14 de abril de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

SACHA, ERIC, ENZO, KALA E INDIA, LOS CINCO HIJOS DE BORJA Y BLANCA QUE CONFIRMAN QUE LA RELACIÓN ES MÁS ESTABLE QUE NUNCA

Borja Thyssen y Blanca Cuesta dan la bienvenida a su quinto hijo: La pequeña India se suma a una saga poderosa

India, así han llamado Borja Thyssen y Blanca Cuesta a su última hija. La pequeña de los cinco hermanos nació durante las vacaciones de Navidad y ha sido recibida con los brazos abiertos por parte de toda la familia. Un nacimiento muy esperado y que aporta alegría al matrimonio tras sus encontronazos con la justicia y el fallecimiento de Manolo Segura, padre de Borja.

Borja Thyssen y Blanca Cuesta han dado la bienvenida a su nueva hija, a la que han llamado India. La pequeña ha nacido en estas navidades y se ha convertido en la quinta hija del matrimonio.

El anuncio de la llegada de la pequeña a la familia se produce después de la falsa alarma de principios de diciembre, cuando Blanca entraba a la Hospital Ruber Internacional —donde habían nacido sus tres hijos anteriores— para hacerse una revisión rutinaria antes del parto por su especialista.

Familia numerosa

Desde que se casaron en octubre de 2007, Borja y Blanca han sido padres de cinco hijos, tres niños y dos niñas. En 2008 nació Sacha en Barcelona, llamado así haciendo referencia al segundo nombre del padre, Alejandro; en 2010 nació Eric, cuyo embarazo se anunció meses después del anuncio del aborto del hijo que esperaban para el verano de 2009; en 2012 Enzo en Madrid, y en 2014 la que hasta ahora era la más pequeña de la familia, Kala.

Borja Thyssen se reencuentra con su madre pocos días después de su boda

Blanca Cuesta y Borja Thyssen durante su boda en el año 2007

Con el nacimiento de India, Borja y Blanca acallan los rumores que siempre han merodeado a la pareja desde que comenzaron a salir en los años 80 y demuestran que son una familia más unida que nunca. Blanca siempre ha calificado a su marido como un “padrazo” que mantiene “una relación muy bonita con sus hijos”.

Cabe recordar que la baronesa ha mirado con suspicacia a Blanca, con la que durante años evidenció mala sintonía porque, según las malas lenguas, "no se fiaba de su nuera". Otras peores decían que quizá se debiera a que Blanca "le recordaba a ella cuando era joven y aspiraba a famosa".

Un nacimiento muy especial

La pequeña llega a la familia para inundarla de felicidad tras la muerte en junio de este año de Manolo Segura, padre biológico de Borja Thyssen al que estaba muy unido y al que pudimos ver en los momentos más relevantes de la vida de su hijo, como la boda con Blanca Cuesta.

Durante estos días navideños Borja y Blanca han tenido oportunidad de presentar a la recién nacida a Tita Cervera. Un momento muy especial, tanto por las fechas familiares en las que nos encontramos como por la distancia que ha mantenido durante este año la familia puesto que la baronesa estaba viviendo en Andorra y el matrimonio y sus hijos en Portugal.

Borja, ilusionado

La llegada de la pequeña supone una nueva ilusión para su padre que tras varios pleitos mantenidos con la justicia durante el pasado año, fue declarado inocente de defraudar 600.000 euros a Hacienda Pública en 2007.

El pasado diciembre de 2019, los tribunales no encontraron pruebas suficientes de que el acusado residiera en Andorra para no hacer la declaración fiscal durante ese ejercicio en su país natal, España.

Sin embargo, Borja Thyssen y Blanca Cuesta siguen acusados por fraude a las arcas públicas durante el ejercicio 2010, por un total de 336.417,89 euros. Además, todavía existen investigaciones abiertas sobre los negocios y empresas del matrimonio.

COMPARTIR: