08 de diciembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los responsables de la empresa pública están llamados a declarar el día 6 de noviembre en el Juzgado de Instrucción número 2 de la ciudad andaluza

Correos bajo investigación judicial por un presunto delito contra los derechos de sus trabajadores en Almería

Correos deberá declarar por incumplir los requerimientos de Inspección de Trabajo
Correos deberá declarar por incumplir los requerimientos de Inspección de Trabajo
El Sindicato Independiente Profesional de Correos (SiPcte) denunció el año pasado un presunto delito contra los derechos de los trabajadores, ante la "negativa de Correos a cumplir con los requerimientos de Inspección de Trabajo". Ahora, el Juzgado de Instrucción número 2 de Almería ha llamado a declarar como investigada a la empresa pública presidida por Juan Manuel Serrano. El tribunal estimará si la actitud de Correos al no cubrir todas las secciones de reparto es constitutiva de delito.

La Sociedad Estatal de Correos y Telégrafos tendrá que sentarse en el banquillo del juzgado de Instrucción número 2 de Almería el próximo 6 de noviembre por un presunto delito contra los derechos de los carteros en esta ciudad. El juzgado ha llamado a declarar en calidad de investigada (anteriormente imputada) a la empresa pública de mensajería tras la denuncia interpuesta por el responsable del sindicato SiPcte, Francisco Sabio.

De esta manera, Correos deberá responder sobre “los motivos por los que ha venido incumpliendo las resoluciones impuestas por la Autoridad laboral y que pueden suponer la comisión de un delito contra los derechos de los trabajadores”, según el comunicado del sindicato.

Debido a esta situación, SiPcte asegura que el juzgado ha procedido a la apertura de diligencias previas “al apreciarse indicios racionales de criminalidad en los hechos denunciados y en los que presuntamente ha podido participar la Sociedad Estatal de Correos y Telégrafos”.

fran_sipcte

Francisco Sabio, representante de SiPcte en Almería

La denuncia a Correos por un posible delito contra los derechos de los trabajadores fue interpuesta hace más de un año “por incumplir grave y reiteradamente sus obligaciones en materia de riesgos laborales”. Según el sindicato, “el origen de esta denuncia no es otro que la repetida negativa de Correos a cumplir con los requerimientos de Inspección de Trabajo en Almería y de los distintos expedientes abiertos por la Autoridad Laboral en materia de salud”.

Por estos hechos, Correos deberá declarar ante el juez del Juzgado de Instrucción número 2 de Almería el próximo día 6 de noviembre en calidad de investigada, mientras que el responsable del SiPcte en Almería, Francisco Sabio, lo hará en calidad de denunciante y perjudicado el día 4 de noviembre.

Denuncian excesivas cargas de trabajo y recortes

El sindicato SiPcte asegura que llevan denunciando el sistema “injusto” de trabajo impuesto por Correos en los últimos años denominado Colindancias. Este sistema ha sido “creado con el único objetivo de no cubrir puestos de trabajo, bajas vacaciones, etc” critica la agrupación sindical y añade que “esto es la excesiva carga de trabajo que sufren los carteros, situación que hoy en día siguen soportando la mayor parte de los carteros de todas las unidades de reparto de Almería y su provincia, sistema que aún sigue estando vigente a pesar de la imputación de Correos”.

Asimismo, SiPcte acusan a Correos de pagar la sanción correspondiente y hacer “caso omiso a lo planteado por la Inspección de Trabajo”. En este sentido, reiteran las actuaciones de la empresa de mensajería frente a los derechos de los trabajadores en materia de prevención “ya que esta imputación viene avalada por decenas de denuncias y actas de infracción y requerimientos de la Inspección de Trabajo, tramitadas por SiPcte Barcelona y SiPcte Almería”.

Por último, el sindicato señala que los recortes de personal que se han llevado a cabo “eran en su mayoría lesivos para la salud de los carteros y carteras, y así lo acredita la Inspección de Trabajo”. Ahora deberá ser el tribunal el que decida si la actitud de Correos al no cubrir todas las secciones de reparto supone un de delito contra sus trabajadores o no.

COMPARTIR: