16 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La agencia de calificación S&P Global Ratings rompe los objetivos previstos de la compañía pública que este miércoles designó nuevo 'jefe' de Rodalies

Problemas en Renfe: Repite pérdidas millonarias pese a las promesas de su 'polémico' presidente Raül Blanco

El Cierre Digital en
/ Raül Blanco
Renfe admite que ha repetido pérdidas millonarias en el ejercicio 2023, aunque todavía no ha cuantificado el calibre de las mismas. Su presidente, Raül Blanco, envuelto en polémicas por su decisión de privatizar Renfe Mercancías, prometió el pasado verano volver a los beneficios. Sin embargo, la agencia de calificación S&P Global Ratings destrozó este miércoles las previsiones de la compañía pública, acechada por la liberalización del sector.

Renfe repitió pérdidas en 2023, aunque todavía no ha cuantificado la cuantía del agujero. Quizá tiene que ver en ello que su presidente, Raül Blanco, prometió el pasado verano que alcanzaría beneficios pese a haber sumado más de 100 millones de euros en números rojos en 2022 y más de 60 en el primer semestre del pasado ejercicio

"La competencia es dura, pero el mercado está creciendo en servicios comerciales y en alta velocidad, lo que nos ayuda a tener buenas cifras", señalaba Blanco, ilusionado porque los bonos gratuitos sufragados por el Gobierno iban a compensar la liberalización del sector. 

Pero ni por esas: la agencia de calificación S&P Global Ratings rompió este miércoles los planes de Renfe y prevé que su rentabilidad caiga hasta un 50 por ciento en los próximos dos años. Las causas, la liberalización ferroviaria que ha dado entrada en el mercado español a la francesa Ouigo y la italiana Iryo, ambas con capital público. 

Renfe acabó el pasado año con récord de viajeros, 552 millones, pero la competencia es feroz pese a haber rebasado los 4.000 millones en ingreso. "Los márgenes se han visto muy afectados por los abonos gratuitos", dice Blanco, que ha alentado ofertas como la que unen Valladolid y Madrid a partir del 19 de abril por solo 7 euros. 

Blanco quiere esquivar polémicas y se ha puesto de perfil ante la campaña del Gobierno contra la OPA húngara a Talgo, a los que en La Moncloa quieren multar porque 'deben' una treintena de trenes que deberían haberse puesto en funcionamiento en 2022. Las cláusulas de penalización podrían ser utilizadas como cuchillo por el Gobierno central si Renfe acepta

Pero la empresa pública estatal quiere seguir por ahora con su habitual política de compras, con el ánimo de reforzar su mercado de viajeros y transportes. Sobre este segundo mercado Blanco apunta: "El transporte por ferrocarril tiene que seguir ganando cuota de mercado respecto a la carretera, que es el competidor más duro, más versátil, que transporta punto a punto". 

Renfe quiere tener la flota europea más moderna en 2026 y para ello adquirirá 406 trenes para Cercanías, Rodalies y Media Distancia, contemplados en el marco del Plan Estratégico 2028 que quiere transformar la pública

Cambio en Rodalies antes del traspaso

Renfe aprobó este miércoles el nombramiento de Antonio Carmona como nuevo director de Rodalies de Cataluña con efectos a partir del 1 de abril. El hasta ahora responsable de la empresa con los medios releva a Maite Castillo, 'aparcada' como directora del Museo del Ferrocarril de Vilanova i la Geltrú (Barcelona).

Carmona tendrá que pilotar el traspaso de Rodalies (las Cercanías catalanas) desde el Estado español a la Generalitat de Catalunya, que se llevará la competencia gracias a la petición de ERC para investir a Pedro Sánchez

Esta situación ha provocado el enfado de Comisiones Obreras, que teme la "afectación fundamental sobre las condiciones laborales y la garantía de empleo de las trabajadoras y trabajadores de ambas empresas públicas". Este traspaso, denuncian, "se ha gestado a espaldas de la Representación Legal de las Personas Trabajadoras".

UGT, por su parte, afirmó que no iba "a permitir que se lleve a cabo un proceso de esta envergadura, que afectaría a más de 2.000 profesionales del operador público ferroviario, sin que se detallen muchos aspectos, especialmente de carácter técnico, que actualmente están en el aire".

El otro foco de conflicto por privatizaciones: Renfe Mercancías

Tras intentar dejar atrás el escándalo de los trenes que no entraban por las vías, asunto que acabó carbonizando a su antecesor Isaías Táboas, el nuevo presidente de la compañía pública ha apoyado una polémica decisión. 

Renfe. 

Y es que está levantando gran polvareda la decisión del Consejo de Administración de Renfe de crear una nueva sociedad participada al 50 por ciento por su filial Renfe Mercancías y por un socio privado a pesar de que, tal y como señalan voces sindicales a Elcierredigital.com, "el transporte de mercancías por ferrocarril es un sector estratégico para España". 

La Comisión Delegada del Gobierno para Asuntos Económicos y el Consejo de Ministros tendrán que avalar esta decisión que no comparte Sumar, que ha preguntado al Gobierno por la decisión y ha mostrado su preocupación porque, a efectos prácticos, esto conllevará que la externalización del transporte de mercancías en España

El Comité de Empresa de Renfe advirtió que "la creación de una sociedad participada al 50% por Renfe Mercancías y el socio estratégico, conlleva el traspaso de los activos, el material rodante, el fondo de comercio y la externalización de cargas a dicha sociedad, así como la transferencia e impacto directo en los recursos humanos de todo el Grupo Renfe". 

"El Transporte de Mercancías por Ferrocarril es el futuro por su eficiencia y sostenibilidad, por su bajo impacto al medioambiente, y debe ser vanguardia en el mundo global e interconectado en el que nos encontramos. Sería una irresponsabilidad ceder esta oportunidad a una empresa privada que supondría una gran pérdida para la sociedad", señalaron. 

Es por ello que el Comité se opuso "a cualquier pretensión de segregación y/o privatización de la sociedad Renfe Mercancías, y defenderá su integridad como empresa pública, así como, si el avance y la negociación sigue afectando directamente a los intereses de las personas trabajadoras del Grupo Renfe". 

COMPARTIR: