15 de julio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El sindicato JUPOL protesta porque mientras actuaban por la seguridad ciudadana el Ministerio solo valora la rotura de un retrovisor del furgón

Tres policías sancionados por la Dirección General por abandonar su vehículo para defender a una mujer

Un furgón de la Policía similar al que sufrió la rotura de un espejo.
Un furgón de la Policía similar al que sufrió la rotura de un espejo.
El régimen disciplinario de la Dirección General de la Policía Nacional ha sancionado a tres agentes de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) por su actuación en una intervención en la que su furgoneta resultó dañada al dejarla aparcada sin custodia para auxiliar a una mujer. Los tres agentes se enfrentaron solos a 15 individuos extranjeros que molestaban a una mujer y en vez de ser premiados fueron amonestados.

Según la resolución a la que ha tenido acceso elcierredigital.com, que ha sido emitida recientemente, el departamento de régimen disciplinario de la Jefatura Superior de Policía de Madrid ha sancionado con “apercibimiento” y con suspensión de empleo y sueldo a tres agentes por una intervención en la que su furgoneta resultó dañada al dejarla aparcada sin custodia para auxiliar a una mujer.

Los tres agentes se enfrentaron solos a 15 individuos extranjeros que molestaban a una mujer  en el distrito madrileño de Carabanchel en la madrugada del pasado 20 de mayo. La actuación policial de los tres agentes de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR), señala la resolución, no se llevó a cabo "con la diligencia oportuna, pues, además de no realizar el parte de intervención, no se preservó la seguridad del vehículo policial mediante la custodia de alguno de los funcionarios".

Estos dejaron aparcada su furgoneta en una calle después de ser requeridos por una mujer que les pidió ayuda porque un grupo de jóvenes la estaban amenazando. Los policías decidieron ir en busca de los supuestos agresores sin su vehículo porque, según alegaron, por la zona no se podía acceder con la furgoneta que decidieron dejar sin custodia debido a la falta de más agentes en la zona y al hecho de que los agresores podían ser unos 15 individuos.

Tras no localizar a ninguno de los integrantes del grupo en los portales de la zona, nie en los bares ni en un parque próximo, los policías regresaron a su furgoneta y comprobaron que un retrovisor estaba roto, incidencia que fue notificada a su superior, quien ahora critica en la resolución que los agentes no hicieran gestión alguna en el lugar para determinar la autoría de los daños en el vehículo.

Críticas desde el sindicato Jupol

Desde el sindicato Jupol, se califica la sanción de “incomprensible” y se denuncia que “se está poniendo por delante de la seguridad ciudadana y la seguridad de los propios agentes, la seguridad de los medios materiales de la UPR, pese a estar en estado de alerta antiterrorista 4 y de que tan solo eran tres agentes para actuar frente a 15 miembros de bandas latinas”. Una situación que “no cabe dentro de la lógica, por lo que no podemos compartir las sanciones que se han aplicado”.
 
Resolucion_policia_1

Resolución disciplinaria de la Dirección General de la Policía

Además, desde este sindicato se recuerda que ninguno de los tres agentes ha estado nunca en régimen disciplinario, ni han tenido sanciones previas en sus largas carreras profesionales e incluso en el caso del oficial, tiene varios reconocimientos por su excelente trabajo.

Por otro lado, el sindicato Jupol señala que la sanción interpuesta a uno de los agentes que participó en esta intervención de la UPR parece responder a una represalia “por el carácter reivindicativo” que tiene este policía dentro de su unidad. Este agente es el Delegado Nacional de la UPR en este sindicato policial y ha sido uno de los agentes más activos en las reclamaciones para la mejora, adecuación y renovación de los medios con los que cuentan las unidades de la UPR.

Una de las furgonetas de la Policía Nacional

Las Unidades de UPR, según ha denunciado en varias ocasiones este sindicato, presentan serias deficiencias materiales y formativas y que dificultan un correcto desempeño del trabajado de estas e incluso genera riesgos para los policías integrantes de estas unidades.

Por todos estos motivos, JUPOL, ha solicitado a la Dirección General de la Policía que “proceda de forma inmediata a la retirada de las sanciones interpuestas a los tres agentes” y recuerda que los tres Policías implicados en este operativo “actuaron de la manera correcta para garantizar la seguridad de la denunciante y la seguridad en primera instancia y la suya propia en segundo lugar”.

COMPARTIR: