22 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

'Los secretos de Dumbledore' es la última película de la saga Harry Potter y de todas, ha obtenido la cifra más baja en taquilla

El juicio contra Johnny Depp y las polémicas de Rowling: El fin de 'Animales fantásticos'

'Animales fantásticos: Los secretos de Dumbledore'.
'Animales fantásticos: Los secretos de Dumbledore'.
'Los secretos de Dumbledore' es la última película del universo cinematográfico de Harry Potter en estrenarse y también la última en recaudación. Una pandemia, el escándalo por malos tratos de Johnny Depp, la transfobia de J.K. Rowling y las detenciones de Ezra Miller han sido claves para que una de las sagas cinematográficas más conocidas empiece a perder fuelle.

Más de 7.000 millones de dólares. Esa fue la recaudación total en taquilla de toda la saga de ocho películas de Harry Potter que, lejos de perder fuerza con cada nuevo estreno, hizo de su última película la más vista de la franquicia. La buena acogida de las adaptaciones de los libros de J.K. Rowling, así como el mundo generado en torno a estos (que incluye líneas de ropa, merchandising de todo tipo e incluso parques de atracciones) hicieron que Warner apostara por una nueva línea temporal en el universo del joven mago. Una que comenzó con 'Animales fantásticos y dónde encontrarlos' en el año 2016 y que seis años después empieza a perder fuelle.

Animales fantásticos y dónde encontrarlos fue la primera película (que no estaba basada en un libro como las anteriores) de esta nueva saga de cinco películas, que explora el mundo mágico en Estados Unidos a través de Newt Scamander (Eddie Redmayne), un estudioso de criaturas mágicas en el año 1926. Las aventuras del no tan joven mago permitirían explorar a lo largo de los largometrajes a algunos personajes ya conocidos como Albus Dumbledore, el protagonista de 'Animales fantásticos: Los secretos de Dumbledore', la última cinta estrenada de la franquicia que muchos ya califican de fracaso.

Esta opinión generalizada parece encontrar apoyo en las cifras de su estreno en Estados Unidos. Animales fantásticos y dónde encontrarlos, la primera de esta nueva saga, obtuvo en su primer fin de semana de estreno en Estados Unidos 74 millones de dólares de recaudación; Animales fantásticos: Los crímenes de Grindelwald, la segunda, consiguió 62 millones; y Animales fantásticos: Los secretos de Dumbledore, 45 millones, lo que la convierte en la película menos vista de todas las relacionadas con el universo mágico de J.K. Rowling.

La bajada de recaudación ha supuesto que Warner, productora de las películas, esté planteándose la posibilidad de no seguir con la saga, abandonando el plan de hacer dos filmes más. Decisión que podría estar no solo propiciada por una mala recaudación (que, en tiempos de Covid, no es lo que era), sino por todo lo que está suscitando la nueva saga. La crítica no ha sido benevolente con esta última película, que han calificado de “demasiado larga” e “insustancial” en algunos casos; pero menos lo están siendo los que eran fans de Harry Potter debido a los numerosos escándalos que rodean al elenco y a la propia autora de los libros y guionista de estas nuevas entregas.

Johnny Depp y los malos tratos a Amber Heard

Podría decirse que el inicio del declive de una de las sagas más exitosas de la industria cinematográfica comienza con Johnny Depp. El actor fue fichado para interpretar a Gellert Grindelwald en la saga de Animales fantásticos al completo, pero el plan se vio truncado en la segunda película, cuando un escándalo de malos tratos del actor hacia su exmujer, Amber Heard, surgió tras su divorcio en 2017.

Johnny Depp y Amber Heard.

Heard acusó a Depp de haberla golpeado —causa por la cual afirmaba que pidió el divorcio— y, aunque Depp lo negó todo, el asunto fue a peor cuando la mujer publicó en The Washington Post una nota en la que afirmaba haber sido víctima de abusos. Aunque no mencionaba el nombre de Depp, su nombre parecía leerse entre líneas por lo que la prensa empezó a hacerse eco y el actor, finalmente, fue sustituido en las películas de la franquicia por el  Mads Mikkelsen.

Como consecuencia, Johnny Depp acabó denunciando por difamación a su exesposa, lo que ha provocado que en 2022 el juicio entre los dos actores sea televisado debido al carácter público que tiene la violencia doméstica. Al juicio acudieron celebridades como Elon Musk o James Franco, así como familiares y conocidos del actor.

J.K. Rowling y la transfobia

Aunque Depp fue el encargado de encender la llama del boicot a la saga, fue la propia autora del universo mágico la que hizo que la situación empeorara notablemente en el año 2020. Rowling, defensora del feminismo, publicó el 6 de junio un tuit en el que compartía un artículo en el que se mencionaba a las “personas que menstrúan”, mostrándose en contra del término pues consideraba que ya existía una palabra para ello: “Estoy segura de que solía haber una palabra para estas personas”, comenzaba, refiriéndose a la palabra mujer.

Sus seguidores no tardaron en llamarla TERF (trans-exclusionary radical feminist, es decir, feminismo radical que excluye al colectivo transgénero) y Rowling, lejos de cambiar su posición, continuó defendiendo su postura y avivando la llama.

“Si el sexo no es real, no hay atracción hacia un mismo sexo. Si el sexo no es real, la realidad de las mujeres de forma global se elimina. Conozco y quiero a personas trans, pero borrar el concepto de sexo elimina la habilidad de muchas de discutir sus vidas de manera significativa. Decir la verdad no es odio”, comentaba en su tuiter tan solo un día después. Meses antes, la autora ya se había posicionado a favor de Maya Forstater, una mujer que tuiteó que las mujeres trans no podían “cambiar su sexo biológico”, lo que la llevó a perder su puesto de trabajo.

Rowling siguió intentando defender su postura a través de un escrito en su web, publicado el 10 de junio, que tampoco fue del agrado de los fans. Como consecuencia, la autora empezó a ver cómo sus lectores, así como actores que habían participado en sus películas e incluso las editoriales que publican sus libros, se posicionaban en su contra. Y la consecuencia directa de todos estos actos la vivió su más reciente creación: las películas de Animales fantásticos, de las que fue apartada en la tarea de escribir los guiones.

Ezra Miller y sus múltiples detenciones

El escándalo más reciente que envuelve a la franquicia de Animales fantásticos lo ha protagonizado otro de los actores de las cintas: Ezra Miller, que ha interpretado a Credence Barebone en las tres entregas.

El actor lleva en el punto de mira de la prensa desde el año 2019, cuando se difundió un vídeo de Miller amenazando al Ku Kux Klan de Carolina del Norte. Un año más tarde, se viralizó otro vídeo del actor agrediendo a una mujer en Reikiavik, aunque este suceso no fue investigado por la policía.

Actualmente el actor es más conocido por sus arrestos que por sus vídeos, ya que ha protagonizado dos en el último mes: uno por acoso y alteración del orden público y otro por asalto en segundo grado.

El primero de ellos tuvo lugar en un bar de Hawái, en el que el actor “se puso nervioso cuando algunos clientes del bar comenzaron a cantar en el karaoke. Miller comenzó a gritarles obscenidades y llegó a quitarle el micrófono a una chica de 23 años (delito de desorden) y después se abalanzó contra un hombre de 32 que jugaba a los dardos (delito de acoso)”, declaró la policía en un comunicado recogido por Comicbook.

Ezra Miller en 'Animales fantásticos y dónde encontrarlos'.

El segundo tuvo lugar el pasado martes, cuando le solicitaron que se marchara de una reunión privada. El actor no se lo tomó bien y lanzó una silla a una joven de 26 años. El impacto le provocó un corte de medio centímetro en la frente.

Unos sucesos que no benefician a la saga de Animales fantásticos que tiene su futuro en el aire. Warner ha paralizado cualquier proyecto con el actor y ha retrasado el estreno de 'Flash', cinta de la que es protagonista, pero de continuar con la saga de Rowling no sería de extrañar que, al igual que Depp, fuera reemplazado.

Fracasos sin escándalos

Aunque en el caso de la saga de Rowling los escándalos que la envuelven han podido ocasionar sus bajas recaudaciones, a veces solo basta con un mal guion o una mala adaptación para que aquello que podría ser una nueva gallina de los huevos de oro se convierta en un fracaso en mayúsculas.

Marvel domina actualmente el mundo de los superhéroes pero antes de hacerlo sufrió una gran decepción al estrenar el 'Daredevil' de Ben Affleck. Las malas críticas y la mala recaudación hicieron que la adaptación no pasara de dos partes. Más éxito tuvo después, sin embargo, su adaptación al formato serie.

Sin embargo, no todo lo que funcionó sobre el papel funciona en la pantalla. Uno de los casos más notorios es el de la saga literaria de 'Cazadores de Sombras', escrita por Cassandra Clare. La saga superventas intentó adaptarse a la gran pantalla en 2013 siguiendo la estela de otras adaptaciones juveniles, como lo fue Los juegos del hambre. Sin embargo, fracasó en cines, como también lo acabó haciendo 'Shadowhunters', la serie de Freeform (emitida por Netflix en España) que intentó darle una nueva salida audiovisual a los libros.

COMPARTIR: