07 de octubre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

LOS actuales monarcas CARLOS GUSTAVO Y SILVIA SE CASARON EN 1976 TRAS CONOCERSE EN LOS Juegos Olímpicos DE MÚNICH en 1972

Nueva serie 'Las monarquías europeas' (I): Los Reyes de Suecia, infidelidades, rebeldía y amores prohibidos

El Cierre Digital en La Familia real sueca.
La Familia real sueca.
La monarquía sueca es una de las casas reales que más interés suscita a la prensa rosa. El romance entre el entonces príncipe Carlos Gustavo y la joven azafata Silvia Sommerlath ha dado lugar a una familia marcada por las infidelidades, los escándalos públicos o los amores prohibidos. La familia real sueca tiene el cariño del pueblo nórdico y sienten gran admiración por sus monarcas.

La monarquía de Suecia es una de las monarquía europeas que continúa vigente en el continente. El gobierno de Suecia se estableció de tal manera que la monarquía fuese constitucional con base en la democracia parlamentaria y bajo el reinado del monarca Carlos Gustavo desde el 15 de septiembre de 1973. La Familia Real Sueca reside en el Palacio de Drottnigholm, aunque en verano se trasladan a la residencia de Solliden, donde suelen recibir a la prensa. 

La casa real sueca, como cualquier institución monárquica, es una de las más discretas, aunque también ha tenido que hacer frente a escándalos que han intentado desestabilizar la imagen de familia real inquebrantable. Desde las supuestas infidelidades del rey Carlos Gustavo, el pasado relacionado con la ideología nazi del padre de la Reina Silvia hasta la anorexia que sufrió la princesa Victoria de Suecia en su juventud.

La casa Bernardotte

La actual casa real reinante en Suecia es la Casa Real Bernardotte y lleva vigente en el país nórdico desde 1818. Al igual que en Suecia, también reinó en Noruega hasta el año 1905. La casa fue fundada por uno de los mariscales del general Napoleón Jean Baptiste Jules Bernadotte y coronado en 1818 como el rey Carlos Juan XIV de Suecia y Carlos III de Noruega.

Carlos Juan XIV de Suecia.

El mariscal dio lugar a una de las dinastías más relevantes y longevas de Europa, cuya descendencia conforma una larga lista de nombres emparentados con la casa Bonaparte. Desde su fundación, los monarcas Oscar I, Carlos XV, Oscar II, Gustavo V, Gustavo VI y el actual monarca Carlos XVI han reinado en uno de los países nórdicos más relevantes de Europa.

El rey Carlos Gustavo y la reina Silvia de Suecia, un matrimonio al que homenajeó ABBA

Estocolmo ha sido testigo de los reinados de los monarcas descendientes de la Casa Bernardotte. Y el sucesor de su abuelo, el rey Gustavo VI de Suecia, no ha sido un monarca que haya dejado indiferente a sus súbditos. Desde su juventud, el joven príncipe ya tenía fama de 'playboy'. Sus aventuras amorosas eran conocidas entre los corrillos de palacio. 

Como cualquier heredero al trono, el príncipe estaba llamado a ser uno de los reyes más aclamados de Europa. Deportista, atractivo y de carácter misterioso, Carlos Gustavo debía de buscar una joven con la que poder reinar. Y no tardó en llegar.

La Reina Silvia junto al Rey Carlos Gustavo de Suecia.

La historia de los reyes de Suecia se originó en la celebración de los Juegos Olímpicos de Múnich en 1972. La joven Silvia Renata Sommerlath de Toledo, azafata de profesión, de ascendencia brasileña y alemana, ejercía como traductora durante el evento deportivo. Aunque lo suyo fue un flechazo en toda regla, hasta el fallecimiento del monarca tuvieron que llevar su relación en secreto, ya que el abuelo del entonces príncipe no aceptaba que su nieto contrajese matrimonio con una mujer que no proviniese de una familia real.

Boda de los reyes de Suecia.

Hasta 1976. La pareja formalizó su relación y posaron frente a la prensa en su pedida de mano. La historia culminó en una boda multitudinaria celebrada el 15 de junio de 1976 en la Catedral de Estocolmo y con la asistencia de 1200 invitados. Suecia aceptó a la joven “extranjera” e, incluso, el grupo musical ABBA homenajeó a la monarca con la conocida canción Dancing Queen. El matrimonio es uno de los más consolidados del panorama royal europeo a pesar de las continuas infidelidades por parte del rey, un hecho que ha desembocado en que la reina Silvia sea conocida como La Sufridora.

Victoria, la princesa heredera al trono sueco

El matrimonio de los monarcas en 1976 no tardó en traer descendencia. La pareja dio la bienvenida a su primera hija, la princesa Victoria en 1977. En el momento de su nacimiento, la Ley Sálica estaba vigente en el país y, por tanto, le impedía heredar el trono sueco. Un hecho que cambió ante una reforma constitucional.

La princesa Victoria de Suecia.

La juventud de Victoria estuvo marcada por la jura como futura princesa al cumplir la mayoría de edad, la presión social y sus problemas de salud derivados de la anorexia que padecía. Tras la confesión de sus problemas de conducta alimentaria se trasladó a Estados Unidos para tratarse. Su recuperación gracias al deporte fue el motivo que le llevó a conocer al amor de su vida y padre de sus hijos, Daniel Westling, su entrenador personal.

La princesa Victoria junto a su familia.

La pareja contrajo matrimonio en 2010 en una ceremonia a la que acudieron representantes de las principales Casas Reales Europeas y son padres de la princesa Estelle, quien forma parte de la nueva generación royal europea, y del príncipe Oscar.

Carlos Felipe y Magdalena : rebeldía, amores prohibidos y polémicas

Si la princesa heredera al trono no tuvo una juventud demasiado tranquila, sus hermanos no se quedaron atrás. El segundo hijo de los monarcas, el príncipe Carlos Felipe de Suecia vino al mundo en 1979. El joven príncipe se postuló como uno de los hombres más deseados del panorama real. Al igual que su padre, era atractivo, elegante y con pasión por los deportes, de hecho compite en carreras automovilísticas. Su fama de galán hizo que se le relacionara con mujeres. Una de sus parejas conocidas Emma Pernald, era una de las grandes amigas de su hermana, la princesa Magdalena de Suecia.

El Príncipe Carlos Felipe junto a su familia.

Tras su ruptura y para gran disgusto de su hermana, comenzó una relación con la modelo y stripper Sofía Hellqvist. El pasado de la joven no agradaba a la Familia Real y en especial, a su padre, quien no dudó en oponerse a la relación de su hijo. Contra todo pronóstico, el príncipe venció a las opiniones de su familia y contrajo matrimonio con la princesa Sofía el 13 de junio de 2015. La pareja tiene tres hijos en común : Julian, Gabrielle y Alexander. 

En 1982, el matrimonio presentaba a su tercera hija : la princesa Magdalena de Suecia. Una joven rubia y de ojos azules que desde pequeña impactó a los medios por su belleza. Con el paso del tiempo, la princesa Magdalena se convirtió en una de las jóvenes más atractivas de Europa e incluso se llegó a especular sobre su posible candidatura a ser Princesa de Asturias.

La princesa Magdalena y su familia.

Sin embargo, solo se quedó en rumores y sí que comenzó una relación con el futuro abogado Jonas Bergström e incluso se llegaron a comprometer. Un compromiso que se rompió debido a la infidelidad de él con una de las mejores amigas de la Princesa. No obstante, la boda no tardaría en llegar. La Princesa ha encontrado la estabilidad junto al empresario Chris O´Neill. La pareja se casó en 2013 y juntos han tenido a sus hijos Leonor, Nicolás y Adriana. La familia prefiere alejarse del foco mediático y residen en Miami.

COMPARTIR: