04 de diciembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Israel Flórez, presidente de la Asociación Española de Víctimas de esta organización religiosa afirma que “no quieren que se sepa lo que pasa dentro"

Exseguidores de Testigos de Jehová denuncian presiones de la cúpula: “Van a por los más débiles”

El Cierre Digital en Testigos de Jehová.
Testigos de Jehová.
Los testigos de Jehová han denunciado a antiguos miembros que se consideran víctimas de la organización por “mancillamiento del honor”. Israel Flórez, presidente de la Asociación Española de Víctimas de los Testigos de Jehová (AEVTJ) afirma que pretenden “hacerlos desaparecer” porque “no quieren que se sepa lo que está pasando dentro”. Para el experto en sectas Luis Santamaría, la denuncia supone “ir a por los más débiles”.

El pasado martes 8 de noviembre comenzó en el Juzgado de primera Instancia de Torrejón de Ardoz (Madrid) un proceso judicial que enfrenta a los testigos de Jehová con la Asociación Española de Víctimas de los Testigos de Jehová (AEVTJ) que, como su propio nombre indica, está formada por exmiembros que se consideran a sí mismos víctimas de esta presunta “religión”, considerada por muchos expertos como una secta. Sin embargo, no son las víctimas las que han decidido llevar a los tribunales a los miembros, sino a la inversa.

El juicio iniciado el 8 de noviembre se desarrollará a lo largo de cuatro días durante los que se juzgará un presunto delito de “mancillamiento del honor”, según ha informado el miembro de la Red Iberoamericana para el Estudio de las Sectas (RIES) Luis Santamaría a través de la web Aleteia. “Parece impensable que sea la secta la que lleve a los tribunales a sus propios supervivientes”, comenta Santamaría en una conversación con elcierredigital.com.

Según continúa explicando el experto en sectas a este diario, la denuncia por parte de los testigos de Jehová a sus víctimas podría ser un “intento de acallar a los que quieren que se conozca la realidad completa. A veces ni siquiera son objetivamente críticas. Es mostrar lo que hay, mostrar lo que dicen en la documentación adoctrinadora de la secta y cómo se aplica en su día a día”.

Para Israel Flórez, presidente de la AEVTJ, la denuncia intenta hacerlos “desaparecer, porque dicen que ellos no son causantes de ningún tipo de víctimas”. Y aunque esta asociación concuerda en la presentación de su página web que “no es común que una religión deje víctimas, o al menos no debería serlo”, ya hay “70 socios” en la citada asociación que se declaran como tal.

El juicio de testigos de Jehová contra víctimas

En una conversación con elcierredigital.com, Israel Flórez afirma que la denuncia no solo es contra la asociación, sino contra “la junta directiva”. “Me han denunciado a mí como presidente, al secretario y al encargado de las redes sociales”, continúa, añadiendo que les piden “una indemnización” por “su derecho al honor”, que presuntamente habrían violado difundiendo las experiencias que vivieron cuando formaban parte de los testigos de Jehová. “No quieren que se sepa lo que está pasando dentro”, afirma.

Israel Flórez, presidente de la Asociación Española de Víctimas de los Testigos de Jehová.

Sobre los detalles del juicio —en el que el letrado experto en sectas Carlos Bardavío se encarga de la defensa de esta agrupación de víctimas—, Flórez afirma que declararán diez personas por cada una de las partes. De la de los testigos de Jehová, lo harán “personas que están a gusto estando dentro y que van a decir que no se da muerte social, que cuando te expulsan te habla la gente con toda normalidad, que tienes derecho a irte cuando quieras, que no pasa nada…”.

Sin embargo, tal y como continúa explicando Flórez, esto no se corresponde con la realidad que han vivido aquellos que se consideran víctimas. “La gente suele conocer solamente que hay una problemática que es la sangre. Pero hay un problema de trasfondo muy grande. Si se mantiene un número de Testigos de Jehová hoy en España es porque se les obliga a estar dentro, porque si se van, a sus familiares y amigos les dicen que ya no les pueden hablar. Les coaccionan para que no les hablen, para que no les saluden [esto es lo que se llama muerte social]. Y si no evitan el contacto con el expulsado o apóstata, como ellos les llaman, entonces se pueden ver envueltos en un comité judicial e incluso ser expulsados de los testigos de Jehová”, expone Flórez.

Denuncian “a los más débiles”

Flórez afirma que, a raíz de la denuncia de los testigos de Jehová recibieron “80 voluntarios” para declarar y dar su testimonio. De estos 80, enviaron 40 al juzgado, de los que fueron aceptados diez. Por parte de los testigos de Jehová irán otros diez. Sin embargo, Flórez añade que las declaraciones no es lo único que sustentará el juicio, sino que también lo hará “toda la información” presentada por la asociación, en la que se incluyen “sus publicaciones y también lo publicado en prensa”.

El presidente de la AEVTJ explica que los testigos de Jehová han “estado durante décadas evitando los tribunales y evitando que salgan noticias en los medios”. Sin embargo, programas como Equipo de Investigación en La Sexta dedicaron un episodio a esta presunta secta religiosa. “No han sido lo suficientemente valientes ni para denunciar a este programa, ni a La Sexta, ni a la televisión, sino que nos han venido a denunciar a nosotros, que somos una simple asociación”.

Luis Santamaría esta de acuerdo con esta afirmación y ratifica que se suele ir “a por los más débiles. Por mucho que sea una asociación, al final son unas pocas personas que han tenido la valentía de reunirse y de hacer frente a una organización tan poderosa”.

Luis Santamaría.

El experto en sectas, además, afirma que este tipo de presiones son una práctica a las que están acostumbrados en el entorno. “Los que nos dedicamos a informar y a prevenir sobre este tema, por desgracia estamos acostumbrados a que haya presiones por parte de los grupos que no quieren que se conozca esa otra cara de su realidad que quieren ocultar”, comenta.

"Es como estar en  una jaula"

Israel Flórez explica a elcierredigital.com que el objetivo de la asociación es “agrupar a los que se consideran víctimas y ayudarlas”. “Tenemos acuerdos con psicólogos y también otros de ayuda legal, por si hay que presentar alguna denuncia. Y uno de nuestros objetivos es dar visibilidad a esta problemática”, completa.

Para Flórez, la experiencia vivida en los testigos de Jehová es “como estar en una jaula. Te sientes como un pájaro que después de estar dentro de la jaula años o décadas, sale de ella. Cuando sales no estás acostumbrado al trato social con la gente normal”, comenta, añadiendo que los exmiembros de la organización tienen “muchas carencias por haber estado ahí dentro. La mayoría salen muy perjudicados en su salud mental, de su vida social”.

“Nos hemos estado creyendo una mentira. Que íbamos a vivir para siempre. Que la tierra se iba a convertir en un paraíso. Que si moríamos íbamos a resucitar. Que íbamos a ver a los seres queridos que han muerto resucitar también. Que todo lo malo de la tierra iba a acabar. Que los gobiernos iban a desaparecer. Y todo eso nos lo hemos creído durante décadas y siempre con la idea de que Jehová arreglará todo. Cuanto menos trabajemos, mejor, pero cuanto más trabajemos a favor de la Watchtower Bible and Tract Society —la empresa de los Testigos de Jehová, que está detrás de ellos—, mejor para nosotros, porque es como demostrar que tenemos mejor relación con Dios”, continúa explicando.

Testigos de Jehová con una de sus publicaciones.

De los trabajos derivados para los testigos de Jehová, Flórez comenta a elcierredigital.com que tenían “que asistir a dos o tres reuniones por semana, predicar, estudiar, leer la Biblia y leer las publicaciones de la Watchtower”. Todo esto, le habría llevado “unas 150 horas mensuales por ser testigo de Jehová”.

Estos engaños que Flórez denuncia afirma que se llaman “persuasión coercitiva”, que “no está prohibida en España” si los afectados son personas sin “ningún trastorno o problema”, ya que no está penado creerse este tipo de cosas en estos casos. Por ello, no pueden denunciar a los Testigos de Jehová, aunque ellos han tomado medidas contra ellos, denunciándolos por su derecho al honor.

COMPARTIR: