27 de octubre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

CSIF sostiene que un acuerdo con el Banco de Santander permite ofrecer servicios financieros en los 4.675 puntos de atención al público

Exigen un plus de quebranto para los empleados de Correos que manejan dinero en ventanilla

Oficina de Correos.
Oficina de Correos.
La Central Sindical Independiente de Funcionarios (CSIF) exige que los funcionarios de Correos que manejan dinero cobren un plus de quebranto al igual que los hacen los empleados de Banca que atienden en ventanilla. Este plus está considerado retribución extrasalarial y CSIF lo exige porque todos los empleados que manejan dinero tienen derecho a él.

Un nuevo acuerdo firmado entre Correos y el Banco de Santander permitirá a esta entidad ofrecer servicios financieros en los 4.675 puntos de atención al público de Correos en toda España.

Por eso la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), sindicato más representativo en las administraciones públicas, exige un plus de quebranto para el personal de Correos que maneje dinero en el acuerdo que la empresa pública postal ha firmado con el Banco de Santander para ofrecer servicios financieros en toda España.

Un acuerdo que pondrá a disposición del banco, a partir del primer trimestre de 2021, las 2.393 oficinas y los 2.282 puntos de atención rural que tiene Correos y que va a generar que los empleados postales manejen más dinero. De ahí que CSIF exija que, al igual que los trabajadores de ventanilla del Santander, el acuerdo se refuerce con un plus de quebranto.

Una oficina de Correos.

El quebranto es un complemento de naturaleza extrasalarial que tiene la finalidad de que la empresa compense al trabajador por los daños económicos, hasta cierto límite, que se le pueden derivar a consecuencia de los errores cometidos en las operaciones materiales de pagos y cobros. El dinero siempre es peligroso.

CSIF entiende que "la alianza con el Banco de Santander no tendrá nada que ver con la  que tuvo Correos con Deutsche Bank hace cuatro años. Este acuerdo va a generar mucho más movimiento lo que será beneficioso para la empresa postal, pero también debe serlo para los trabajadores. No se pueden constantemente añadir más servicios en las oficinas de Correos y que nunca se demuestre en el sueldo de los trabajadores. La motivación no se hace así, tal y como explica CSIF, que desde hace años reivindica un plus de quebranto en Correos, donde los empleados de ventanilla, si sufren algún descuadre de caja, deben arreglarlo con su propio bolsillo".

COMPARTIR: