04 de junio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

En caso de que el paro y los ERTE's asciendan al 20 por ciento este año, la Banca podría tener serios problemas para afrontar la crisis económica

Los fondos económicos de la banca española podrían no ser suficientes para paliar la crisis social por el coronavirus

Sede del Banco de España en Madrid
Sede del Banco de España en Madrid
Según los informes elaborados por el Banco de España, los fondos económicos de las entidades crediticias españolas podrían ser insuficientes para hacer frente a la crisis que ha provocado el coronavirus a nivel mundial. Los despidos y ERTE's han provocado un parón en la devolución de créditos bancarios de los ciudadanos, lo que se traduce en un dinero que ha dejado de circular y del que no podrá disponer la banca para paliar los efectos provocados y que ha traído consigo la crisis mundial.

La crisis económica propiciada por el coronavirus ha paralizado la economía a nivel mundial. Con la llegada de los despidos y los ERTE’s, la situación de crisis económica no solo se ha afectado a la población civil y a su calidad de vida, sino también al sector bancario. Esto anticipa un duro golpe para las entidades bancarias que no cuenten con un colchón lo suficientemente amplio como para hacer frente a los gastos puesto que muchos de los deudores, que ahora se encuentran en situación de desempleo, no podrán realizar la devolución de los prestamos que hayan recibido y, por ende, ese dinero ha salido ya de circulación.

Según el informe de Estabilidad Financiera del Banco de España las entidades de crédito nacionales cuentan con un exceso de capital suficiente para paliar un 8,2% de los impagos producidos por la crisis financiera y los despidos. Sin embargo, según los porcentajes de aquellos pagos que se encuentren en una situación de “dudoso cumplimiento”, el porcentaje de impago podría ascender hasta un 13%, un montante que ya no sería posible de amortiguar con las reservas de las que disponen los bancos españoles.

Aunque no todo parece estar ya perdido. El Banco de España señala que "este margen se podría paliar si se atiende a los mecanismos aprobados por el Gobierno y Bruselas con respecto a la ampliación de los plazos de pago para hipotecas y créditos avalados por el Instituto de Crédito Oficial". El Banco de España espera que el aumento más rápido de los impagos venga propiciado por los préstamos al consumo, dado el historial que se tiene a lo largo de los últimos años de este tipo de créditos y al comportamiento típico de los deudores.

Las estadísticas aportadas en un informe de Fedeu y BBVA explican que por cada cifra que sube el paro, los impagos suben un 0,75%. Esto quiere decir que si se alcanza el 20% de paro en España, los bancos consumirán el colchón del que disponen de manera casi inmediata. La alarma ante esta situación proviene de Bankinter, cuyos analistas estiman una tasa de paro este año del 20,7%.

“La tasa de morosidad (impago) detrae beneficios y frena la acumulación de capital bancario disponible para crédito, y se mantiene hasta el último trimestre del año 2021”, explican Rafael Domenech, responsable de los análisis económicos de BBVA Research junto a José Emilio Boscá y Javier Ferri, del departamento de Análisis Económico en la Universidad de Valencia.

Riesgos en los mercados de exteriores

Sin embargo, no solo la situación interna ha sido analizada. El Banco de España elaboró en su último informe de Estabilidad una llamada de atención para el BBVA debido a los principales riesgos que encontrados en sus mercados de Turquía, Texas y México. En el caso del Banco Santander, su mayor riesgo se encuentra en Brasil. El informe invita de manera sutil a que estas dos entidades bancarias realicen estudios de la situación de los países anteriormente nombrados para poder valorar el riesgo que puedan ocasionar los mismos.

El Banco de España señala que para tener una visión global de la situación crediticia en el país hay que tomar en consideración la situación de exposición de los países extranjeros al Covid-19. Los préstamos en México y Brasil representaban un 4% de los activos financieros de la banca española en 2019, mientras que EEUU y Reino Unido un 7% y un 14% respectivamente.

El informe del organismo español resalta que en México podrían surgir caídas muy pronunciadas del Producto Interior Bruto (PIB) por las medidas de contención y restricciones a la producción. También se han endurecido en muchos casos las condiciones de financiación y caído el precio del petróleo. En este último caso la preocupación generalizada es la elevada deuda de la empresa estatal del país azteca Petróleos Mexicanos (PEMEX), lo que supondrá en un futuro la devaluación de la moneda mexicana, el peso.

Para el BBVA la situación es especialmente alarmante, ya que parece que sus reservas son casi inexistentes y no podrán hacer frente a la crisis sin ningún colchón que pueda amortiguar el impacto de los impagos a esta entidad bancaria. Por si fuera poco, el BBVA también se encuentra en situación de deudor debido a las prácticas declaradas ilegales con respecto a las Cláusulas de Suelo.

Luis Pineda, presidente de Ausbanc.

Estas cláusulas establecen el pago de un monto mínimo de intereses que se aplicará a la cuota hipotecaria. El presidente de la Asociación de Usuarios de Servicios Bancarios (Ausbanc), Luis Pineda, ha explicado a elcierredigital.com que “los números rojos en las cuentas del BBVA no pueden ser cubiertas ni con los beneficios de más de la mitad del resto de los operadores bancarios para el mismo periodo del ejercicio. El Fondo de Garantía de Depósitos está seco, extenuado por la anterior crisis y no podría aliviar la situación de BBVA en caso de ser necesaria su intervención".

El presidemte de Ausbanc señala que "el BBVA aún mantiene sin resolver miles de devoluciones pendientes por su práctica comercial declarada ilegal de la Clausula Suelo en las hipotecas, así como el cobro a miles de prestatarios de cuotas con Clausula Suelo que no existían en los contratos y que se autocobró por medio de estafa. Ha provisionado ahora más de 250 millones de euros para reclamaciones por cobro de intereses usurarios declarados ilegales con Tarjetas Revolving. Todo ello acredita un modelo de negocio incompatible con las buenas prácticas comerciales".

Para Pineda, "su gobernanza está sujeta actualmente a investigación criminal en la Audiencia Nacional por contratar a un grupo criminal para obtener beneficios ilícitos en favor de sus más altos directivos. Es imprescindible ante este escenario que los organismos de control y prudenciales actúen con firmeza e inmediatez pese al control que tienen sobre la información pública y accesible a la ciudadanía y sus clientes la situación es de extrema gravedad. Solicitamos la intervención y que se garanticen los derechos de los ahorradores y cuenta corrientistas de forma real y eficaz a la mayor inmediatez”, afirma a elcierredigital.com.

COMPARTIR: