21 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Jaime Peñafiel despedido de El Mundo a causa del 'Letiziagate' y su mujer afirma que "está bien y tranquilo", mientras continúan los apoyos a la reina

Cambios de Felipe VI ante el futuro y la situación de crisis que se vive en la Casa Real

El Cierre Digital en Los reyes de España.
Los reyes de España.
Este sábado la prensa española se hacía eco del despido del cronista Jaime Peñafiel del diario 'El Mundo' tras 30 años, debido al escándalo provocado tras la publicación de su libro 'Letizia y yo'. Para esta obra contó con el asesoramiento de Jaime del Burgo, quien no cesa en atacar a los Borbones a través de la red X. Todo ello habría provocado una crisis por la que el rey Felipe VI ha iniciado un período de cambios como el nombramiento de Camilo Villarino como nuevo jefe de la Casa del Rey.

La Casa Real española cerró este pasado año 2023 bajo la sombra de la polémica internacional. Una polémica generada por el ya conocido como 'Letiziagate', nombre por el que los diversos medios de comunicación internacionales han tildado al escándalo sobre el supuesto romance entre la reina Letizia y el empresario Jaime del Burgo. Esta controversia surgió a raíz de la publicación del libro 'Letizia y yo', escrito por el cronista social granadino Jaime Peñafiel, y para el que contó con el asesoramiento del ex cuñado de la monarca Del Burgo. Peñafiel concedió, tras el lanzamiento de su libro, una entrevista a elcierredigital.com que reproducimos a continuación:

Este pasado sábado los medios de comunicación nacionales se hicieron eco del despido del periodista del diario 'El Mundo', un medio con el que llevaba tres décadas colaborando. Desde elcierredigital.com nos hemos puesto en contacto con Jaime Peñafiel y fue su mujer Carmen quien nos confirmó que "se encuentra bien y tranquilo". Según ha podido saber elcierredigital.com, "en Unidad Editorial, la empresa propietaria de El Mundo, ha molestado que contase que su editorial 'La Esfera de los Libros' le rechazara la publicación de 'Letizia y yo'. Desde hace días, la dirección del periódico llevaba valorando esta drástica decisión que ha tomado". 

Según círculos monárquicos, consultados por elcierredigital.com, "tras las diversas publicaciones en medios internacionales podría reinar en la Zarzuela una situación de crisis. Un hecho por el que el rey Felipe VI ha realizado una serie de cambios. Uno de ellos, ha sido el nombramiento de Camilo Villarino como nuevo jefe de la Casa del Rey tras la salida de Jaime Alfonsín, quien llevaba más de tres décadas junto al monarca". 

En la actualidad, el nombramiento de Villarino, quien ostentaba el cargo como director de Gabinete del Alto Representante de la UE para los Asuntos Exteriores y la Política de Seguridad, Josep Borrell, podría suponer el inicio de una nueva etapa dentro de la Casa del Rey ante un futuro inmediato donde tendrá que hacer frente a la polémica Ley de Amnistía y al intento de referéndum por parte de los independentistas catalanes. Precisamente, en el año en el que Felipe VI cumplirá una década en el trono de España este próximo mes de junio. 

El 'libro de la polémica'

Fuera del contexto político, la Casa del Rey tendrá que atajar los rumores sobre el 'Letiziagate' y los ataques del empresario navarro Jaime del Burgo. “La verdad la publicaré le pese a quien le pese”, ha sentenciado Del Burgo, quien no cesa en su deseo de revelar, en su totalidad, los detalles del 'supuesto romance' que vivió junto a su excuñada, la reina Letizia.

El exmarido de Telma Ortiz fue precisamente el asesor para el libro 'Letizia y yo', que el cronista granadino Jaime Peñafiel publicó este pasado mes de noviembre y, hasta ahora, la red social X ha sido su espacio para atacar a la monarquía española. Es en esta plataforma donde el empresario navarro no ha dudado en cargar contra los Borbones, tachándolos de "locos, incapaces, endogámicos, ladrones, déspotas, inventores de la 'solución final', puteros, ninfómanas, cobardes, sanguijuelas, golfos, egoístas, indignos".

No obstante, el excuñado de Letizia Ortiz quiere dar un paso más y ha decidido contar 'su verdad' mediante una autobiografía bajo el nombre de 'Y nada más que la verdad'. Una obra que pretende publicar a través de sus editoriales creadas para ello: 12co Books y 12co Libros. Ambas, fundadas por el navarro hace escasos días, tal y como ha anunciado en su perfil personal de la red social X. "Pienso que lo que necesito es soltar lastre, poner punto final a un capítulo largo y sacar conclusiones que nos ayuden a mejorar. Y para ello hay que relatar los errores, propios y ajenos. Porque de los errores se aprende", sostiene Del Burgo.

"Esta semana se crearon las compañías 12co Books y 12co Libros para publicar en 2024 el autobiográfico «Y nada más que la verdad». De esta manera controlaremos el proceso completo, edición, impresión y distribución. Será accesible en formato ebook para Apple y Kindle y estará a la venta en las principales librerías de España y de Hispanoamérica. Será traducido al inglés, alemán, italiano y francés. El libro físico incorporará un novedoso sistema novedoso en el mundo editorial para evitar plagios, copias, filtraciones. Leer y juzgar. Por ese orden...", confirmaba el empresario en una de las publicaciones de la red social X.

Del Burgo también ha revelado que los beneficios que obtenga mediante la venta de la obra irán a parar a acciones de la beneficencia española. Sin embargo, desde que saltara a la luz el caso conocido como 'Letiziagate', diversos rostros del mundo de la cultura o de la moda, como el diseñador Moisés Nieto, del cine, como la actriz Beatriz Rico, e incluso de la comunicación como la periodista Luz Sánchez Mellado, han mostrado su apoyo a la Reina Letizia a través de las redes sociales. 

Pero no solo han sido rostros conocidos del mundo social, sino también diversos usuarios de la red social X quienes han mostrado su apoyo a la soberana española a través de esta plataforma bajo el lema 'Soy republicano, pero apoyo a la Reina Letizia'. 

Una crisis matrimonial 'real'

El supuesto romance entre Letizia Ortiz y el empresario navarro, destapado en parte en la obra de Jaime Peñafiel, habría dado pie, según algunos medios de comunicación, a una posible crisis matrimonial entre los reyes de España.

Un hecho que, supuestamente, tendría su origen en el año 2013. Según la periodista y escritora Pilar Eyre, la pareja estuvo al borde del divorcio en ese momento, pero decidieron postergarlo por el bienestar de sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía, que eran menores de edad.

Los reyes de España visitan la capilla ardiente de Isabel II

Los reyes de España en la capilla ardiente de la reina Isabel II.

La periodista catalana, en declaraciones a TV3, ha revelado que "el matrimonio real estaría completamente fracturado desde la mencionada crisis y augura un futuro sombrío". La periodista sostiene que "la reina Letizia atraviesa momentos difíciles y que el matrimonio se sostiene más por las apariencias que por un auténtico compromiso. La inteligencia emocional de Letizia podría jugar un papel crucial, instándola a enfrentar públicamente la situación y admitir la crisis matrimonial". 

¿Qué podría ocurrir?

Tras esta supuesta crisis matrimonial, elcierredigital.com analiza junto al abogado Alberto García Cebrián, experto en temas matrimoniales, el posible escenario en caso de que se produjera un supuesto divorcio entre Felipe VI y Letizia Ortiz.

Según sostiene Alberto García Cebrián, en caso de divorcio, lo más probable es que este se produjera ante notario a partir del 29 de abril de 2025, fecha en la que la infanta Sofia cumpliría la mayoría de edad. 

Ante esta posibilidad nada contrastada, se habla ya de un supuesto cese de la convivencia entre los reyes de España, que algunos medios de comunicación han publicado. Si esto fuera 'real', muchos serían los interrogantes que pudieran producirse. Y a consecuencia de estas informaciones, la sociedad española se pregunta qué podría pasar en caso de separación o divorcio entre los monarcas. Pues esta sería la situación, desde el punto de vista jurídico, si fueran ciertos los rumores que han trascendido y que no están contrastados. 

Don Felipe y doña Letizia contrajeron matrimonio en la Catedral de La Almudena de Madrid el 22 de mayo de 2004 bajo el régimen económico de separación bienes, al haber otorgado capitulaciones matrimoniales. Según reveló el periodista David Rocasolano, primo de la reina Letizia, el acuerdo prematrimonial, incluía los siguientes aspectos en caso de divorcio:

  • Letizia percibiría una asignación económica de por vida cuyo importe no ha trascendido y dispondría de dos casas, una de invierno y otra de verano.
  • Letizia renunciaría a la custodia de los hijos comunes, en caso de que existieran (pues al tiempo de contraer matrimonio era una mera posibilidad), en favor de Felipe de manera que se quedarían bajo la custodia del padre y, de su formación, se encargaría la Corona.
  • Además, en caso de separación desde el punto de visita de la Iglesia, Letizia perdería su título de Reina y Alteza Real.

Por tanto, ¿cuál sería el escenario en caso de que los reyes de España anunciasen un cese de convivencia?. Pues el cese de la convivencia entre los monarcas supondría que cada cónyuge efectuara vidas separadas. Sería, en este caso la situación conocida jurídicamente como separación de hecho. Y ante esta posibilidad, pudiera darse lugar a la publicación de un comunicado oficial o bien que se reservará dicha situación a su intimidad matrimonial.

Y en el caso de que alguno de los reyes falleciera en este período, el cónyuge viudo no sería su heredero forzoso al estar separados de hecho. Así, según establece el Código Civil en su artículo 834, "el cónyuge que al morir su consorte no se hallase separado de éste legalmente o de hecho, si concurre a la herencia con hijos o descendientes, tendrá derecho al usufructo del tercio destinado a mejora. A pesar de ello, si existe asignación expresa en testamento, si le correspondería aquello que se hubiera asignado, siempre y cuando no superara el tercio de libre disposición".

A pesar de esta y otras cuestiones específicas, la separación de hecho, en términos generales, no produciría efectos relevantes, más aún, teniendo en cuenta que cuentan con separación de bienes.

Pero ante un hipotético divorcio, sí que son de aplicación directa los acuerdos prematrimoniales, Eso sí, con ciertas puntualizaciones que vamos a pasar a analizar:

Los acuerdos prematrimoniales deben de tenerse muy en cuenta, pues se plasman los acuerdos alcanzados por los cónyuges en su proyecto matrimonial, pero no son directamente aplicables, pues hay que tener en cuenta el desarrollo concreto y específico de la familia. Lo que es seguro, por imperativo legal, es que, si quisieran divorciarse, mientras que la hija común más pequeña, la infanta Sofia, siga siendo menor de edad, el divorcio sólo podría tramitarse en el Juzgado, ya sea por vía amistosa o contenciosa.

Y al residir en la capital de España (Palacio de la Zarzuela), los Juzgados competentes serían los Juzgados de Primera Instancia de Madrid, situados en la calle Francisco Gervás 10, como lo haría cualquier otro matrimonio. Esto supondría un mayor riesgo de exposición mediática y filtraciones, además de tener que someterse al criterio del Juzgado y del Ministerio Fiscal.

La histórica foto de Letizia en bikini y otras anécdotas de las vacaciones  privadas de los Reyes y sus hijas

Los reyes de España y sus hijas.

Pero, a partir del 29 de abril de 2025, día en el que la Infanta Sofia cumplirá la mayoría de edad, el divorcio podría tramitarse de una manera mucho más cómoda y discreta. Los reyes de España podrían desplazarse a firmar el divorcio a su notaria de confianza, o incluso pedir que sea el notario el que se desplace al lugar determinado para el otorgamiento de la escritura de divorcio.

En caso de divorcio notarial, es decir, posterior al 29 de abril de 2025, tanto la Princesa Leonor como la Infanta Sofia deberían comparecer para prestar su consentimiento ante notario, en el caso de que sigan siendo dependientes de sus progenitores. En ese hipotético caso, es previsible que la regulación fuera razonable (pues de no serlo incluso el notario podría rechazar su aprobación) pero, potencialmente, cabe la posibilidad de que alguna de las hijas mayores dependientes mostrará su disconformidad. En dicho caso las hijas no podrían vetar el divorcio, pero si con su oposición hacer que tenga que tramitarse judicialmente.

Sea como fuere, según el artículo 82 del Código Civil, los hijos mayores dependientes si deberán de comparecer en el divorcio de sus padres a los efectos de prestar su consentimiento con las medidas que le afectan. Solo en el caso de que el divorcio judicial fuese antes del 29 de abril de 2025, la Infanta Sofia no comparecería en el Juzgado al ser menor, pero sí requeriría informe favorable del Ministerio Fiscal. Pero la princesa Leonor sí tendría que comparecer en el Juzgado, como hija mayor dependiente, tanto ahora como después de esa fecha.

Divorcio amistoso o contencioso

Ahora pasaremos a analizar la situación en caso de ser un divorcio amistoso o, al contrario, contencioso. En el primer caso, a buenas, en un divorcio amistoso ya sea judicial o notarial, el acuerdo de divorcio no tiene necesariamente que seguir las pautas de los acuerdos prematrimoniales.

Los reyes Felipe y Letizia cancelan su presencia en dos de los actos que  tenían previstos para esta semana por el coronavirus

Don Felipe y doña Letizia.

Para empezar, hoy ni tan siquiera está confirmado el divorcio. Pero para el caso de que existiera como tal, no se pude descartar la posibilidad de que el divorcio fuera contencioso en caso de no ponerse de acuerdo. 

Para este caso, se tendría en cuenta el acuerdo prematrimonial, pero no es algo vinculante para el juez. Las capitulaciones matrimoniales en las que se acordó que los hijos o hijas que pudieran nacer del matrimonio se quedarían bajo la custodia paterna son previas a la fecha de boda del 22 de mayo de 2004.

Para entenderlo bien, hay que valorar que el Juzgado, si existieran aún menores, otorgaría mayor protección y prioridad al interés de la menor, de manera que con independencia de lo que los padres quisieran antes de contraer matrimonio y tener descendencia, lo importante sería lo que fuera mejor para la menor. Por eso, respecto a la hija menor de la Familia Real española, la Infanta Sofía, se tendría en cuenta su pertenencia a ella, pero también podría ser explorada por el Ministerio Fiscal y se podría, incluso, solicitar un informe psicosocial de la unidad familiar, como ocurre en el divorcio de cualquier otro matrimonio español. 

A pesar de ello, a partir de 2013 la custodia compartida es preferente en procesos de familia en España, lo cual también sería tenido en cuenta. Incluso en el caso de divorcio contencioso, a pesar de que las capitulaciones matrimoniales determinaran una custodia paterna. Por eso, sería sostenible por parte de la reina Letizia una petición de otro tipo de custodia de sus hijas, ya fuera compartida o materna.

COMPARTIR: