29 de enero de 2023
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Ángel José Arcéiz explica las nuevas medidas de sostenibilidad sanitaria en la ganadería española

En recientes meses se ha aprobado la propuesta conjunta del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación con el Ministerio de Sanidad para el uso sostenible de antibióticos. Para los especialistas del sector como Ángel José Arcéiz Sánchez estas medidas representan un avance en los planes de atención a la situación sanitaria y sostenible de la ganadería en España.

“La salud de nuestros animales es la prioridad para todo ganadero. Estas nuevas medidas serán fundamentales para la protección de la salud de ellos y la de todos los humanos”, añade Arcéiz Sánchez. Esta propuesta es parte de la puesta en marcha de planes nacionales de actuación a partir del Plan Director de Acción sobre Resistencias Antimicrobianas del 2011 para hacer frente al problema de resistencia a los antimicrobianos en la Unión Europea.

Según Ángel Arcéiz, esta propuesta se basa en un marco de actuación para conseguir un uso sostenible de antibióticos mediante el establecimiento de un valor de referencia nacional de consumo. Este valor variará en función de la especie y la clasificación zootécnica, y se plantean las medidas en cuanto al porcentaje de superación del límite de consumo de explotaciones en base a las recomendaciones del veterinario.

Cabe añadir que el registro y seguimiento de datos e información necesaria para los ganaderos y veterinarios sobre el consumo de antibióticos en su explotación se encuentra recabada en el Sistema Informático Central de Control de Prescripciones Veterinarias de Antibióticos (PRESVET).

“La venta de antimicrobianos en España es superior a la media en toda Europa, como ha informado el Ministerio de Agricultura. Por este motivo, es fundamental que comencemos a tomar acción para reducir su consumo”, explica Ángel Arcéiz.

El aumento de la prioridad para la sostenibilidad en la ganadería española, según Ángel Arcéiz 

“En los últimos años, los ganaderos españoles han logrado superar una serie de retos y obstáculos surgidos en el sector. En especial en relación a la sostenibilidad de las actividades y tecnologías”, denota el especialista Ángel José Arcéiz. Sea mediante la aplicación de prácticas ecológicas o la limitación de sustancias químicas, alrededor de todo el territorio europeo las empresas han comenzado a prestar mayor atención a su huella de carbono.

No obstante, un factor que se ha mantenido recurrente es la irregularidad ecológica en las actividades ganaderas a partir de las problemáticas relacionadas a la sostenibilidad. Según menciona Arcéiz Sánchez, la volatilidad de los mercados de materias primas, los fuertes incrementos de los costes energéticos, la crisis mundial de la ganadería y el escenario de alza inflacionista son elementos que requerirán una gran capacidad adaptativa en un futuro cercano.

Una de las medidas sostenibles en la industria que ha sido puesta en marcha por los representantes de la Unión Europea ha sido un nuevo modelo que se encargue del cuidado del medio ambiente y bienestar animal. Este programa recoge una cantidad de regulaciones para asegurar la calidad, la seguridad y la sostenibilidad durante todo el proceso ganadero.

Muchas de las extensiones sostenibles de la ganadería crean discusiones debido a que tienden a ser etiquetadas como eficientes pero de baja productividad. Sin embargo, estos son los sistemas que ayudarán a disminuir las amenazas para futuras generaciones mediante el incremento de la biodiversidad en los ecosistemas.

 

COMPARTIR: