27 de mayo de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

EL DEFENSA MERENGUE POSEE LA MITAD DE LA GANADERÍA ALEJANDRO TALAVANTE Y SE ESTRENARÁ EL 13 DE ABRI EN UN FESTIVAL TAURINO EN PUEBLA DE SANCHO PÉREZ

Nacho Fernández, el capitán del Real Madrid que debuta ahora como ganadero de lidia con Talavante en Badajoz

Montaje de campo bravo, el torero Alejandro Talavante y el futbolista Nacho Fernández
Montaje de campo bravo, el torero Alejandro Talavante y el futbolista Nacho Fernández
El capitán del Real Madrid, Nacho Fernández, se estrena como ganadero en el festival que ha organizado su socio y amigo Alejandro Talavante en Puebla de Sancho Pérez, localidad de Badajoz. El defensa merengue dio el salto definitivo al mundo taurino en diciembre de 2022, aliado con el torero extremeño Alejandro Talavante con el 50 por ciento de la ganadería Talavante. Ahora, debutará el 13 de abril en el 'campo' de la Tauromaquia.

El futbolista del Real Madrid Nacho Fernández Iglesias ha dado un salto desde el campo de fútbol a los ruedos para debutar como ganadero en solitario en la que es su otra gran pasión: la Tauromaquia. El próximo 13 de abril de 2024, en la localidad pacense de Puebla de Sancho Pérez, su socio, gran amigo y torero Alejandro Talavante ha organizado un festival taurino —además de encierros populares— en el que Fernández debutará como ganadero.

Nacho Fernández dio el salto al mundo taurino en diciembre de 2022, cuando el defensa se asoció con el torero extremeño Alejandro Talavante, con quien ya guardaba una muy buena relación desde hace años, y compró el 50 por ciento de la ganadería Talavante, propiedad del matador.

Alejandro Talavante y Nacho Fernández en la finca del primero

En el apartado futbolístico, Nacho Fernández debutó en 2009 en el club de su vida, el Real Madrid, donde ha desarrollado una brillante carrera deportiva. Pero siempre ha compaginado el fútbol con su otra gran pasión, la tauromaquia.

Una afición que viene de familia


Ignacio Fernandez Iglesias nació un 18 de enero de 1990 en la localidad madrileña de Alcalá de Henares, de la que guarda un gran cariño aquel niño que soñaba con ser futbolista y donde le han rendido numerosos homenajes a lo largo de su carrera. Desde su infancia, el madrileño siempre ha sido un gran aficionado a la Tauromaquia, afición que ha heredado de su padre, Jose María Fernández, y que nunca ha escondido, al igual que otros compañeros de profesión como Sergio Ramos, Dani Ceballos, Raúl González Blanco o Joaquín Sánchez. De hecho, en numerosas ocasiones se ha dejado ver por los tendidos, y más aún si es para ver torear su buen amigo y socio Alejandro Talavante.

Dani Ceballos y Nacho Fernández en la Plaza de Toros de Las Ventas

En el año 2010 el matador de toros Alejandro Talavante, con tan solo 20 años, decidió cumplir su sueño de crear la ganadería Talavante. Para ello, compró vacas y sementales de tres de las ganaderías más afamadas del campo bravo. Primero, de la ganadería Núñez del Cuvillo, a la que añadió posteriormente reses de la divisa Garcigrande y Domingo Hernández, ambas de la ciudad charra. Para Nacho, asociarse con el torero en 2022 fue el lanzamiento definitivo de una empresa en la que ya había dado pequeños pasos previamente.

Lejos de los terrenos de juego y los ruedos, Nacho ha crecido en el seno de una familia que ha trasmitido como valores el esfuerzo y el sacrificio. Sus padres, Maite Iglesias y José María (Chema) Fernández hicieron verdaderos 'malabares' para que sus hijos Nacho Álex, pudieran acudir a los entrenamientos en Valdebebas. Además de ser futbolistas, ambos están licenciados en el grado de INEF. Además de Álex, Nacho también tiene una hermana, Maite, la pequeña de los tres.

Maite Iglesias junto a su marido Chema Fernández y sus hijos, Álex, Maite y Nacho

Para Nacho la familia siempre ha sido un pilar muy importante. Así, en sus redes sociales acostumbra a publicar instantáneas junto a sus padres, hermanos y abuela. El defensa mantiene una relación con su actual mujer, María Cortés, desde los 14 años. La joven, nacida en el seno de una familia de militares, mantiene un perfil discreto frente a los medios de comunicación. La pareja pasó por el altar en 2014, en una ceremonia celebrada en la iglesia de la Asunción en la localidad de Meco. Tras nueve años de matrimonio, la pareja vive feliz junto a sus cuatro hijos Alejandra, Nacho, Guillermo y Lola.

El golpe más duro

A pesar de las lesiones en el terreno de juego o las derrotas deportivas, con tan solo doce años el defensa recibió un golpe muy duro que puso contra las cuerdas su sueño de llegar a triunfar en el mundo del fútbol. En mayo de 2018, el madrileño confesó en una entrevista para el diario El Mundo que en plena adolescencia fue diagnosticado con diabetes tipo 1. Tal y como declaró "me tuve que quedar ingresado en el hospital varios días y lo peor es que me perdí el torneo".

Nacho Fernández en un partido con el Real Madrid CF

Además puntualizó que "la doctora que me atendió me dijo que no iba a poder jugar al fútbol nunca más". Sus padres, buscaron segundas opiniones médicas e indagaron sobre la enfermedad que podía llegar a truncar la carrera de su hijo. No obstante, el defensa y su familia vieron luz al final del túnel. "El doctor Ramírez me explicó que el deporte era fundamental para las personas diabéticas, que por supuesto podría jugar al fútbol".

COMPARTIR: