22 de octubre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Matemáticas, diversión y estrategias ganadoras en los juegos de Casino

Hace más de trescientos años, matemáticos como Jakob Bernoulli y Simeón Denis Poisson teorizaron por lo que llamaron los “grandes números” lanzando al mundo las leyes de la probabilidad que tanto han influido en nuestra vida y que incluso podemos trasladar a nuestro ocio y diversión en un casino online España, Y es que las distribuciones binomiales en las que aparecen los “éxitos” y “fracasos” de una secuencia de sucesos nos rodea constantemente y nos muestra la influencia de las matemáticas.

El Teorema de Bayes, por ejemplo, se aplica en cientos análisis que mejoran el conocimiento sobre sucesos inciertos o la teoría y álgebra de conjuntos son fundamentales en la aplicación de la inteligencia artificial, pero quizá el caso que tenemos más cercanos ahora mismo es el relacionado lo vemos gráficamente con las curvas de evolución de la pandemia de la COVID-19 y la estimación de su evolución.

Pero también estas leyes matemáticas las encontramos en nuestras opciones de diversión y aplicadas correctamente nos ayudan a que nos divirtamos a la vez que podamos ganar dinero y controlar nuestro presupuesto. No es de extrañar que ya Pierre Laplace en 1812 analizara la relación de las probabilidades con los distintos juegos de azar.

Las probabilidades adaptadas a métodos de juego

Las probabilidades las podemos utilizar en diferentes juegos, pero es quizá en la ruleta, en sus distintas variedades donde la aplicación sea más sencilla de entender y, especialmente de aplicar, ya que hay muchas opciones en las que jugar a la probabilidad simple de acierto-pérdida, como es rojo o negro o el par o impar. En estos casos no solo hay que tener en cuenta la probabilidad del 50% de ganancia, sino también aplicarlas a una secuencia de juego, ya que vamos a realizar más de una tirada.

Con ello, podemos usar una serie de reglas como la secuencia de Fibonacci para conseguir ese doble objetivo, usar la probabilidad para realizar una estrategia ganadora y a la vez tener un mayor control de nuestro presupuesto para esta opción de diversión. En concreto, a través de esta estrategia comienzas apostando una pequeña cantidad a una apuesta simple (par o impar, rojo o negro) y si pierdes seguir con una secuencia resultante de ir sumando en la siguiente apuesta el importe de las dos apuestas anteriores. En el momento en el que consigas una ganancia, das dos pasos hacia atrás y vuelves a continuar con la secuencia.

Otros dos ejemplos claros los tenemos en dos otras formas de secuencia usadas en pleno auge del descubrimiento de la probabilidad, el siglo XVIII, como es la denominada estrategia D’Alembert. En este caso sumas una unidad de apuesta tras un fallo y haces lo contrario si ganas, restarla. Es un claro ejemplo de estrategia en la que podemos controlar fácilmente lo apostado y con ello conseguir mucha más diversión con la siempre beneficiosa opción de ganar dinero.

COMPARTIR: