06 de mayo de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Este método calcula el precio final de la comida y mediante un código QR puedes incluso dividir la cuenta entre varios comensales

"Sunday", una aplicación de pago del Grupo Big Mamma que revoluciona el sector de la hostelería

Los fundadores de Big Mamma, grupo creador de Bel Mondo en Madrid, lanzan al mercado la aplicación Sunday, una solución de pago dedicada a la restauración que permite reducir gastos a la vez que optimiza la actividad y contribuye a mejorar la sostenibilidad de los locales. La startup ha logrado recaudar 20 millones de euros como capital inicial, y espera operar en España, Inglaterra, Francia y Estados Unidos.

El uso del ticket digital en sustitución del impreso se ha convertido en una tendencia al alza. Impulsadas en gran parte por la digitalización acelerada que muchos negocios han tenido que acometer como consecuencia de la pandemia, este tipo de herramientas logran minimizar el contacto entre trabajadores y clientes, evitando posibles contagios y logrando un espacio más seguro. En este sentido, los códigos QR se han convertido en el primer paso para la creación de mesas virtualizadas, y ya son muchos los restaurantes que han incorporado este método como alternativa a los modelos convencionales.

Aplicaciones como Sunday, una solución de pago creada por los fundadores del grupo de restauración Big Mamma, permiten no solo consultar la carta directamente desde el móvil, sino que calculan el importe de la cuenta que se paga al culminar la velada, incluyendo opciones que agilizan la división del pago entre los diferentes comensales de la mesa, una situación más que habitual en encuentros entre amigos y familiares. Sus tres fundadores, Victor Lugger, Tigrane Seydoux y Christine de Wendel, junto con un equipo compuesto por cerca de cuarenta personas apasionadas por la restauración y la tecnología, lanzan ahora la herramienta al mercado.

La implementación de facturas digitales permite a los negocios reducir gastos a la vez que se optimiza la actividad y se contribuye a la sostenibilidad. Se disminuye el uso de papel, pero también de consumibles y tintas, lo que mengua la huella de carbono de los locales. Además, los procesos se vuelven más simples y el flujo de trabajo de las empresas gana en productividad.

El sistema de pago de Sunday. 

Son las conclusiones a las que ha llegado Big Mamma, que hace un año impulsó esta solución en sus catorce restaurantes. Durante la prueba, el 80 por ciento de sus clientes eligieron pagar mediante este sistema y el gasto promedio por comensal aumentó hasta en un diez por ciento. Además, al sustituir la atención humana por el uso del teléfono, los tiempos de espera disminuyeron considerablemente, una media de quince minutos por mesa, lo que derivó en una mayor rotación, con un incremento de hasta el doce por ciento.  

De este modo, y al ver reducida su carga de trabajo, el personal responsable puede aumentar el número de clientes a los que atiende. Una optimización del tiempo que permite una ventaja competitiva, la reducción de errores y una mayor organización en la sala. De hecho, las propinas para los camareros aumentaron hasta un 40 por ciento durante el ensayo.

“Creemos que un mundo en el que puedas pagar tu cuenta en 30 segundos, dejar comentarios y dar más propina contribuye a crear una mejor experiencia gastronómica. Como cliente es genial y como restaurador es, además, rentable” señala Christine de Wendel.

La startup planea operar en Estados Unidos, Inglaterra, España y Francia, y para ello ha recaudado 20 millones de euros de inversores como Coatue y New Wave. Un rápido despliegue que, como señalan, será posible gracias a la conexión con los principales sistemas de pago de Estados Unidos y Europa.  “Estamos muy contentos de contar con propietarios de restaurantes y hoteles junto a nosotros, así como de fondos que comparten nuestra ambición de simplificar y hacer que los pagos sean menos costosos en todo el mundo”, indica Victor Lugger ante esta señal de confianza en la industria de la restauración, especialmente golpeada por la crisis en el último año.

COMPARTIR: