10 de agosto de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La también actriz americana recuerda su impresión cuando conoció a esta sexsymbol del siglo XX, junto a la que protagonizó 'Eva al desnudo'

Celeste Holm, cuando se cumplen 60 años de la muerte de Marilyn Monroe: "Al inicio parecía una chica tonta"

El Cierre Digital en
/ Marilynm
Este jueves se cumplen 60 años del fallecimiento de la actriz americana Marilyn Monroe, icono femenino del siglo XX. La reconocida como símbolo sexual de la década de los años 50 y 60 no dejó indiferente a nadie y por ello Netflix estrenará pronto un biopic protagonizado por Ana de Armas, 'Blonde'. Sin embargo, la actriz Celeste Holm comparte con 'elcierredigital.com' que su primera impresión de la americana, con estatus de mito, fue que parecía "una chica

Solo bastaron 30 películas para que Marilyn Monroe alcanzara el estatus de mito. Bueno, esto es cierto a medias porque lo que realmente le dio ese lugar fue su triste fallecimiento el 4 de agosto de 1962 a los 36 años. Hizo honor a la sentencia “vive rápido, muere joven y deja un bonito cadáver” que década tras década se atribuye a James Dean (otro mito joven) cuando en realidad la dijo Hamphrey Bogart en Llamad a cualquier puerta (1949).

Hoy se conmemora el 60 aniversario de su fallecimiento. Oficialmente se adujo que se suicidó tomando barbitúricos en su casa de estilo mexicano en Brentwood (Los Ángeles) que había comprado seis meses antes. Aquel fue su primer hogar propio tras haber vivido de forma errante junto a sus tres maridos (James Dougherty, Joe DiMaggio y Arthur Miller) y, por supuesto, de haber tenido una infancia dolorosa en diferentes hogares de acogida y orfanatos porque su madre, Gladys, estaba ingresada en una institución mental debido a una esquizofrenia paranoide.

En septiembre, la plataforma de streaming Netflix estrenará su biopic Blonde en el que Ana de Armas se mete en la piel de la protagonista Los caballeros las prefieren rubias (1953). La actriz cubana ha recibido algunas críticas malas porque aseguran que "se le nota demasiado el acento hispano", pero la empresa de gestión de marcas Authentic Brands Group ha dado su beneplácito. Ese es el principal dilema al interpretar a uno de los mayores iconos del siglo XX.

Marilyn Monroe, 'una chica buena'

Siempre se dijo de Marilyn que no tenía muchas luces, cuando en realidad numerosos escritos afirman que su coeficiente intelectual estaba muy por encima de la media. Quizá, el arma ideal para escalar posiciones en el competitivo Hollywood. Aunque a priori parezca extraño, la estrella poseía una extensa biblioteca con autores tan sesudos como Whitman o Tolstoi (por supuesto también tenía los de su último esposo, Arthur Miller), tomó clases de Literatura en la Universidad de California del Sur (UCLA) y Lee Strasberg fue su profesor de interpretación.

Haber tenido un hogar desestructurado desde la infancia le provocó tanta angustia que su necesidad vital fue la de encontrar una verdadera familia. La encontró en Lee Strasberg y su mujer Paula, que se convirtieron en una especie de padres. Cuando Marilyn murió, la pareja heredó el 75 por ciento de sus posesiones y la propiedad intelectual, mientras que el otro 25 por ciento fue para su psiquiatra Marianne Kris.

Celeste Holm (arriba en las escaleras) y Marilyn Monroe (abajo a la derecha) en una foto autografiada por la primera. FOTO: El Cierre Digital.

Antes de alcanzar el estrellato había tenido algunos cameos junto a los hermanos Marx en Amor en conserva (1949), John Huston la contrató para La jungla de asfalto (1949) y Mankiewicz quedó tan impacto por esa última interpretación que formó parte de un elenco estelar en Eva al desnudo (1950), el clásico por excelencia de lo que sucede tras las bambalinas del teatro.

Quien escribe estas líneas tuvo el placer de entrevistar hace bastantes años a Celeste Holm (Karen Richards), una de las protagonistas femeninas del filme junto a Anne Baxter (Eve Harrington) y Bette Davis (Margo Channing). “Al principio me pareció una pequeña chica tonta, pero le pregunté a Gregory Ratoff (Max Fabian) si entendía aquel fervor que se sentía por ella y me dijo: ‘Ya lo creo, y seguirá aumentando. Será como una bola de nieve. Y así fue”. Así fue como consiguió un contrato de siete años con la Fox. Era una chica buena. A la recién llegada Joan Collins (89) le aconsejó: “Ten cuidado con los lobos en Hollywood” (la actriz inglesa siempre hace referencia a ese comentario).

Celeste Holm, en una entrevista en su casa, sujetando un Oscar.

En 1953 protagonizó Niágara y Los caballeros las prefieren rubias, al año siguiente Cómo casarse con un millonario y La tentación vive arriba en 1955, cuya escena en la que se levanta la falda del vestido blanco debido al aire desprendido por las rejillas del metro la convirtió en el icono más sexy. Y la prenda, en una de las más caras. El diseñador William Travilla lo conservó en su hogar hasta su fallecimiento en 1990, lo compró Debbie Reynolds que posteriormente lo subastó en 2011 por 5.6 millones de dólares.

Legendaria por sus retrasos en los rodajes, a Billy Wilder y Tony Curtis les puso de los nervios mientras filmaban Con faldas y a lo loco (1959), como también ocurrió en Vidas rebeldes (1961), cuyo guion escribió Arthur Miller. No pudo terminar Something’s Got to Give (1962). En privado logró enamorar al personaje más poderoso del momento, el presidente John F. Kennedy, a quien cantó el cumpleaños feliz en el Madison Square Garden de Nueva York. También tuvo sus escarceos con su hermano Robert. Estar tan cerca del poder, al igual que de la mafia gracias a su amistad con Frank Sinatra, conllevó que su muerte se siga tratando como un homicidio porque sabía demasiado.

Marilyn siempre figura en la lista de 'los muertos más rentables de la historia'. En la actualidad su legado es propiedad de Jamie Salter (59), un milmillonario canadiense que fundó la empresa de gestión de marcas Authentic Brands Group en 2010 y que también posee las de Elvis Presley, Michael Jackson y Muhammada Ali, entre otras. Con Marilyn Monroe ganó ocho millones de dólares en 2020.

COMPARTIR: