28 de noviembre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Medidas de seguridad para evitar robos en casa

Se acabó el verano y con ello son miles de familias las que dejan atrás sus segundas viviendas en playa, montaña o en pequeñas localidades de interior. Con ello se quedan pueblos o zonas enteras con una mínima actividad y con ello se convierten en uno de los focos más importantes por su mayor facilidad para el robo.

Este es solo una de las posibilidades, también son frecuentes los robos cuando salimos unas pocas horas del domicilio habitual e incluso cuando estamos en el interior. En todos los casos, prevenir y poner las cosas más difíciles a través de medidas de seguridad para evitar los robos como las siguiente.

Medidas de seguridad en tu hogar

Una de las más útiles, sencillas, eficaces y económicas son las cerraduras invisibles. Para conocer sus características y conocer su eficacia puedes acceder a comparativas sobre cerraduras invisibles en TeLoQuedas. Estamos hablando de un sistema que hace que si los ladrones manipulen la cerradura tradicional mediante ganzuado o bumping no puedan progresar por la vivienda, ya que se encuentran con otra cerradura, sin bombillo, que no pueden manipular desde el exterior. Con ello, se consigue reforzar puertas blindadas y acorazadas sin necesidad de cambiar la cerradura o bombín.

Otro sistema de utilidad, especialmente cuando estás dentro casa por la noche e intentar penetrar en la misma, son los sistemas de detección anticipada en la cerradura.

Su principal ventaja es que se puede instalar en la mayoría de las cerraduras del mercado proporcionando una mejora cualitativa en la vivienda ya que combina un escudo de seguridad acorazado con una alarma integrada. Al intentar manipular la cerradura para entrar en la vivienda, como es el típico bumping, la alarma salta cuando activando una sirena o una alerta (que podemos incluso hacer que llegue a nuestro móvil con un mensaje) alertándonos si estamos en casa o fuera para llamar a las Fuerzas de Seguridad. Su limitación es que si estás en una zona alejada o tranquila puede que no sea un impedimento importante.

Igualmente, sin tener que instalar este sistema o haciéndolo de forma combinada puedes reforzar el bombín y el escudo de tu puerta. Hay una enorme variedad de escudos acorazados y semi acorazados en el mercado. Por ello lo primero que debes hacer es ver cuál es el apropiado a tu cerradura y después asegurarte de que estén certificados para garantizar tu seguridad. Además, puedes aprovechar la ocasión para cambiar la cerradura con un escudo con llave magnética que impida otro tipo de actos como llenar la cerradura con silicona. Con rodo ello conseguirás dilatar el tiempo de entrada a los “cacos” y aumentar las posibilidades de que desistan o sean detectado, unos tiempos que incluso son más superiores si lo que cambiamos es la puerta de modelos blindados a modelos acorazados.

Por último, siempre está la posibilidad de contratar una alarma externa con sistema de alerta a la Policía. En estos casos si debes tener en cuenta que no te enfrentas a un coste fijo (el de la instalación de la alarma) sino también a unas cuotas mensuales.

COMPARTIR: