23 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Según los denunciantes, los miembros de la junta directiva de Élite Taxi Barcelona manipularon los procesos de votación para ganar las elecciones

Guerra interna entre taxistas: Denuncian fraude en una de sus asociaciones de Barcelona

Taxis en Barcelona.
Taxis en Barcelona.
El Juzgado de Primera Instancia de Barcelona ha admitido la demanda interpuesta contra la Junta Directiva de la Asociación Elite Taxi Barcelona por presunta estafa electoral. Según la parte demandante, los acusados aprovecharon el voto telemático para dar validez a votos por parte de "no miembros" de la Asociación y utilizar votos duplicados a su favor. Como reacción a esta denuncia, la directiva de la Asociación ha decidido expulsar de los grupos oficiales a todos los denunciantes.

Hace tan solo unas semanas, elcierredigital.com informó de la complicada situación que vive actualmente el sector del taxi, inmerso en una lucha contra las plataformas VTC en la que incluso se sienten utilizados por ciertos partidos políticos como Vox para ganar votos. Por si este conflicto fuera poco, los taxistas de nuestro país también deben enfrentarse a “guerras” internas en las asociaciones que luchan por sus derechos, algo que supone un importante obstáculo en su verdadera lucha.

Este mes de junio se ha conocido que el Juzgado de Primera Instancia de Barcelona ha admitido a trámite la demanda interpuesta por un miembro de la Asociación Profesional de Taxi Élite Taxi Barcelona por presunta estafa electoral en las elecciones de la Asociación. Estas elecciones fueron celebradas en el mes de septiembre del pasado año y, según la parte denunciante, se realizaron maniobras como la contabilización de votos de “no socios”, la duplicación de votos o la elección de la junta electoral a dedo por parte de los acusados que formaban parte de la junta directiva. El protagonista de esta polémica es Alberto Álvarez, el presidente de la Asociación, también conocido como Tito y los miembros de su candidatura.

Taxis en Barcelona

Todo comenzó cuando Tito anunció que se celebrarían elecciones en las que se enfrentarían, principalmente, su propia candidatura, que ya presidía la Asociación, y la candidatura de la oposición, que es la que ha decidido denunciar las supuestas irregularidades del proceso.

El primer hecho en suscitar las sospechas se produjo justo en el momento del anuncio, cuando 300 presuntos nuevos socios entraron en la Asociación, una cantidad demasiado grande como para no tenerla en cuenta. Tras esto, la dirección, con Tito a la cabeza, anunció que el voto se iba a realizar combinando el voto presencial y el voto telemático, utilizando la aplicación APP-Asamblea. En el voto presencial, la candidatura de la oposición ganó por un solo voto, lo que indica que los resultados estuvieron muy ajustados, pero en el voto telemático, la candidatura de Tito ganó por el cuádruple de los votos.

Debido a la gran diferencia entre los resultados de ambos métodos, la candidatura de la oposición decidió investigar el voto telemático. Gracias a ello descubrieron que, aunque con la aplicación mencionada anteriormente solo se puede votar una vez por persona, la aplicación utiliza un censo que le proporciona un encargado de la Asociación. En este caso, gracias a que uno de los miembros llamó a los responsables de la aplicación, descubrieron que el censo había sido proporcionado por un miembro de la candidatura de Tito, por lo que podrían haberlo manipulado para permitir que voten a su favor personas que no pertenecían a la Asociación.

Resultados de las elecciones.

Además de la llamada a los responsables de la aplicación, la candidatura denunciante también contactó con el Colegio de Estadística que les explicó que resultaba muy poco probable que la gran diferencia que existía entre el voto presencial y el telemático fuera real.

Con la intención de esclarecer lo sucedido, la candidatura de la oposición recurrió a la Junta Electoral, organismo que debía controlar el proceso de las elecciones de forma imparcial. En ese momento, descubrieron que, presuntamente, la Junta Electoral había sido elegida a dedo por parte de Tito y que era el propio Tito Álvarez quien contestaba utilizando el correo electrónico de la misma.

Tras reunir toda esta información, la candidatura de la oposición decidió recurrir a la justicia para denunciar los hechos. La sorpresa llegó cuando la junta directiva presidida por Tito, decidió expulsarles de todos los grupos oficiales de la Asociación como reacción a esta demanda.   

Durante los próximos meses se irán conociendo los avances de este proceso judicial y finalmente se lograrán esclarecer unos hechos que, sin duda, perjudican enormemente a la batalla del sector del taxi contra las empresas VTC, que, según estos, es su verdadera lucha. Una lucha que parece dar sus frutos ya que el Congreso de los Diputados ha aprobado este martes la Ley de Ordenación de los Transportes Terrestres.

Con esta reforma, se prohibirá a los conductores VTC circular en busca de clientes que no hayan precontratado el servicio, considerándose esta actividad como una infracción muy grave. Si se acumulan tres sanciones en un periodo de dos años a partir de la imposición de la primera, puede dar lugar a la revocación de la licencia de los conductores.

COMPARTIR: