03 de octubre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El ballet Bolshói y Anna Netrebko aparecían entre los próximos eventos del teatro financiado con dinero público y donde está Yuri P. Korchagin

El embajador de Putin forma parte del círculo diplomático del Teatro Real, que mantenía su cartelera rusa

Exclusiva Yuri P. Korchagin, Vladimir Putin y el Teatro Real de Madrid.
Yuri P. Korchagin, Vladimir Putin y el Teatro Real de Madrid.
Mientras todo el mundo sanciona a Rusia, el Teatro Real de Madrid aún mantenía espectáculos de artistas rusos en sus próximos eventos: el ballet Bolshói y el concierto de Anna Netrebko. Elcierredigital.com ha indagado sobre la posible causa, que podría ir desde la presencia de Yuri P. Korchagin, embajador ruso, en su círculo diplomático hasta la financiación externa del teatro.

El mundo entero está sancionando a su manera a Rusia después de que el país iniciara la guerra con Ucrania. Desde las impuestas por parte de la OTAN hasta los vetos en el mundo del deporte y en el cultural, la población rusa empieza a notar las consecuencias de la decisión de su líder, Vladímir Putin.

Sin embargo, este no parece ser el caso del Teatro Real de Madrid, que mantenía en su programación dos eventos con artistas rusos que ya han sido cancelados mundialmente: el Ballet Bolshói y el concierto de Anna Netrebko y Yusif Eyvazov.

Elcierredigital.com ha intentado darle una explicación a esta situación contactando con el servicio de información del Teatro Real, que ha comunicado a este medio que de momento no tienen información y que “la programación sigue tal cual”, así lo afirmaban este jueves a última hora de la tarde. Las órdenes de cualquier cambio vendrían de dirección y los trabajadores no habían recibido ningún comunicado al respecto.

Debido a esta falta de información, que se extiende a sus redes sociales, no se ha podido esclarecer la causa. Sin embargo, según investigaciones de elcierredigital.com, sorprende observar que en la web del Teatro Real aparece el embajador de Rusia en España, Yuri P. Korchagin, como miembro del Círculo Diplomático de la institución. La iniciativa, que comenzó en 2014, “tiene por objeto estrechar lazos con los países representados por sus embajadores y propiciar así el necesario intercambio cultural que contribuya a consolidar la imagen del Teatro Real y de su proyecto artístico fuera de nuestras fronteras”, afirman en la misma web. Korchagin llevaría formando parte de este círculo desde sus inicios, junto a otros diez embajadores de países como China, Alemania, Reino Unido, Japón o Colombia.

Captura de pantalla extraída de la web del Teatro Real donde el embajador ruso Yuri P. Korchagin figura como miembro del Círculo Diplomático.

Otro dato a destacar, que puede ser determinante a la hora de que el Teatro Real decidiera mantener la programación establecida, es la financiación del mismo. Según un informe sobre sus fondos, la institución se financia en un 27% con dinero público y un 73% con ingresos privados, entre los que se incluyen entradas, abonos, patrocinio privado y otros ingresos. En el patrocinio privado, según se detalla en su página web, se podrían hacer patrocinios exclusivamente de proyectos como “una función de ópera, un concierto o un ballet”.

Mismos espectáculos, cancelados globalmente

A diferencia del Teatro Real madrileño, la Royal Opera House en Londres ya ha retirado el Ballet Bolshói de su programación. En su comunicado, anunciaban que “la temporada de verano del Ballet Bolshói en la Royal Opera House estaba en los últimos momentos de preparación. Desafortunadamente, bajo las circunstancias actuales la temporada no puede seguir adelante”.

Además de este ballet, el Royal & Derngate de Northampton canceló las actuaciones del Ballet Estatal de Siberia, que llevaba actuando en el país desde 2007.

Otro caso que permanece en la programación del Teatro Real pero se ha retirado del resto de teatros a nivel mundial es el de Anna Netrebko. La soprano es conocida por su vinculación a Vladímir Putin, lo que provocó que la Met Opera prescindiera de ella en sus próximas actuaciones. Posteriormente, la cantante anunció su retirada de los escenarios en los eventos venideros a la vez que rechazaba la guerra. Algo que no encaja teniendo en cuenta que el Teatro Real mantiene su próximo concierto con Yusif Eyvazov, que tendrá lugar el 25 de julio. Las entradas todavía pueden comprarse a través de la web.

Captura de pantalla de la web del Teatro Real en la que figura el Ballet Bolshói como próximo evento.

Similar al caso de Netrebko es el de Valery Gergiev, que es uno de los directores de orquesta rusos más célebres e importantes del mundo. El Carnegie Hall de la ciudad de Nueva York decidió prescindir de sus actuaciones del pasado fin de semana, cuando Gergiev iba a dirigir tres conciertos con la Filarmónica de Viena. El motivo no fue otro que su silencio. El director es amigo del presidente de la Federación Rusa, Vladímir Putin, y no ha aclarado públicamente su postura con respecto a la situación actual. El pianista ruso Denis Matsuev, con quien iba a actuar, tampoco fue recibido, ya que apoyó la anexión de Crimea a Rusia. El director también fue retirado de las próximas representaciones que iba a dirigir en la Scala de Milán.

Oposición nacional e internacional

Algunos artistas rusos se han posicionado firmemente contra las acciones de los dirigentes de la Federación Rusa, como es el caso de Semión Bychkov, un director de orquesta ruso que condenó en su página web la invasión y, refiriéndose a aquellos que deciden no pronunciarse, decía: “El silencio ante el mal se convierte en su cómplice y acaba por volverse su igual”. Un día después, anunciaba su retirada como director de la Orquesta Juvenil de Moscú, y afirmaba en su comunicado que “aquellos individuos que se atreven a oponerse a esta guerra ponen en peligro su propia vida”.

Por su parte, el director de orquesta Vladímir Yúrovski también condenó los ataques y se mostró asombrado por la situación, mientras que la directora del teatro Meyerhold de Moscú, Elena Kovalskaya, anunció su dimisión en las redes sociales y calificó al presidente ruso de asesino. Por otro lado, Kirill Savchenkov y Alexandra Sujareva han renunciado a representar a su país en la edición 59 de la Bienal de Venecia donde, finalmente, no habrá representación rusa.

Captura de pantalla de la web del Teatro Real en la que figura el próximo concierto de Anna Netrebko.

A nivel internacional las cancelaciones van más allá del veto a los artistas o compañías de Rusia. Han sido ya muchos los cantantes y grupos internacionales que han decidido anular sus conciertos y giras en la geografía rusa: Imagine Dragons, Green Day, Louis Tomlinson, Bring Me The Horizon…

En el mundo del cine, Disney, Warner y Sony han tomado la decisión de no estrenar en Rusia sus últimas películas. Además, el festival de Eurovisión ha decidido prescindir de la representación de Rusia durante este año, condenando así la invasión rusa a Ucrania. Algo que jamás ha hecho con Israel, país implicado, desde hace años, en una guerra activa contra el pueblo de Palestina.

COMPARTIR: