30 de julio de 2021
|
Buscar
EDICIÓN VERANO

La supuesta hija belga del Rey Emérito ya perdió su reclamación ante el Tribunal Supremo, pero ahora asegura haber reunido más pruebas

Ingrid Sartiau: “Voy a retomar la demanda de paternidad contra Juan Carlos I"

Exclusiva Ingrid Sartiau.
Ingrid Sartiau.
En 2013 Ingrid Sartiau se dio a conocer a la luz pública tras anunciarse en una revista que supuestamente era hija del rey Juan Carlos I. En 2015 el Tribunal Supremo admitió la demanda de paternidad que Ingrid interpuso pero tuvo poco recorrido, pues en marzo de 2015 el Pleno de la Sala de lo Civil la rechazó, por siete votos en contra frente a tres. Ahora, esta mujer belga, de 53 años parece decidida a retomar su demanda porque ha recabado más pruebas sobre la paternidad de Juan Carlos I.

Decía el escritor estadounidense Michael Crichton que si uno no sabe de historia no sabe de nada. Es como ser una hoja y no saber que forma parte del árbol. Por ese camino de incertidumbre, sin conocer las raíces de su vida, lleva años caminado Ingrid Sartiau, una mujer belga de 53 años, criadora de caballos y con dos hijos. Un nombre que no dice nada a la mayoría de españoles, pero que puede guardar en su interior un pedazo de nuestra historia más contemporánea.

Aun así la señora Sartiau no le flaquean las fuerzas y está dispuesta a ir a por todas por conocer quién es su padre. Un lastre, envuelto en una profunda tristeza, que le lleva acompañado desde que su madre le reveló que posiblemente Juan Carlos de Borbón era su padre. Además tras las investigaciones abiertas por el Tribunal Supremo sobre las presunta fortuna ilícita del ex jefe del Estado a Ingrid le ha aflorado el sentimiento protector de hija y más que nunca quiere estar a su lado. Por este motivo Ingrid hoy nos cuenta sus pretensiones judiciales y nos abre, como nunca, su corazón.

- ¿Cómo descubrió que supuestamente su padre era Juan Carlos I?

- Un día mi madre no podría soportar tanto silencio y me confesó que el rey de España Juan Carlos I era mi papá.

- ¿Cómo se lo trasladó?

- Estaba muy asustada, principalmente por mi reacción, pero quería que lo supiera.

- ¿Y usted, cómo recibió la noticia?

- Para mí esta información supuso un gran shock, que derivó en una depresión como consecuencia de no poder tener contacto con mi supuesta familia española.

                                                     Ingrid de niña.

- ¿Dónde se conocieron su madre y el rey Juan Carlos?

- Mi madre trabajaba de institutriz de una de las familia nobles de Bélgica en 1965, la familia de Merode. Tal y como me contó un miembro de su familia ellos se conocieron en el Castillo de Westerlo en una de las recepciones en las que la familia invitó al rey Juan Carlos. Mi madre estaba trabajando allí y entre ellos surgió esa relación.

No fue sola una vez las que coincidieron. Juan Carlos venía al castillo con frecuencia, la familia le tenía mucho aprecio, y allí tenían los encuentros.

- Cuando su madre se quedó embarazada de usted ¿Se lo hizo saber a Juan Carlos I?

- Ella me escondió durante dos años, por mi seguridad, en una familia flamenca. Querían llevarme a Inglaterra para que tuviera una buena educación.

- ¿Juan Carlos se responsabilizó de su manutención?

- Nunca, jamás.

- ¿Recibió alguna advertencia su madre para que no contara la historia?

- Sí, le dijeron que si se le ocurría hablar le quitarían a la hija. Por eso siempre me protegió y me ocultó por miedo a perderme.

-¿Y usted?

- Yo por suerte nunca.

- Después de su nacimiento, ¿Su madre se volvió a encontrar con el rey Juan Carlos?

- Sí, hubo algunos contactos.

 - ¿Qué le contaba su madre del Rey emérito?

- Que fue el único amor verdadero de su vida.

                                  Ingrid, de niña, junto a su madre.

 - ¿Por qué después con los años decidió contar esta historia?

- No lo tenía como objetivo contarlo pero me crucé por el camino con Albert Solá, el otro presunto hijo de Juan Carlos. Él se puso en contacto con la Prensa y descubrí que entre él y yo teníamos varias similitudes y decidí contarlo. 

- Contaba en una entrevista en El diario El Mundo que no quería hacer daño a Juan Carlos y que le escribía cartas a la Casa Real. ¿Le contestaron?

- Mi correo nunca fue correspondido. También realicé alguna llamada pero me decían que no podían dar respuesta a un asunto familiar.

- Algunos piensan que usted persigue quedarse con el dinero que le correspondería por la herencia. ¿Estaría dispuesta a renunciar a ella?

- Nunca hablé de dinero ni quería pertenecer a la realeza. Simplemente quería ser reconocida ya no por mi sino por mis hijos, que tuvieran esa figura de abuelo.

 - ¿Sus hijos le quieren conocer?

- Mi hija sí quería conocerle, pero mi hijo no.

- Usted hubiera nacido fruto de una infidelidad del rey a la reina Sofía. Si tuviera a la reina delante, ¿Qué le diría de mujer a mujer?

- Que entiendo que mi presencia es a causa de una supuesta infidelidad de su esposo pero que yo no soy responsable de ello y que por lo tanto, que no me culpe.

- En 2015 la Justicia desestimó la demanda de paternidad que usted le interpuso al rey emérito. ¿Piensa volver a iniciar el proceso judicial?

- Le he pedido consejo a mi abogado para analizar la situación e iniciar un nuevo trámite.

"He reunido más pruebas"

- ¿Por qué decide volver ahora a retomar el tema?

- Porque ahora he reunido muchas más pruebas para presentar en los juzgados.

- ¿Qué pruebas tiene para demostrar que es hija de Juan Carlos I?

- El profesor Cassiman, experto en genética, nos hizo un test de ADN de Albert y nos comunicaron que éramos hermanos. Seis meses después, repitieron la prueba y el profesor nos dijo que no éramos hermanos. Lo sorprendente es que en esta ocasión no lo hizo público.

                                       Ingrid Sartiau en la actualidad con uno de sus perritos.

- Cuando ve a Juan Carlos y a su familia en prensa, ¿Qué siente?

- Un profundo sentimiento de injusticia. 

- Actualmente Juan Carlos I ha tenido que abandonar España por las informaciones sobre los presuntos cobros de comisiones ilícitas. ¿Qué opina de esta noticia?

- No conozco bien la situación financiera por eso no quiero pronunciarme. En cuanto a salir del país, creo que seas o no ser rey abandonar tu país, y más siendo mayor, debe ser una situación difícil. 

- ¿Le duele?

- Para mí es triste.

- Si tuviera relación con Juan Carlos I y ve que tiene que abandonar España por los escándalos que le salpican. ¿Qué le aconsejaría?

- No tengo que dar ningún consejo. Quizás entonar un mea culpa público puede demostrar que uno es un gran hombre frente a su gente. 

- A Juan Carlos I se le acusa de no declarar presuntamente el dinero que se encuentra en las dos fundaciones que tiene. ¿No le parece mal no declarar todos los bienes y pagar los correspondientes impuestos en España?

- Yo solo sé que pago todos mis impuestos.

COMPARTIR: