04 de junio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La importancia de la especialización

Todos los días escuchamos como surgen nuevas profesiones, muchas de ellas relacionadas con las nuevas tecnologías. Estos son un ejemplo de los cambios en el mundo laboral, pero no son los únicos. El auge de nuevos trabajos no conlleva la eliminación de los antiguos, ni mucho menos, pero si, como muestra de un mundo cada vez más competitivo lo importante que es la especialización.

La especialización conlleva siempre la formación más completa de la materia en la que se quiere destacar. Pero esta formación siempre ha de adecuarse a los cambios que trae el mercado, lo que conlleva que sea continua y de calidad, os dejamos algunos ejemplos.

Delegado de protección de datos

 

Los datos nos rodean y cada vez lo harán más. Todos los días en las acciones más cotidianas de ocio, trabajo e incluso compras estamos dejando datos personales que las empresas reciben y tienen que tratar de forma adecuada. Por ello, la figura del delegado de protección de datos es tan fundamental. El delegado de protección de datos o más conocido como DPO (siglas en inglés de Data Protection Officer), es un elemento clave del Reglamento General de Protección de Datos siendo garante del cumplimiento de la normativa de la protección de datos en las organizaciones. Todo ello deja muy claro que quien ocupe este puesto deben tener una formación muy especializada y al día de una normativa que no deja de desarrollarse.

Especialista fiscal

Un ejemplo similar existe con los impuestos. Cada año hay modificaciones fiscales, cambios de deducciones, modificaciones de coeficientes, de obligaciones tributarias… El ejemplo más claro y universal lo tenemos en la Declaración de la Renta, el impuesto por el que tributan todas las personas físicas residentes en España y lo que hace que la formación en IRPF vuelva a ser fundamental.

No pensemos solo además en el IRPF como un trabajo de abril a junio, cuando se presenta, a lo largo de todo es cuando muchas veces se realiza la labor fundamental de corrección de errores, realización de declaraciones complementarias o peticiones de reembolso de cantidades pagadas de forma indebida.

Derecho laboral

El derecho laboral es también un claro ejemplo de especialización importante. Aunque tengas un grado en derecho y hayas escogido asignaturas relacionadas con el derecho laboral o mercado de trabajo los cambios normativos son tan importantes que es necesario una especialización.

Todo ello en un mundo muy cambiante en el que no solo es necesario centrarse en derechos en momentos fundamentales como la contratación o el despido sino también en nuevas formas de interrelación como es el teletrabajo.

Neuromarketing

Un último ejemplo de especialización lo tenemos en el neuromarketing. El marketing es otro campo que cambia radicalmente como lo hacen las costumbres del consumidor con un mayor peso del mundo digital.

Precisamente el neuromarketing trata sobre el estudio del proceso de compra, y más aún, el estudio del proceso de la toma de decisiones de los consumidores o posibles consumidores en todas sus etapas: antes de comprar, mientras están comprando y, por supuesto, después de la compra. Los cambios de hábitos y las nuevas técnicas exigen la mejor formación.

COMPARTIR: