 40 millones de euros recuperados por el momento en las causas judiciales por corrupción con sentencia firme.

Los bienes inventariados de Roca suman un total de 75 millones de euros. Entre los principales y más caros inmuebles que se muestran todavía sin vender en la web se encuentran un apartamento de 8 dormitorios y 6 baños de 535 metros cuadrados en el edificio Poseidón, el centro de Marbella, por valor de 2.600.000 euros, o una vivienda unifamiliar en Sevilla de 405 metros cuadrados, tres plantas, ascensor interior, cuatro dormitorios y 3 cuartos de baño por 2.000.000 de euros. La casa de subastas Fernando Durán puso en venta 386 obras de arte, con un lote de 236 obras por 1.500.000 euros, pero inexplicablemente retiraron de la subasta el famoso cuadro de Miró que Roca presumía de haber colgado en el cuarto de baño de su casa.

Vivienda unifamiliar a la venta en Sevilla.

Ese dinero también será destinado a la reforma del local municipal del edificio Feria para albergar la Escuela Oficial de Idiomas de Marbella y la nueva biblioteca y escuela de música y danza en San Pedro Alcántara, con más de 750. La cantidad ya recuperada suma tanto las indemnizaciones cobradas como la valoración de los inmuebles incautados que han pasado a formar parte del patrimonio municipal. A ello se suma el dinero de las multas cobrado por Hacienda con la ejecución de sentencias por casos de corrupción en el Ayuntamiento. Esas sanciones corresponden en su mayor parte a condenas por blanqueo, cuyo cobro corresponde al Estado pero que en cumplimiento de una disposición incluida en los Presupuestos Generales del Estado de 2018 se invertirá en Marbella.

Para hacer un comparación, ese dinero pendiente de recuperar, los 108 millones de euros de los Gil, supone exactamente el beneficio neto del banco Liberbank en los nueve primeros meses del año 2018 y es la misma cantidad que el Real Madrid de fútbol ha ofrecido al equipo italiano de la Juventus por el delantero Dybala. 108 millones de euros son los que los presupuestos generales del Estado destinarán en inversiones en 2019 en la Comunidad Foral de Navarra.

Dos de las casas de Roca ya vendidas.

Para la alcaldesa de Marbella, la recuperación de los fondos fue lo más relevante en el año de gestión que ahora termina. "Se puede calificar como histórico que Marbella comience a recuperar los fondos procedentes de la corrupción, no creo que pueda haber muchas administraciones que puedan decir que empiezan a recuperar lo que se ha perdido por ese motivo", dijo en rueda de prensa Maria Ángeles Muñoz, que no hizo alusión a los 108 millones de euros que faltan de la familia Gil.

La finca "La Caridad" para equipamiento deportivo

Una de las fincas incautadas a Roca, la finca "La Caridad",  servirá para equipamiento deportivo y su helipuerto pasará a ser municipal y dará servicio a la ciudad, así como el edificio junto al Hospital Costa del Sol que se convertirá en la futura sede de la Ciudad de la Justicia.

Desde el Ayuntamiento de Marbella dicen que "en 2012, el Gobierno municipal de Ángeles Muñoz ya consiguió una modificación legislativa que permitía al Ayuntamiento fraccionar la deuda heredada que tenía con la Seguridad Social y con Hacienda y destinar al pago principal de esa deuda el dinero que fuera obteniendo por el cobro de indemnizaciones de sentencias de casos de corrupción con sentencia firme. En 2006 la deuda ascendía a 279 millones de euros y en este tiempo se ha reducido hasta los 218. Además de los plazos, fijados en la refinanciación, el Ayuntamiento ha adelantado desde 2012 el pago de 13 millones de euros con dinero obtenido por el pago de sentencias judiciales".

COMPARTIR: