18 de junio de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Desde 1995 ha sido el ideólogo y comunicador político del PSOE de Castilla-La Mancha y posteriormente asesor de Pedro Sánchez

La trama del nuevo Aeropuerto de Madrid: su consejero delegado Javier Ruedas ha sido durante más de 20 años la mano derecha de Bono y Page y "colega" de El Chunda

Lo más significativo que hay detrás de Air City Madrid Sur SL, la empresa que promueve un segundo aeropuerto en Madrid, son los nombres que figuran dentro de este macroproyecto aeroportuario. Un millonario negocio que cuenta con el apoyo de los Gobiernos socialistas de Pedro Sánchez, desde La Moncloa, y del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García Page, desde el Palacio de Fuensalida. El Partido Popular y Ciudadanos mantienen silencio por el momento

Entre todas las personas que han rodeado en su trayectoria política al todopoderoso líder socialista José Bono destacan especialmente tres: el ex sacerdote Cristóbal Rozalen  (padre de la conocida cantante María de los Ángeles Rozalén Ortuño), el otro alter ego del ex ministro,  llamado cariñosamente “el cura”, desde los tiempos de la presidencia de  Bono en Castilla la Mancha. El ex presidente describe en su diario: “en picardía, ingenio y habilidad es difícil superarle”. Es padrino de su hija y llegó a afirmar no poder vivir sin él en la distancia. El segundo es su sempiterno jefe de prensa, algo más que un amigo, José Luís Fernández, conocido como “Chunda”. Para Bono es “el olfato, la intuición y las buenas relaciones con la gente”. El tercero es sin duda Javier Ruedas, un experto en comunicación política que durante más de diez años fue el director de publicidad de la Junta de Castilla-La Mancha. Era la persona que controlaba a los medios de comunicación repartiendo a su único criterio el dinero de las campañas de publicidad institucionales.

Javier Ruedas Carvajal, actual consejero delegado de Air City Madrid Sur ,es la cara más visible del proyecto que planea construir un aeropuerto en Casarrubios del Monte, en el límite de Castilla-La Mancha con Madrid. Su experiencia en la empresa privada es más bien limitada y menos en el campo aeronáutico. Más sorprendente son sus vínculos con el actual presidente de la Junta de Comunidades Emiliano García Page, del que fue jefe de gabinete y su relación con José Bono.

Javier Ruedas manejo la publicidad institucional de Castilla-La Mancha durante 11 años

Este experto en comunicación, y ahora reconvertido en empresario del negocio de la aviación, nació en 1972. Estudió comunicación en la Universidad Antonio de Nebrija y recién licenciado, en 1995 con tan solo 23 años, ocupó ya el cargo de Jefe de Publicidad de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, uno de los puestos más relevantes dentro del Gobierno Regional. Allí manejaba uno de las partidas presupuestarias más influyentes. El poder que ostentó durante esos años fue enorme entre los medios de información locales y también muchos nacionales, que le conocen perfectamente. Durante más de diez años fue quién decidió, en gran medida, la distribución de la publicidad institucional a su libre albedrío y al de su jefe Pepe Bono. Fueron tres campañas electorales siendo la mano derecha del todopoderoso presidente de la Junta de Castilla-La Mancha.

Javier Ruedas mantuvo su cargo hasta dos años después de la salida de Bono del Gobierno Regional, ya que fue nombrado ministro de Defensa en el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero entre los años 2004 y 2006. Justamente en ese año dio el salto junto al pupilo de Bono, Emiliano García Page, su otro yo. El entonces vicepresidente segundo de la Castilla-La Mancha en el Gobierno socialista de José María Barreda, preparaba su asalto a la alcaldía de Toledo y Javier Ruedas, se convirtió de facto en su gran valedor e ideólogo, lo que le llevó a ser su jefe de Gabinete en la alcaldía de la ciudad de Toledo hasta el año 2011.

Su siguiente cargo no le alejó de la sombra de García Page. Ocupó el puesto de gerente de una de las entidades públicas más importantes de la ciudad imperial, la Empresa Municipal de la Vivienda de Toledo hasta el 2014.

Compatibilizando cargos públicos con privados

En esos años dio un paso llamativo. Según su propio currículo desde el año 2012 compatibiliza su puesto público como gerente de la Empresa Municipal de la Vivienda con el de gerente de una singular empresa privada: la consultora GAMT Airport Development, cargo que sigue ostentando en la actualidad sin reproche alguno.

Al abandonar el Ayuntamiento de Toledo fue nombrado director de comunicación de Caja Rural de Castilla-La Mancha, entidad financiera cercana al Gobierno de Castilla-La Mancha. Durante su etapa en la Caja Rural mantuvo el cargo en esta consultora que hoy forma parte del proyecto del nuevo aeropuerto de Madrid. En Caja Rural de Castilla-La Mancha estuvo hasta marzo de 2016. A su salida se dedicó a crear ad hoc la empresa Aircity Madrid Sur SL, lo cual hizo en febrero de 2017. Desde entonces figura como consejero delegado de esta empresa que preside otro socialista de pro, Gregorio Marañón Bertrán de Lis, cuyo singular currículo fue ya contado por El Cierre Digital.

Muy unido a “Chunda”

La carrera política de Javier Ruedas y su crecimiento en el PSOE de Castilla-La Mancha la hizo a la sombra de otro conocido personaje del bonismo, José Luis Fernández, “Chunda”, como se le conoce en Castilla-La Mancha y en toda España. Fue el sempiterno jefe de prensa de José Bono, "más que un amigo". La persona que le cuidó informativamente durante 19 años y con el que ha mantenido una más que estrecha relación, incluso después del abandono de los cargos públicos. También la persona que colaboró con el actual presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, en las primarias socialistas en las que arrasó a todos sus rivales. A su lado siempre estuvo el ahora consejero del nuevo Aeropuerto de Madrid, Javier Ruedas, que además de ser gerente la Empresa Municipal de la Vivienda de Toledo, compartía también su cargo con el de asesor de comunicación de Sánchez.

José Luis Fernández "Chunda", el que fue sempiterno jefe de prensa de José Bono

Chunda”, por entonces un becario que había trabajado en Radio Intercontinental, Radio Exterior de España y en la delegación de la Agencia EFE en Castilla-La Mancha, fue ya nombrado en 1990 jefe de Informativos de la Cadena Ser en Castilla-La Mancha. Un año más tarde, en 1991, ingresó en el Departamento de Prensa del Gobierno regional y en 1992 se incorporó a la Oficina de Prensa de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, donde llegó a ser su jefe. En este período también dirigió la revista institucional Castilla-La Mancha y desde el año 1999, se convirtió en director general de Comunicación de Presidencia de la Junta de Comunidades. Este cargo lo abandonó al pasar junto a su amigo Bono al Ministerio de Defensa en 2004. Allí se mantuvo junto al albaceteño hasta su salida del Ministerio en el año 2006. Dos años después, fichó por el Ente Público Radio Televisión de Castilla-La Mancha, en poder del PSOE, al frente de la Dirección de Comunicación. Desde 2008 a 2011, ocupó el cargo de director de Comunicación de la Presidencia del Congreso de Diputados, otra vez de la mano de ínclito Bono.

Tras su salida, en enero de 2012 empezó a trabajar de forma independiente como consultor y asesor especializado “en comunicación institucional y de empresa, información política y gabinetes de crisis”. En este puesto de asesor fue cuando prestó sus innumerables servicios a Pedro Sánchez. El ahora presidente del Gobierno se dio cuenta del enorme valor añadido de  la experiencia de “Chunda” en relaciones con la prensa (pone en marcha un equipo potente de comunicación en redes sociales), pero también convencer a José Bono de que “mueva” su agenda para conseguir los apoyos necesarios a la candidatura de Sánchez.

Asi, “Chunda” se unió al grupo de trabajo liderado por los hombres del hoy presidente de Gobierno, José Cepeda y Pedro Saura, e incluyó a su fiel “colega” Javier Ruedas. El resultado no pudo ser mejor para Sánchez que arrasó en las primarias con un 48,63% de los sufragios, frente al 36,15% de Eduardo Madina y el 15,26% de José Antonio Pérez Tapias.

El papel del ex ministro Josep Piqué y el silencio del PP de Madrid

En medio de este gran  juego de intereses y de millones aparece otro de los nombres clave: Josep Piqué. Se da el caso y la sorpresa que el ex ministro de Asuntos Exteriores del PP con José María Aznar fue presidente de Air City Madrid Sur a la vez que estaba en el Consejo de Administración de AENA (dónde hoy continúa con este mismo cargo) y alegó que dejó la presidencia por incompatibilidades. También, Piqué, casado con la periodista Gloria Lomana ex jefa de los servicios informativos de Antena3 TV,  se defendió de quienes le pedían responsabilidades argumentando que su participación actual en el proyecto es muy pequeña. El ex presidente de Vueling, que dejó su cargo en 2013, sí lo es actualmente de la consultora Pashipae, una de las empresas que sostienen el proyecto del nuevo aeropuerto de Madrid.

Josep Piqué, otro de los implicados en el proyecto

Además, otro de los puntos más llamativos de esta información es el papel, hasta ahora silencioso y un tanto sorprendente de la Comunidad de Madrid, presidida por el Partido Popular. Su presidente, Ángel Garrido, y su vicepresidente, Pedro Rollán, se han congratulado aparentemente con la intención de este grupo empresarial unido al PSOE, de impulsar un segundo aeropuerto comercial en la región madrileña, aunque han subrayado que la "última palabra" sobre esta infraestructura correspondería al Gobierno Central de Pedro Sánchez.

 La Comunidad, según Garrido, “sí conoce los planes de Air City Madrid Sur” y, según afirma la empresa del futuro nuevo aeropuerto, “ha emitido un primer informe en el que se dictamina que cuenta con los recursos económicos y técnicos para llevar a cabo este proyecto”. De hecho, el plan arrancó cuando el actual vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Pedro Manuel Rollán, era Consejero de Transportes, Vivienda e Infraestructuras de la Comunidad de Madrid con Cristina Cifuentes como presidenta de la región. Desde entonces, tendría el visto bueno de las filas populares madrileñas, con la negativa tajante de la entonces líder del PP de Castilla La Mancha, Maria Dolores de Cospedal.

Hoy Javier Ruedas, el “colega” de Chunda, el ideólogo del PSOE castellano manchego desde 1995, asesor de Bono y Page, y valedor de Pedro Sánchez en su región, es el gran impulsor, al menos oficialmente, del segundo aeropuerto de Madrid. Todo ello con el beneplácito de la Junta de Castilla-La Mancha presidida por Emiliano García Page  y con el silencio, por ahora, del Partido Popular y también de Ciudadanos.

COMPARTIR: