24 de febrero de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

ENTRE SUS CLIENTES SE ENCONTRABAN EL COMITÉ VIZCAÍNO DE ÁRBITROS, EL CTA DE FÚTBOL DE CATALUÑA Y EL CASTELLANO-MANCHEGO COMO EL AYUNTAMIENTO DE XÁTIVA

Caso Negreira: La empresa de Enríquez DASNIL 95 no solo facturó al Barcelona en sus últimos años en el arbitraje

El Cierre Digital en
/ Enriquez Negreira y DASNIL 95 S.L.
El caso Negreira no para de hacerse más y más grande. Ahora, han salido a la luz más informaciones relacionadas con DASNIL 95 S.L., empresa que fue creada por Negreira al año siguiente de ser nombrado vicepresidente del CTA y cuya vida se limitó al cese de Negreira en el cargo. Elcierredigital.com ha tenido acceso a las facturas emitidas por DASNIL 95 SL durante 2016, 2017, 2018 y 2019. En ellas puede observarse que la empresa de Negreira no solo recibió pagos del FC Barcelona.

La empresa DASNIL 95 S.L. fue creada por Enríquez Negreira en 1995, justo un año después de ser nombrado vicepresidente del CTA. Las aportaciones del FC Barcelona suponían el 95 por ciento de la empresa, cuya relación se forjó bajo la presidencia de Josep Lluís Núñez. En 2001, Javier Enríquez Romero y María Luis Enríquez Romero, hijos de Negreira, entraron a formar parte de la sociedad, cuando las relaciones entre la empresa y el FC Barcelona empezaron a ser oficiales. 

Durante los cinco primeros años Negreira percibió menos de 200.000 euros pero, a partir de 2006, las cantidades aumentan considerablemente. En el último año de Laporta, en su primer mandato como presidente, la cantidad dobló su valor y llegó a percibir 573.398 euros. Durante los mandatos de Rosell y Bartomeu siguió percibiendo una cantidad similar. 

Pagos efectuados a Negreira.

Elcierredigital.com ha tenido acceso a las facturas emitidas por DASNIL 95 SL durante 2016, 2017, 2018 y 2019. El principal cliente es el FC Barcelona, que es el cliente de trece de las 39 facturas emitidas por DASNIL en 2016. Pero también aparece el Ayuntamiento de Xátiva, el Comité vizcaíno de árbitros, el CTA de fútbol de Cataluña y el CTA castellano-manchego. Cuando Negreira dejó de ser vicepresidente del CTA cerró la sociedad. 

"Se cometieron más irregularidades"


“Se está en la idea de que a través de su empresa Negreira solo facturaba al Barça, pero según estas facturas también facturaba a más empresas. En este punto aparecen unas facturas un tanto extrañas, que son las del Comité Vizcaíno de árbitros de fútbol. ¿Qué hace un vicepresidente del CTA facturando al Colegio Vizcaíno de árbitros unas cantidades de 16.825,97 euros y 5.356,75 euros en solo un año?. Esto me sorprende mucho porque Negreira es íntimo amigo de Ángel María Villar, en ese momento Villar era Presidente de la RFEF y Villar es vizcaíno. Todo esto me hace pensar que ese dinero podría ser desviado para Villar, pero lo que no tiene sentido alguno es facturar 21.000 euros al colegio vizcaíno”, indica Javier Cordero Merlos, portavoz de Manos Limpias, en una conversación con Elcierredigital.com

Facturas emitidas por DASNIL 95 S.L.

Negreira cerró la empresa porque todos sus clientes existían porque él era vicepresidente del Comité Técnico de Árbitros, por lo que todos estos pagos eran irregulares, ya que si no, no hubiese cerrado la empresa. En este punto es clave identificar que Negreira no sólo facturaba al Barça, son demasiadas coincidencias juntas como para que solo sean conjeturas”, concluye Javier Cordero.

En las facturas del 2017 el predominio se lo lleva el FC Barcelona, pero también vuelven a aparecer el Ayuntamiento de Xátiva, el CTA de fútbol de Catalunya, el CTA castellano-manchego y Soccercam S.L. Esta última empresa estaba administrada por Javier Enríquez y su actividad se basaba en "la producción y realización de videos deportivos, así como la promoción y marketing de productos y servicios de empresas". La cantidad facturada a Soccercam en este caso es de 12.950 euros

En 2018 las empresas facturadas vuelven a ser las mismas salvo Soccercam S.L., que ya no aparece. En 2019, año en el que Negreira ya no es vicepresidente del CTA, el FC Barcelona deja de aparecer y DASNIL tan sólo percibió 42.508 euros. En 2018 la cantidad percibida era de 329.373,39 euros. Los clientes en el último año de actividad de la empresa vuelven a ser el CTA de árbitros de Cataluña y él CTA castellano-manchego. 

Así controlaba Negreira los ascensos y descensos de árbitros


La Fiscalía Anticorrupción sospecha que José María Enríquez Negreira comenzó a percibir pagos por sus servicios al FC Barcelona en 1995, un año después de ser designado vicepresidente del Comité Técnico de Árbitros (CTA). Según un documento al que ha accedido Elcierredigital.com, los altos cargos del CTA podían decidir a sus anchas la clasificación de los árbitros de Primera y Segunda División alterando las calificaciones técnicas de la temporada que recibían los árbitros y en función de las cuales se establecían los colegiados para la próxima temporada de ambas divisiones.

Sorprende que las declaraciones de fuentes arbitrales indicasen que “en el Comité de Árbitros había una mano negra que decidía motu proprio los ascensos y descensos de los árbitros. Esa mano negra era Negreira, que tenía acceso a los informes de evaluación y podía manipularlos. El sistema era demasiado opaco. Además, esta misma mano negra se aprovechaba de los informes de los delegados-informadores para pasárselos al FC Barcelona. Cabe destacar que estos informes podrían influir en la designación de árbitros cuando se pasó a la designación por un grupo de ex árbitros", según indica Libertad Digital.

Clasificación de los árbitros de Segunda División durante la temporada 1995/1996.

​​En este documento que pertenece a la Segunda División, datado en la temporada 1995/1996, se indican las puntuaciones obtenidas por los árbitros de Segunda. La evaluación técnica era realizada cada domingo por parte de un grupo de informadores que acudía a cada partido. Eran dos los criterios recogidos en esta clasificación. Por un lado, se valoraba la dificultad de los partidos dirigidos en una escala del cero a dos, donde este valor numérico venía determinado por los sucesos acontecidos sobre el césped. Por otro lado, estaba la evaluación media de actuación del colegiado durante la temporada con unos valores que van del uno al diez.

Finalmente ambas cifras eran sumadas, con una puntuación máxima de doce puntos. A esta puntuación se le sumaba la valoración del CTA, expresada a través de una cifra que iba del cero al dos y que carecía de criterio. Este índice corrector no estaba tipificado y fue clave a la hora de determinar la clasificación. Este documento está firmado por Negreira, Victoriano Sánchez Arminio y una tercera persona cuya identidad se desconoce

Para demostrar la corrupción la Fiscalía debe solicitar al CTA todas las clasificaciones de los árbitros de Primera y Segunda División desde la temporada 1994/1995 hasta la 2017/2018, años en los que Negreira ejerció como vicepresidente del CTA.

COMPARTIR: