22 de octubre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Rascadores para gatos: los expertos de Arquivet nos explican qué tipos hay y cuáles son sus beneficios

Cada vez son más las familias que compran rascadores para gatos para que puedan disfrutar de todos sus beneficios. Como nos indican los expertos en mascotas de Arquivet, los rascadores para gatos se han convertido en uno de los objetos fundamentales para que el animal pueda vivir cómodo y feliz en la casa.

El objetivo de los rascadores de gatos es conseguir que los gatos tengan las uñas afiladas de una manera natural. Hay que tener en cuenta que al estar en cautividad ese afilado no lo pueden hacer por sí solos, por lo que el rascador o árbol para gatos se presenta como un gran accesorio para ellos. Es más, los expertos en gatos nos indican que también le ayudan a hacer ejercicio y les permite eliminar el estado de ansiedad que pueden tener en ciertos momentos de su vida.

Tipos de rascadores para gatos

Tras conocer para qué sirven, ahora es el momento de mostrarte los diferentes tipos de rascadores para gatos. Lo importante es conocer qué tipo se adapta mejor a las necesidades de nuestro gato para tener la certeza de que luego nos resulta más fácil elegir el más adecuado. Si tienes dudas, puedes visitar el catálogo de Arquivet con los mejores rascadores de gato. Así te será todavía más sencillo comprar lo mejor para tu mascota.

  • Rascador para gatos de torre: es uno de los más demandados y de los más comunes en el mercado. Destaca por ser bastante grande, aunque normalmente no suele superar los dos metros de altura. Algunos modelos vienen con postes, zonas elevadas, cuevas… Así el gato tiene para jugar y puede aprovechar al máximo el rascador. Los modelos más grandes pueden ser una alternativa interesante si hay más de dos gatos en la vivienda.
  • Rascador para gatos tipo árbol: esta variedad de rascador está formado por dos o más postes. El producto viene acompañado con camas o incluso juguetes, de aquí que sea un modelo realmente completo. Dependiendo del modelo elegido, su altura puede ser mayor o menor. De media no suele superar los 2.4m de altura. Mientras que la anchura dependerá del número de accesorios que incluye el rascador.
  • Rascador para gatos vertical: si no quieres gastarte mucho dinero, se presentan como la mejor opción. Destacan por ser los más económicos, pero también los más sencillos. El más sencillo solo sirve para el afilado de uñas del gato, mientras que algunos incluyen diferentes formas. Todo dependerá del presupuesto que se vaya a dedicar a la compra.
  • Poste rascador: está disponible en una amplia variedad y formas, lo que quiere decir que, si quieres que tu mascota tenga algo diferente, con este tipo te será más fácil. Los más completos vienen acompañados de juguetes o incluso una cama para la relajación del gato. Uno de los puntos más destacables es que no suelen ser muy altos, de aquí que sean una alternativa interesante para los gatos más pequeños.

Beneficios de los rascadores para gatos

Ya que hemos tenido la oportunidad de hablar sobre los rascadores para gatos con los expertos de Arquivet, hemos aprovechado y les hemos preguntado cuáles son sus beneficios. Según ellos, estos utensilios tienen cinco beneficios principales entre otros muchos.

  1. Cuidado de las uñas: una de las principales ventajas de los rascadores para gatos es que permiten que puedan tener las uñas sanas y fuertes. Además, el rascador también les servirá para arañar y así aliviar su instinto animal en casa. Una buena opción para evitar arañazos en paredes y puertas. Se centrarán en el rascador y no en los muebles.
  2. Gatos activos: se ha demostrado a través de muchos estudios que los gatos que no tienen compañía y tienen que estar solos en casa durante muchas horas, se vuelven rápidamente inactivos. Para evitarlo, los rascadores pueden llegar a ser de gran ayuda. Con ellos se consigue que el gato esté activo cuando está solo y eso reduce el riesgo de que el animal pueda sufrir problemas de salud. Hay que tener en cuenta que el ejercicio es necesario para la mascota, por lo que este tipo de actividades le vendrán muy bien. Si además se cuida su alimentación, se reduce el riesgo de que sufra obesidad o algunas otras enfermedades graves.
  3. Para jugar: los gatos como otras mascotas también necesitan entretenerse. Y qué mejor manera que jugar con el rascador. Con ese accesorio no solo hacen ejercicio y se entretienen, también se ha demostrado que liberan el estrés acumulado a lo largo de la jornada. Como hemos comentado anteriormente, en la actualidad hay muchos tipos. Solo deberás elegir uno completo y así tu mascota le podrá sacar el máximo partido posible.
  4. Aliviar su instinto curioso: si no te habías fijado hasta ahora, los gatos tienen un gran instinto curioso. Este accesorio también les ayuda a cotillear y así aliviar su instinto de curiosear. Para conseguirlo es importante que el rascador venga acompañado con una pequeña cueva. Así se podrá meter en el interior y ver lo que pasa a su alrededor. Además, si la cueva se encuentra a cierta altura le será más fácil ver desde una mejor panorámica lo que sucede en la habitación o salón donde se ha puesto. Muchas personas también lo colocan cerca de la ventana para que el gato pueda ver el exterior y así cubrir su instinto de curiosidad. Eso sí, si lo pones en esa zona asegúrate de que la ventana siempre está cerrada.
  5. Refugio: el rascador también puede ser usado como un pequeño refugio en el cual el animal se sentirá un poco más seguro. Es verdad que en casa no le va a pasar nada, pero al gato le vendrá bien tener su pequeño refugio para sentirse todavía más seguro. El mismo no solo le servirá para esconderse cuando se sienta amenazado, también le servirá para relajarse cuando no quiera contacto con sus dueños. Todo eso hace que los rascadores para gatos se hayan vuelto fundamentales en cualquier casa donde haya presencia de uno o varios gatos.
COMPARTIR: