28 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El hijo de JFK y Jackie Kennedy Onassis falleció junto a su esposa Carolyn y su cuñada Lauren en un extraño accidente de avión el 16 de julio de 1999

Así era John John Kennedy, el 'mesías' al que cientos de personas esperaron ver resucitar

John John Kennedy.
John John Kennedy.
Cientos de seguidores del movimiento conspirativo QAnon se congregaron este martes en torno a la 1 de la tarde, hora local en Dealey Plaza, en el corazón de Dallas (Texas), donde el presidente John F. Kennedy fue asesinado en 1963 con la esperanza de ver reaparecer a su hijo, fallecido en un accidente aéreo hace 22 años y proclamar presidente de Estados Unidos a Donald Trump. Hoy te explicamos que es QAnon y el impacto que tiene este grupo en Estados Unidos.

Una de las teorías de QAnon afirmaba que el hijo de "JFK", John F. Kennedy Jr, que falleció en 1999 con su esposa Carolyn y su cuñada Lauren cuando el avión en el que viajaban cayó al mar en el estado de Massachusetts, reaparecería el pasado martes a eso del mediodía anunciando la vuelta de Donald Trump a la presidencia de Estados Unidos. Trump se convertiría entonces en "rey entre reyes", aseguraba un mensaje subido el lunes a una cuenta de QAnon.

Sin embargo, la reaparición no se produjo y horas después los pocos seguidores de QAnon que quedaban en la plaza se fueron por la lluvia. "La gran multitud reunida para la reaparición de JFK Jr. después de su simulacro de muerte no es algo gracioso", reaccionó el senador demócrata de Connecticut Chris Murphy en Twitter. "Es una señal extremadamente preocupante de cómo el debate político se ha distanciado por completo de la verdad", añadió.

¿Quién fue John John Kennedy?

En Estados Unidos nunca ha habido una monarquía pero si una familia hizo las veces de realeza, fue la de los Kennedy. En los años sesenta significaron un símbolo tan poderoso para los norteamericanos y generaron tanta fascinación en los ciudadanos, que los medios del mundo seguían las andanzas del presidente John F., de su esposa Jackie, de su hermano Robert y de otros miembros del clan como si se tratara de una familia real europea.

En esa especie de realeza americana, John F. Kennedy Jr., el único hijo varón del presidente, desempeñaba el papel de 'heredero al trono', del hombre llamado a suceder a su padre. Por eso, cuando la avioneta que pilotaba junto con su esposa Carolyn Bessette y su cuñada Lauren, se estrelló con consecuencias fatales el 16 de julio de 1999, hubo una conmoción total. Gente de todo Estados Unidos sintió que había perdido a un miembro de su familia, a su propio príncipe.

Nacido en 1960, apenas dos semanas después de que su padre ganara la presidencia, el pequeño JFK creció en medio del poder y del esplendor de su familia aunque muy pronto tuvo que enfrentarse a la tragedia, lo que lo convirtió en un ser complejo y dual. 

Tras el asesinato de JFK, Jackie Kennedy se trasladó al Upper West Side de Manhattan (Nueva York) con John Jr y su hermana, Caroline, donde ambos comenzaron a asistir a la escuela Collegiate School. John pasó después al internado Phillips Academy y se graduó en Historia (1983) en la Universidad de Brown y en Derecho en la de Nueva York (1989). John-John Kennedy, el primer hijo de un presidente estadounidense nacido durante el mandato, llegó a ser el hombre más deseado de Norteamérica. Guapo, carismático, con dos licenciaturas y un apellido más que ilustre, People lo nombró “el hombre más atractivo del mundo” y un periódico de Nueva York lo llamó ‘The Hunk’, algo así como ‘el macizo’. Si alguien tuvo fotógrafos cada día a la puerta de casa durante los 80, ese fue John-John.

John F. Kennedy Jr., la última tragedia norteamericana

John F. Kennedy Jr.

Por fuera se mostraba como un hombre confiado, exitoso, feliz y muy seguro de sí mismo. Pero por dentro batallaba con la presión de estar siempre en el ojo público y de vivir bajo la sombra paterna. Para sobrellevar la presión de su apellido, John solía tratar de tener poco tiempo libre: hacía kayak, esquiaba, patinaba, jugaba fútbol y siempre estaba buscando actividades en las que podía enfocar su energía y su atención.

A pesar de que parte de su familia quería que entrara en la política, él siempre se negó, prefería la historia, el periodismo o la actuación. A esta última siempre quiso dedicarse profesionalmente a pesar de la oposición de su madre. Además, en su juventud se sentía tan abrumado por el recuerdo de su padre, que se refería a él como el presidente Kennedy, una fórmula bastante distante.

Los asesinatos de su padre y de su tío Robert, quien se había convertido en su figura paterna, lo marcaron profundamente. Pero no lo convirtieron en alguien asustadizo sino todo lo contrario: en un hombre temerario y lleno de adrenalina, que según varios conocidos incluso caía en la imprudencia y aceptaba actividades de alto riesgo sin medir las consecuencias.

Había visto tanta tragedia a su alrededor que estaba dispuesto a disfrutar la vida sin restricciones. John John era todo un hombre muy deseado, se le fotografiaba haciendo running en Central Park o en un parque de Milán, asistiendo a fiestas exclusivas o saliendo con Christina Haag, Brooke Shields, Madonna, Julie Baker, Sarah Jessica Parker y Daryl Hannah, con quien estuvo cinco años.

La mujer definitiva fue Carolyn Bessette: la joven publicista de Calvin Klein era un icono de estilo y muchos vieron analogías entre ella y la propia Jackie Kennedy Onassis. En 1996 se casaron a escondidas en la isla de Cumberland, en Georgia. Hacían buena pareja, se llevaban bien y debido a su atractivo físico y a su química mutua se convirtieron en el blanco perfecto de los paparazzi.

El matrimonio no tan idílico de John John Kennedy y Carolyn Bessette |  Gente | EL PAÍS

John John Kennedy y Carolyn Bessette.

Con el tiempo, sin embargo, ella no se pudo adaptar a su ritmo de vida ni a estar en medio del foco público: se estresaba con la persecución de la prensa y varios amigos creen que se automedicaba para soportar el hecho de ser una figura reconocida. Por eso, aunque muchos estadounidenses consideraban idílico ese matrimonio, en realidad pasaba por una crisis. Además, se rumoreaba que mientras él quería tener hijos, ella no se sentía preparada y que en algún punto, poco antes de la tragedia, hablaron de separarse.

No era el único problema que enfrentaba John durante los últimos meses de su vida. Su primo y mejor amigo desde la infancia, Anthony Radziwill, agonizaba por culpa de un cáncer y la revista George, el proyecto periodístico que había fundado, atravesaba una crisis económica.

En ese momento, John-John empezó a pensar seriamente en su futuro y en la misión de su vida y por primera vez se planteó la posibilidad de hacer política. Su padre ya no era tan lejano (incluso se refería a él como “papá”) y, de hecho, había decidido lanzarse a la gobernación de Nueva York. Según muchos, se trataba de un primer paso hacia la Casa Blanca.

Al final había convencido a Carolyn de seguir adelante con la relación, tenía un plan para sacar su revista de la quiebra y estaba decidido a comenzar su carrera política. Pero el destino le tenía planeada otra cosa cuando abordó su avioneta ese 16 de julio de 1999.

QAnon

QAnon es un grupo que considera al presidente Donald Trump como un héroe, pese a que él no le ha expresado su apoyo y solo ha descrito a estos activistas como "personas que aman" a su país.

El movimiento surgió en 2017 en Estados Unidos. Su nombre proviene de unos enigmáticos mensajes publicados por un tal "Q", que supuestamente es un alto cargo estadounidense cercano al expresidente Donald Trump.

En esencia, QAnon es una teoría muy expandida y completamente infundada que dice que el presidente Trump está librando una guerra secreta contra pedófilos de las élites del gobierno, las empresas y los medios de comunicación de EE.UU. que adoran a Satanás.

La nebulosa QAnon sostiene que Joe Biden y los demócratas forman parte de una conspiración satánica y pederasta global. Con el paso de los años estas teorías han seducido a muchos estadounidenses.

QAnon: la teoría más delirante sobre Trump | Política Exterior

Seguidores del movimiento QAnon.

Quienes creen en QAnon han especulado con que esta lucha desembocará un día en un ajuste de cuentas en el que figuras políticas como la excandidata presidencial Hillary Clinton serán arrestadas y ejecutadas.

Esa es la base del movimiento, pero hay tantas derivaciones y debates internos que la lista total de afirmaciones de QAnon es enorme y, a menudo, contradictoria. Los adherentes a estas teorías recurren a noticias, hechos históricos y numerología para desarrollar sus propias conclusiones inverosímiles.

Impacto

Este movimiento tiene miles de seguidores y ha aumentado su tráfico en redes sociales como Facebook, Twitter, Reddit y YouTube, y hay indicios de que las cifras han crecido aún más durante la pandemia de covid-19.

Ante esto, las grandes firmas de internet endurecieron sus reglas sobre el contenido de QAnon y eliminaron cientos de cuentas y vídeos relacionados con los Q. Pero en las redes sociales y las encuestas se hace evidente que hay cientos de miles o incluso millones de personas que creen en algunas de las extrañas teorías de QAnon. Y su popularidad no se ha visto disminuida por eventos como el del martes, que parecen desacreditarlas.

Los partidarios de QAnon impulsan hashtags en redes sociales y coordinan ataques a adversarios: políticos, celebridades y periodistas a los que acusan de estar encubriendo a pedófilos. No se trata solo de mensajes en línea. Twitter dice que tomó medidas contra QAnon debido al potencial "daño fuera de internet".

Varios creyentes de QAnon han sido arrestados después de realizar amenazas o acciones en persona. En un caso de 2018, un hombre fuertemente armado, Matthew Wright, bloqueó un puente de la presa Hoover, cerca de Las Vegas. Luego se declaró culpable de un cargo de terrorismo.

Asimismo, el FBI vigila a este grupo de extrema derecha, considerado potencialmente peligroso. Muchos seguidores de QAnon figuraban en la muchedumbre que atacó el Capitolio en el intento por detener la certificación de la victoria del demócrata Joe Biden sobre Trump en las elecciones presidenciales de noviembre.

Un estudio del Pew Research Center de septiembre de 2020 encontró que casi la mitad de los estadounidenses habían oído hablar de QAnon, el doble que seis meses antes. De los que habían oído hablar de este grupo, una quinta parte tenía una opinión positiva del movimiento. Y para muchos creyentes, QAnon constituye la base de apoyo del presidente Trump.

Sabiéndolo o no, Trump ha retuiteado mensajes de partidarios de QAnon y, antes de las elecciones de 2020, su hijo Eric Trump publicó un meme de QAnon en Instagram.

COMPARTIR: