08 de julio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Este miércoles se reanudan las declaraciones en el juzgado de instrucción de Valencia donde se investiga a los dos expresidentes de la Generalitat

La conexión entre Zaplana y José Luis Olivas: 580.000 euros por una intermediación innecesaria

José Luis Olivas.
José Luis Olivas.
Según la investigación y la fiscalía valenciana el expresidente de la Generalitat José Luis Olivas cobró 580.000 euros por una intermediación inexistente entre Sedesa, empresa de Vicente Cotino y la empresa eléctrica explotadora de los parques eólicos valencianos, cuando Olivas era todavía presidente de Bancaja.

La jueza que investiga al expresidente de la Generalitat Valenciana Eduardo Zaplana ha vuelto a declarar secreto el sumario del caso que se instruye contra el expresidente de la Generalitat Valenciana y exministro de Trabajo, tras aportar la Guardia Civil nuevos informes sobre la presunta actividad delictiva que los investigadores atribuyen al exdirigente del PP.

La magistrada Isabel Rodríguez que instruye el caso Erial desde el principio en el Juzgado de Instrucción número 8 de Valencia considera que el secreto de las nuevas actuaciones está justificado porque las diligencias que ahora hay que practicar "serían inoperantes y perjudicial para el resultado de la investigación si las partes del procedimiento tuvieran conocimiento de las mismas, habida cuenta de sus intereses en la causa y de la posición procesal que ocupan como investigados".

La decisión ha llegado a 24 horas de que el juzgado retome las declaraciones por el caso Erial tras la emergencia sanitaria del coronavirus. Las pruebas que han aparecido estarían relacionadas con la presunta actividad delictiva que la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil atribuye al exministro de Trabajo del PP.

Las relaciones investigadas por la Guardia Civil llevan hasta la empresa Imarol de Olivas.

Este miércoles está previsto que comparezca en el juzgado el sucesor de Zaplana al frente del Consell, José Luis Olivas, expresidente de Bancaja. Además, también deberá acudir mañana al juzgado la exdiputada del PP Elvira Suanzes y a otros empresarios implicados.

José Luis Olivas fue presidente de la Generalitat de Valencia entre el 24 de julio de 2002 y el 20 de junio de 2003. Antes Olivas fue consejero de Economía y Hacienda de la Generalitat (6 de julio de 1995 hasta 23 de julo de 1999) y Vicepresidente primero de la Generalitat (23 de julio de 1999 hasta 24 de julio de 2002).

El caso se abrió para investigar el supuesto cobro de 10,5 millones en comisiones derivadas de las concesiones de ITV y parques eólicos en la Comunitat Valenciana, lo que podría constituir delitos de cohecho, blanqueo de capitales, malversación y prevaricación. La Fiscalía Anticorrupción y el juzgado ya han localizado en Suiza 6,4 millones de euros después de que un abogado uruguayo declarar que el dinero era propiedad de Zaplana.

Eduardo Zaplana, a la salida del Juzgado.

En la comparecencia de José Luis Olivas de este miércoles se espera que las acusaciones y la jueza le pregunten sobre su participación en la empresa sociedad Imarol. Dicen los investigadores que "la sociedad Imaron S.L., la cual percibe en el año 2008 proveniente de otra de las mercantiles del grupo SEDESA -SEDESA Inversiones- 580.000 euros. La sociedad Imarol se encuentra estrechamente relacionada a José Luis Olivas Martínez, que ostentó el cargo de Presidente de la Generalitat Valenciana entre el 24.07.2002 y 20.06.2003, tras la marcha de Eduardo Zaplana" y añaden un párrafo más abajo que "el primero de los dos pagos mediante los que se materializa el total, por importe de 290.000 €, es efectuado con fondos provenientes de la venta de la sociedad adjudicataria del PECV".

Los investigadores trabajaron sobre varias hipótesis, como que Sedesa, la principal empresa investigada en el caso Zaplana habría pagado por trabajos inexistentes: "En relación a Sedesa Inversiones y a los hechos que se investigan cabe poner de manifiesto la hipótesis de trabajo sobre las presuntas contraprestaciones económicas desembolsadas desde esta sociedad a favor de José Luis Olivas Martínez, que ostentaría el cargo de presidente de la Generalitat Valenciana entre las fechas 24.07.2002 y 20.06.2003. En las declaraciones de ventas y compras -modelo 347 AEAT- de SEDESA Inversiones aparecen en el año 2008 pagos por importe total de 580.000 euros a la sociedad Imarol S.L. En relación a esta sociedad -Imarol SL- cabe mencionar que José Luis Olivas Martínez y a María Mercedes Álvarez Pérez -esposa del anterior- participan en la misma al 50 por ciento, además del cargo de administradores mancomunados".

 La Guardia Civil añade que "en relación a estos pagos se ha podido conocer un procedimiento judicial seguido contra José Luis Olivas y Vicente Cotino Escrivá donde aparecen ambos condenados como responsables de un delito de falsedad en documento mercantil en concurso con un delito contra la Hacienda Pública (...) materializados con dos pagarés por importe cada uno de ellos de 290.000 € (...) Que dicha actividad de gestión y asesoramiento no existió, al realizar dicha venta la empresa Inversiones Alternativas Energéticas, propietaria de las acciones y también perteneciente al grupo Asedes, sin intervención alguna de la mercantil Imarol S.L." El informe policial sostiene que "se maneja la hipótesis de que la verdadera naturaleza de estos pagos y dado el cúmulo de indicios recabados que apuntan al posible desembolso de sobornos en el marco de la adjudicación del PECV, responderían a una posible contraprestación económica a favor de José Luis Olivas"  y para terminar de rematar la imputación del expresidente de la Generalitat añaden: "Nótese que cuando se resuelve por parte de la Consellería de Industria, Comercio y Energía la selección definitiva de las sociedades beneficiarias del Plan Eólico Valenciano, en fecha 25.02.2003 y seleccionan a Proyectos Eólicos Valencianos (PECV) para desarrollar tres zonas del Plan Eólico, José Luis Olivas ostentaba el cargo de Presidente de la Generalitat Valenciana".

COMPARTIR: