05 de febrero de 2023
|
Buscar
FIN DE SEMANA

¿Qué ocurre con las criptomonedas hoy en día?

Casi dos tercios de las pequeñas y medianas empresas anticipan una recesión en 2023, según una investigación publicada por JPMorgan Chase el primer jueves de este año.

Se anticipa entonces, un duro periodo, ya que el aumento de los costos y los meses de inflación persistentemente alta asustan. Pero, hay otra forma de enfrentar el escenario.

Si alguien hubiera publicitado ganar grandes cantidades de dinero en 2008 a través de una moneda virtual, probablemente habría terminado en la cárcel o en una institución mental.

El universo de las criptomonedas es relativamente joven, solo tiene 12 años y hace posible que se muevan alrededor de seiscientas monedas digitales, y aunque desde fines de 2021 ha pasado por una crisis pro su valor a la baja, sigue siendo un mercado que atrae a fieles inversores.

El actual mercado de criptomonedas

Luego de su primera crisis en 2020, en noviembre de 2021 el cripto mercado volvió al alza. El Bitcoin, por ejemplo, bordeó los 68 mil dólares, pero en julio de 2022 disminuyó un 35%, y un 55% su valor en lo que va del año.

Hoy, no solo existe el Bitcoin, sino también casi seiscientas monedas virtuales que hacen que este mercado, diga lo que se diga, siga atrayendo a fieles inversores. Así como también, nuevas formas de operación.

Muestra de ello es, por ejemplo, la EOS criptomoneda que “se utiliza para crear y ejecutar aplicaciones comerciales o dApps. Es similar a la plataforma del Ethereum, pero más rápida y con mayor escalabilidad. Además, cuenta con la posibilidad de crear aplicaciones descentralizadas de manera más eficiente. Actualmente, se encuentra entre los 20 tokens de blockchain más valorados del mercado”.

Otra ventaja de EOS es que, los titulares de tokens EOS pueden actuar como inversionistas de compañías que cotizan en la bolsa tradicional, en proporción a las acciones que tengan.

Tentativas para regularizar el criptomercado

Entre los expertos, hay un discurso común respecto a notar que este mercado está dentro de un periodo de corrección de valor. Cuestión que sucede también, cuando las compañías entran a operar en la bolsa.

Sin embargo, desde el año pasado, el Reino Unido y los Estados Unidos planean tomar algunas medidas más estrictas para este mercado. Los gobiernos han tenido estos planes durante meses, pero ahora parece que estos planes se están moviendo más rápido que nunca.

Por ejemplo, en junio pasado, el Congreso de los Estados Unidos presentó una propuesta detallada de una ley que tiene como objetivo regular las monedas digitales y sancionar a las empresas que operan con ellas, así como crear regulaciones sobre la energía utilizada en la minería de monedas digitales.

Los inversores Millennials han visto a sus pares Generation X retirar su dinero del mercado de criptomonedas. Sin embargo, estos primeros, continúan invirtiendo en el espacio criptográfico porque creen que es el mercado más democratizado de la historia y porque se sienten cómodos con la naturaleza transparente de la tecnología blockchain.

La preocupación entre el segundo grupo de inversores se orienta a que “la tributación de criptomonedas tiene muchas más vertientes que una ganancia patrimonial por la diferencia entre compra y venta. Por ello, a la hora de declarar criptomonedas el paso principal es determinar cómo se produce esta diferencia de valor para saber cómo se declara, encontrando una casuística muy variada”.

Ciertamente, las criptomonedas y la integración global de la tecnología blockchain están etapa de infancia. Pero queda mucho más por ver y crear.

COMPARTIR: