16 de septiembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La víctima tenía 63 años y todo apunta a un accidente durante una jornada de caza

Se encuentra muerto a un cazador en el municipio de la Fueva y se investiga cómo se produjo el disparo

Un cazador en el monte.
Un cazador en el monte.
La Guardia Civil investiga la muerte de un cazador de 63 años de edad que ha aparecido este domingo con un disparo de escopeta en el pueblo de Troncedo, en el municipio oscense de La Fueva. Todo apunta a que ha podido ser víctima de un accidente, por un disparo propio fortuito, pero la Policía Judicial de la Guardia Civil está investigando todas las hipótesis.

Alertados porque no regresaba a casa, un familiar ha ido en su busca y lo ha encontrado fallecido en un paraje cercano a Troncedo. Concretamente, el cuerpo estaba en una zona arbolada y mojada por las lluvias del día anterior por lo que una de las hipótesis que se baraja es que se haya resbalado o haya golpeado la escopeta con algún tronco o alguna rama de árbol y se le haya disparado de forma accidental, recibiendo el impacto de un perdigón en la cabeza.

El valle de Fueva es una zona cinegética importante en la región.

El fallecido era un gran aficionado a la caza y de hecho en temporada viajaba muchos los fines de semana a Troncedo para practicar esta actividad. También le gustaba salir al monte a buscar setas o trufas. 

COMPARTIR: